LALIGA SANTANDER | VALENCIA, 1 - BARCELONA, 1

El Barça, casi 1.000 pases frente a un muro

El equipo de Valverde logra el registro más alto en LaLiga desde 2012

Busquets y Rakitic disputan el balón con Carlos Soler.
Busquets y Rakitic disputan el balón con Carlos Soler. Kai Försterling / EFE

Marcelino, técnico del Valencia, ha conseguido levantar de nuevo una empalizada alrededor del meta brasileño Neto. El muro blanquinegro ha recuperado la solidez que lo acompañó la temporada pasada. La tropa del murciélago recibía al Barça en el mejor momento de la temporada tras un inicio irregular. Resistió el Valencia, que en los últimos cinco partidos sólo ha encajado dos goles, con cita en Old Trafford en Liga de Campeones incluida y la visita del Barça, que contaba con la tecnología necesaria, esto es, Leo Messi, para dinamitar ese muro.

Más información

Pero el Barcelona no encontró la rendija ni con un espectacular registro de pases: 991, no solo el dato más alto del conjunto azulgrana este curso (incluyendo todas las competiciones), sino el mayor número de toques hacia un compañero en cualquier equipo en esta Liga (batiendo al propio Barça con 876 pases ante el Alavés). Es más, el casi millar de pases son la tercera marca más alta almenos desde la temporada 2005-2006, según Opta. Las dos anteriores son también del Barça, y ambas frente al Levante: 1.046 pases en un duelo de 2011 y 1.035 el año siguiente. Contra el Tottenham la semana pasada en la Champions, los barcelonistas dieron 681.

“Esperábamos algún pase filtrado para ganar el partido, pero no ha llegado”, comentó Ernesto Valverde. “Cada uno ha jugado a su estilo. Ha sido un partido muy disputado en el que la primera jugada, su gol, nos ha aturdido. Luego se metían muy atrás, han estado muy solidarios, muy juntos. Era una lucha permantente”, añadió el entrenador azulgrana, que destacó el papel de Arthur, el jugador con más pases, 134 —“ese es nuestro estilo”, definió—, y que lamentó esa dinámica en la que esta temporada les toca “tener otra vez que remontar”.

“Me sabe a muy poco el empate. El Barça tuvo posesión, pero no nos creó casi nada. Nosotros tuvimos ocasiones muy peligrosas. En la segunda parte tuvieron el balón, pero sin profundidad. Es una pena no haber logrado la victoria porque la merecimos”, expresó Marcelino. “Es imposible aguantar todo el partido la presión alta porque ellos tienen muy buena salida y con espacios son letales”, añadió el entrenador asturiano, que se felicitó por haber demostrado “ser competitivos en una semana contra Manchester United y Barcelona”.

Valencia y Barça coleccionaron cada uno el mismo número de pases, pero el conjunto de Valverde tuvo mucho más la posesión, un 75,5%. Ni eso ni el gran registro de pases le sirvió para evitar encadenar su cuarta jornada seguida sin ganar en LaLiga: Girona, Leganés, Athletic y Valencia. Los 15 puntos sumados en estas ocho jornadas son su registro más bajo desde 2005-2006, el curso en el que finalmente ganaría la Liga y la Champions.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50