Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Macías acusa a España de haber asesinado a millones de personas

En círculos diplomáticos consultados por Europa Press se interpretan los duros ataques del presidente de Guinea Ecuatorial, Francisco Macías, contra España y su Gobierno, como una de las consecuencias que eran previsibles una vez que fuera levantada la declaración de materia reservada sobre todo lo concerniente a dicho país. Por otra parte, los proyectos de cooperación que España tenía con Guinea para la reparación de la autopista de Bata y la traída de aguas a dicha ciudad, han quedado congelados. Se mantiene la asistencia aeronáutica entre ambos países.Uno de los aspectos que más ha suscitado las iras de Macías ha sido precisamente la publicación del libro Guinea: Macías, la ley del silencio, de Ramón García Domínguez, periodista que desempeñó las tareas de educador en Guinea, durante dos años, y dio clase incluso a los hijos de Macías.

El discurso que Macías pronunció el pasado 5 de marzo en la ciudad de Bata fue muy largo. Entre las acusaciones lanzadas contra nuestro país figura el asesinato de millones de españoles, de millones de guineanos y de millones de indios hispanoamericanos, al tiempo que acusa al Gobierno español de haber arrojado a la prensa española contra él, entre otras cosas.

Este discurso, que fuentes competentes han calificado de injurioso, fue motivo de una nota de protesta por parte española el pasado día 10. No hubo respuesta por parte del Gobierno guineano y el día 15 fue llamado a Madrid el representante de negocios español, señor Sánchez Jara, quien se encuentra en la capital española desde el pasado día 17.

Asimismo, Logos afirma que unos doscientos españoles se encuentran en las dos provincias de Guinea Ecuatorial: Río Muni, continental, y Fernando Poo.

Según han comunicado a dicha agencia en la Oficina de Información Diplomática, la colonia española residente en Guinea se encuentra tranquila y sin la menor novedad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 24 de marzo de 1977

Más información

  • Guinea: sólo se mantiene la asistencia aeronáutica