Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Duggan acerca al Barcelona femenino a las semifinales de la Champions

Las azulgrana resuelven la ida de los cuartos con dos goles de la británica y un gran juego colectivo ante el LSK noruego

Toni Duggan celebra el primer gol del Barça. Ampliar foto
Toni Duggan celebra el primer gol del Barça. AP

En poco más de media hora de partido el Barcelona femenino se perfiló para jugar las semifinales de la Liga de Campeones como ya hizo hace dos temporadas. Eliminatoria, que, en todo caso, alcanzará si certifica en Lillestrøm, al sur de Noruega, su victoria de este miércoles. Visto lo visto no parece demasiado complicado.

Las jugadoras de Lluís Cortés, animadas por ese reciente golpe en el Wanda que les permite seguir soñando con la Liga Iberdrola —aunque esta vez fueron a verlas 5.563 personas, no 60.000—, se impusieron con el toque desde los primeros minutos. Eléctricas.

El Barça batió a Fiskerstrand por primera vez cuando apenas habían pasado tres minutos. Torrejón llegó prácticamente a la línea de fondo y cedió el balón atrás, exactamente igual que había hecho pocos minutos antes. Esta vez, Duggan, con la derecha, no erró. Por algo es la máxima goleadora del equipo. En un abrir y cerrar de ojos, las azulgrana mandaban en el marcador, además de en el juego.

Importó poco que las noruegas fueran más grandes, más altas, más fuertes. El fútbol volvía una y otra vez a las botas del Barcelona, vencidas solo sus futbolistas en los saques de esquina, en las jugadas divididas. Ahí se imponían las centrales del LSK. Lo comprobaría en el segundo tiempo Paños con un cabezazo que la obligó a estirarse maravillosamente para guardar su portería. Fue una de las pocas ocasiones en las que le tocó lucir palmito. Porque no les bastó con el físico a las nórdicas, fútil su repliegue los primeros 15 minutos, incapaces de reaccionar tras un primer tiempo demoledor del equipo español. Fueron 21 chuts para el Barça, siete a puerta; uno para el LSK.

BARCELONA, 3; LSK KVINNER, 0

Barcelona: Paños; Torrejón, María León, Pereira, Melanie; Hamraoui (Bonmati, m. 64), Losada, Alexia; Mariona, Duggan (Andressa, m. 69) y Martens (Andonova, m. 77). No utilizadas: Tajonar; Ouahabi, Andújar y Pina.

LSK Kvinner: Fiskerstrand, Wold, Gausdal, Haavi, Hansen (Asland, m. 80), Syrstad, Reiten, Thorsnes (Ellingsen, m. 89), Suphellen, Sønstevold y Bachor. No utilizadas: Norstrom; Woldvik, Ruud y Haug.

Goles: 1-0. M. 3. Duggan. 2-0. M. 24. Duggan. 3-0. M. 36. Mariona (de penalti).

Árbitra: Riem Hussein (Alemania). Mostró tarjeta amarilla a Thorsnes.

MiniEstadi. 5.563 espectadores. Partido de ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones femenina.

Con Hamraoui —probablemente la única que competía en altura y poderío físico con las jugadoras del LSK—, de capitana general en la medular y bien resguardada por Mapi León atrás; con Melanie y Torrejón como agitadoras del juego en las bandas; Duggan —imposible quitarle la pelota. Literalmente. Lo demostró en una acción en el centro del campo— y Martens, vertical e incisiva, un dolor de muelas para Wold, se divertían en busca del gol. Y lo encontraron.

Al tiempo que recortes y croquetas se festejaban en el Miniestadi, los tantos dieron tranquilidad a las locales. El segundo fue, de nuevo, obra de Duggan, esta vez desde el flanco izquierdo. Y con la izquierda. Tras una deliciosa acción de Melanie y Martens. Apenas diez minutos después, sentenció Mariona desde los once metros.

Solo entonces adelantó sus líneas el LSK y se centró más en la creación. Le cedió la pelota el Barça y se tomó un respiro. Tuvo más trabajo Mapi León, exigida por esa banda derecha. Pero guardó perfectamente sus espaldas el Barcelona. Y terminó venciéndose el rival, que recuperó el repliegue. Mejor encomendarse a la vuelta, debió pensar. Aunque no parecía la mejor opción. Y lo festejaron las azulgrana.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información