FC BARCELONA

Ansu Fati se opera de nuevo de la rodilla

El extremo del Barcelona, lesionado desde noviembre, se somete en Oporto a otra artroscopia en la rodilla izquierda y se perderá los Juegos y la Eurocopa

Ansu Fati, en su último encuentro con el Barcelona, en noviembre.
Ansu Fati, en su último encuentro con el Barcelona, en noviembre.ALBERT GEA / Reuters

El 9 de noviembre empezó el calvario de Ansu Fati (18 años) con la rodilla izquierda. Fue en un duelo contra el Betis y desde entonces no coincide con la pelota, sino que además de su familia, se rodea de rehabilitadores, traumatólogos y médicos. Y este jueves por la tarde el extremo del Barcelona se ha sometido en Oporto a una nueva artroscopia diagnóstica, la tercera según varias fuentes médicas. Además, en esta ocasión, la ha realizado un doctor nuevo, el portugués Jose Carlos Noronha, jefe de los servicios médicos de la selección lusa.

Fati se perderá los Juegos Olímpicos y la Eurocopa, opción clara del seleccionador Luis Enrique, como evidenció en las últimas convocatorias cuando el extremo estaba en plena forma, pues en 10 encuentros con el Barcelona logró cinco tantos y repartió cuatro asistencias. “Es el futuro del Barça”, le piropeó Koeman.

Hasta ahora, el doctor Ramon Cugat se ocupaba del futbolista y desde la familia de Ansu solo tienen palabras de agradecimiento por el trato, por más que no se haya visto una evolución favorable, pues el tiempo de baja estaba estimado en cuatro meses y ya va por el sexto. Durante la primera fase, es posible que se acelerara el proceso y quizá se hicieron cargas de trabajo demasiado exigentes, lo que derivó en una inflamación de la articulación además de que se soltaron los puntos de sutura. Por eso, tras la segunda artroscopia, se hizo un tratamiento más conservador. Pero tras un mes y medio y al incrementar de nuevo la carga de trabajo, la rodilla volvió a inflamarse. Y ahí es donde está el problema. El club quiere contar con el futbolista cuanto antes –hasta barajaba la posibilidad de extraerle el menisco, cosa que no quiere el jugador porque sería una solución a corto plazo– y el traumatólogo catalán es partidario de aplicar la paciencia y, sobre todo, de conservar el menisco, que es vital para evitar futuras lesiones en tanto que protector del cartílago de la articulación.

Más información

Los traumatólogos del Barcelona creen que a Ansu se le soltó uno de los anclajes de la sutura –flap, como se denomina médicamente–, lo que provoca la inflamación de la rodilla. “Que pase eso, que se desenganche, es algo muy frecuente. No es culpa del doctor, sino que ocurre al tirar demasiado o al haber demasiada tensión sobre los puntos de sutura”, señala un reconocido traumatólogo especialista en el deporte que prefiere guardar el anonimato; “pero mediante diagnósticos complementarios es muy difícil saber si hay o no flap, por lo que la artroscopia dirá”, añade.

Ansu confía en que no sea así, porque de haberlo, es recomendable sacar el menisco, que estaría colgando y lesionando la rodilla. La extracción del menisco le ayudaría en estos primeros años, pero con el paso del tiempo podría erosionar una articulación que ya tiene desgastada. Desde el club, siempre celosos con la información médica, solo han notificado que ha pasado por el quirófano. Así que ahora queda por ver cuándo puede volver a calzarse las botas.

Puedes seguir a DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50