Sufriendo las tormentas

Tras comenzar de la mejor manera, tuvimos la peor jornada que recuerdo en una Volvo

Xabi Fernández a bordo del Mapfre.
Xabi Fernández a bordo del Mapfre.MAPFRE

Hola a todos:

Más información

¡Aquí seguimos en esta octava etapa sin descanso! ¡La vedad es que, una vez más, esta regata no nos da ningún respiro! Después de una parada muy buena en Itajaí, donde nos trataron como si estuviéramos en casa, la lucha ha vuelto en el mar y por ahora no puedo deciros que vaya muy bien para nosotros…

La salida fue impecable y los primeros tres días también. Después de ciertos errores pequeños -o más que errores, situaciones de regata- estábamos viajando en tercera plaza con relativa comodidad, hasta que ayer por la noche pasamos una de las peores noches que yo recuerde en esta regata y en las cuatro anteriores Volvo Ocean Race que he hecho. Dos tormentas enormes, que se formaron increíblemente rápido en nuestra proa y descargaron todo su potencial exactamente encima del MAPFRE, nos hicieron perder más de 30 millas con nuestros competidores, que se situaban a menos de cuatro millas en el momento en el que la tormenta empezó.

Lluvias torrenciales y un mar de relámpagos pasaron justo por encima, la peor parte donde puede pasar una tormenta ya que si pasa sobre todo por barlovento normalmente te da un empujón de los que nos gusta, pero esta vez lo que nos dio fue lluvia y desesperación. Viento variable en círculos e infinidad de maniobras para intentar mantener la proa del MAPFRE apuntando hacia el norte, pero no fue nada fácil.

El resultado, como he dicho antes, es que ahora estamos en sexta posición a más de 55 millas del primer barco, por lo que nos toca pelear cada metro para intentar pillarles lo antes posible y que la distancia no se convierta en demasiado grande y no nos quedemos con sistemas meteorológicos diferentes.

El ánimo sigue intacto, pero obviamente ha dolido quedarnos atrás tan pronto en esta etapa, que es tan importante para nosotros y que tan bien hemos preparado. Juan [Vila] sigue buscando cada pequeña opción que pueda surgir para recortar distancia, así que una cosa sí os puedo decir: ¡Estamos en buenas manos!

Por lo demás, todo bien a bordo. Un poco cansados después de una noche terrible, pero poco a poco vamos recuperando esas horas de sueño que nos dan la vida.

¡Un abrazo a todos!

Xabi.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción