Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El cadáver encontrado en Zarauz no parece ser el de "Pertur"

Todavía no ha podido ser identificado el cadáver del joven encontrado el día 10 dentro de una tumba en el cementerio de Unzain, de la localidad guipuzcoana de Zarauz. A pesar de los rumores que han corrido en el día de hoy en el sentido de que pudiera tratarse del militante de ETA Eduardo Moreno Bergareche, Pertur, desaparecido el pasado día 20 de julio, la familia de Pertur ha desmentido que se trate de él. «En ningún momento -han declarado a EL PAIS- hemos pensado que pudiera tratarse de él».

Asimismo, una familia de Bilbao, cuyo hijo había desaparecido no hace mucho tiempo, se desplazó ayer por la mañana a Zarauz para conocer el cadáver si bien éste no correspondía al de su hijo.Como se sabrá, el hallazgo de un cadáver dentro de una tumba de este cementerio, durante el día de ayer, ha despertado el misterio en torno a quién pudiera tratarse. Según declaraciones del forense, el cadáver mide 1,77 metros, tiene una complexión fuerte y robusta y se encuentra en proceso de descomposición, por lo que se su pone que lleva varias semanas muerto, Su cara negra puede ser debido a una hemorragia. Estaba envuelto en un saco de dormir y tenía la cara descubierta. En el bolsillo se encontraron siete balas, algunas monedas y un reloj de bolsillo. Al contrario de las informaciones que se han publicado en el sentido de que estaba envuelto en una ikurriña, no es cierto, sino que estaba al lado y en la ikurriña estaban impresas las siglas de ETA.

La Policía ha procedido a hacer numerosas investigaciones. En este sentido se han levantado diversas muestras del pellejo de los dedos del cadáver para poderlas identificar mediante las huellas dactilares. Como se sabe, el cadáver fue descubierto el día 10 a las 5.30 de la tarde, cuando una mujer acudió al cementerio para visitar la tumba de su hijo y descubrió que estaba la losa movida. Después de avisar al sepulturero, éste descorrió la losa y pudo comprobar que en su interior se encontraba el cadáver con la ikurriña.

En estos momentos el cadáver se encuentra en el cementerio de Zarauz expuesto al público para que pueda acudir cualquier persona que dé algún dato que facilite su identificación y, posteriormente, quizá en el día de hoy, será hecha la autopsia que pueda aportar más datos. Según ha informado el sepulturero del cementerio, el cadáver tuvo que ser introducido en la tumba en el término de las últimas 48 horas anteriores al descubrimiento, ya que él había realizado una inspección por la zona y no encontró nada anormal. Por lo que se refiere al municipio de Zarauz, no se ha producido ninguna denuncia por desaparición. La Policía de San Sebastián ha declarado que todavía no tiene datos suficientes para poder sacar conclusión es en torno a este hecho, ya que lo más importante es proceder a su identificación que no se ha conseguido. No tiene ninguna herida de bala y sí parece que puede haber tenido una fuerte contusión en la cabeza. En cuanto a la descomposición se pudo haber iniciado hace un mes. Según el forense, debe llevar varias semanas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de febrero de 1977

Más información

  • No tiene ninguna herida de bala