Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Messi busca rival en LaLiga

El Barça defiende un título ante el Atlético revitalizado de Griezmann y un Madrid que apela al sentido de equipo ante la baja de Cristiano

Messi y Griezmann, en el último Atlético-Barça en el Metropolitano. En vídeo: Declaraciones del entrenador del Barça, Ernesto Valverde.

LaLiga empieza hoy en Girona con el foco puesto en el Atlético, radiante campeón de la Supercopa de Europa y verdugo del Madrid, que no perdía una final internacional desde el 2000, después de 13 títulos, tantos como Champions. La jornada inaugural depara ya para el lunes la visita de los rojiblancos a Mestalla. Tampoco será un campeonato cualquiera para el Valencia porque en marzo cumple su centenario en plenas Fallas. El Valencia, campeón en la temporada 2003-2004, y el Atlético, ganador en 2013-2014, han sido los únicos equipos que han roto el bipartidismo en los últimos 15 cursos: nueve títulos lleva el Barcelona por cuatro el Madrid.

Las nueve ligas del Barça son las nueve que cuenta Messi. Aumenta el protagonismo del rosarino a sus 31 años. Ya es el azulgrana más laureado, con 33 títulos, y ejerce de capitán con una solemnidad desacostumbrada en el Camp Nou. Al 10 se le ve concentrado en el Barça después de renunciar momentáneamente a la selección argentina y de la partida de Cristiano. Messi ya se acostumbró a jugar también sin Neymar y ahora deberá buscar nuevos socios con la salida de Iniesta. El rosarino está contento con los fichajes mientras Valverde juega con los dibujos del equipo sin olvidar que la marca es el 4-3-3.

La flexibilidad de los azulgrana sorprendente tanto a los rivales como a los analistas del Camp Nou para no ser repetitivos en LaLiga. El club, sin embargo, está hipnotizado por la Champions después de la caída de Roma. La declaración de intenciones en Barcelona contrasta con la del Bernabéu. Lopetegui se refirió a LaLiga como objetivo nada más perder con el Atlético quizá porque ningún torneo condiciona más que la Copa de Europa.

A veces parece como si las figuras del Madrid se hubieran saciado de la Champions, después de ganar cuatro de las últimas cinco, y ahora aspiraran a mejorar sus salarios en consonancia con su cartel en Europa. A las estrellas azulgrana les ocurre lo contrario: necesitan reconquistar el trofeo más preciado para justificar unos contratos fabulosos que han dejado la masa salarial del club en un 84%. No las tienen todas consigo en el Camp Nou y no se fían de Florentino Pérez después de que perdiera a CR y Zidane, renunciara a Neymar y fichara a un portero (Courtois) cuando se suponía que necesitaba un ariete por el adiós de CR. El mercado aún no está cerrado y puede que lleguen más refuerzos que el de Vinicius.

Aval a Lopetegui

Los internacionales avalan a Lopetegui. Hablan de su sentido de equipo y suponen que el Madrid será más regular que en la pasada liga. Isco y Asensio, y por supuesto Bale, tendrán la continuidad que reclamaban con Zidane. Las dudas del Madrid contrastan con la felicidad del Atlético. La incorporación de jugadores como Rodri y Lemar compensa las bajas de futbolistas emblemáticos como Gabi y el Niño Torres. La renovación de Griezmann, después de rechazar al Barça, tuvo un efecto revitalizador: el francés es hoy quien desafía a Messi. No se duda tampoco del Cholo Simeone ante Valverde y Lopetegui.

Messi busca rival en LaLiga

Hay cinco entrenadores argentinos por 15 de españoles en un torneo marcado por tres novedades: el calendario es asimétrico, se prevé que algún partido se dispute en Estados Unidos y se aplicará el VAR. El juego se interrumpirá más a menudo, circunstancia que favorecerá la estrategia y el fútbol de transiciones visto en Rusia, y se ampliará el negocio para suerte del espectador y desdicha del aficionado que cada vez tendrá más difícil pagar una entrada o abono para acudir al Camp Nou o al Bernabéu.

El romanticismo ha quedado tan obsoleto ante la industria del espectáculo que el Athletic no sabe cómo invertir los 80 millones del traspaso de Kepa al Chelsea. No tiene a quien fichar, condicionado por su política de jugadores vascos, orgulloso de su San Mamés. Acaso su situación incidirá en la rivalidad con la Real. El centro neurálgico de LaLiga, sin embargo, ya no se sitúa en el País Vasco, sino en la Comunidad de Madrid, que cuenta con hasta cinco equipos: Getafe, Leganés, Rayo, Atlético y Madrid.

Hay muchas variables en un año postmundialista en que la clase media difícilmente permitirá que el campeón pierda solo un partido, el penúltimo, como pasó la temporada pasada con el Barça de Messi. El 10 busca rival después de anotar que la final de la Champions se jugará en el Wanda, el campo del Atlético, hoy supercampeón de Europa.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información