Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Más de dos mil personas en el entierro de un trabajador

Una gran manifestación constituyó ayer tarde, en Chirivella (Valencia), el sepelio de José Vicente Casabany, de 31 años de edad, trabajador de la empresa Aisina, que falleció el día 7 a consecuencia de un ataque cardíaco, cuando, en compañía de un grupo de trabajadores, se dirigía por la calle para participar en una manifestación.

Asistieron al entierro unas 2.500 personas, en su mayoría trabajadores y jóvenes. El féretro fue escoltado por 32 coronas de flores con textos alusivos a Comisiones Obreras y libertades democráticas. Tras las coronas figuraban dos pancartas y una bandera comunista.

El cortejo fúnebre fue del domicilio al templo parroquial, donde se ofició la ceremonia religiosa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 9 de enero de 1977

Más información

  • Había fallecido en una manifestación