Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Causeur y Campazzo abruman al Panathinaikos

El Real Madrid se apunta una victoria estratégica rumbo a cuartos con 26 puntos del escolta francés y una exhibición de despliegue del base argentino (92-75)

Campazzo intenta un pase ante Calathes
Campazzo intenta un pase ante Calathes EFE

María Elena, la madre de Facundo Campazzo, llevó a su hijo a los 13 años al polideportivo municipal de Córdoba para matricularle “en lo que fuera”, porque necesitaba canalizar su hiperactividad. Los desvelos y cuidados de la mujer tienen estos días homenaje y recompensa con la imponente exhibición de intensidad y carácter de su niño vestido de blanco. La novia madrileña de Fabien Causeur, Lucy, fue una de las grandes artífices de la llegada del francés a la capital el pasado verano, y el que será su esposo este 2018 puso en valor la apuesta con su mejor partido europeo en el Madrid. Entre Campazzo (15 puntos, 5 rebotes, 5 asistencias, 2 robos y 28 de valoración) y Causeur (26 puntos, 4 rebotes, 4 asistencias y 29 de valoración) rindieron al Panathinaikos (92-75) en un Día de la Mujer histórico que deja al conjunto de Laso más cerca del objetivo de la cuarta plaza rumbo al playoffde cuartos. Todo sin Doncic y con un Tavares dominante.

La intimidación del cavoberdiano impulsó al Madrid hasta un 8-0 de parcial en apenas tres minutos, con cuatro puntos, dos rebotes y dos tapones de su torre. Cogió tanto respeto el Panathinaikos a acercarse al aro de su rival que comenzó a lanzar triples con un éxito notable. Dos aciertos de Rivers sumados a los de Calathes y Singleton corrigieron a lo grande el desenfoque griego con un contundente 2-16 que desmintió el efervescente inicio blanco (10-16, m. 7). Comenzó Laso a agitar el banquillo en busca de soluciones y encontró rápido a Causeur.

El escolta francés tuvo una espectacular aparición en el segundo cuarto. Anotó el empate a 21 en el minuto 11 y completó su espectacular secuencia con el empate a 32 en el 16. En poco más de cinco minutos, 11 puntos, con 4 de 4 en tiros de dos y 1 de 2 en triples (además de dos rebotes un robo y una asistencia) para contener a un correoso Panathinaikos. Los puntos del francés y la abrumadora aportación de Campazzo fueron los mejores argumentos del Madrid en una primera mitad en la que el conjunto de Xavi Pascual arrasó en el rebote (19-27) y disimuló con seis triples su pobre 25% en tiros de dos (7 de 27). Justo el negativo de la estadística blanca, lastrada por el 2 de 12 en triples (38-37, m. 20). Al cuadro griego no le dio el depósito y las cuentas al final quedaron en un 38-42 en rebotes y 9 de 34 desde la línea de 6,75.

Para equilibrar el reparto de esfuerzos y minutos, tuvo carrete un correcto Randle como repuesto de Doncic —lesionado en el bíceps femoral de la pierna izquierda con un periodo estimado de baja de dos semanas, según la Federación eslovena—. Abiertas las oposiciones a compensar la media productiva de Doncic, Causeur reclamó galones y focos y se sumó a la causa de un atómico Campazzo.

De nuevo con el francés como estilete, el Madrid marcó territorio a la vuelta de vestuarios con otro parcial de 8-2 que después creció hasta un 17-5, con cinco puntos más de Causeur que descosieron el marcador (56-42, m. 26). Se defendió el Panathinaikos con Rivers y James y exprimió Pascual su pizarra en otro episodio de su duelo con Laso.

En tiempos de clásicos, Laso le ganó a Pascual 9 de los 13 títulos que suma como técnico madridista y el técnico de Gavá logró ante Laso los últimos 5 trofeos de los 12 que alzó en el Barça. Pero el manejo intenso y febril de Campazzo y el acierto de Causeur dinamitaron el tacticismo, abrumaron a su rival y lideraron el despegue definitivo del Madrid hasta una victoria estratégica. A los blancos les restan cinco encuentros (Armani, Valencia, Zalgiris, Estrella Roja y Brose) para cerrar la liga regular y dependen de sí mismos para asegurar el factor cancha a favor en el playoff de cuartos. A la espera de la disputa del Zalgiris-Fenerbahçe, los de Laso aventajan en un partido a Panathinaikos y Khimki, en dos a Maccabi y en tres al Baskonia, que mantiene la pelea por entrar en el top-8. "En el inicio del tercer cuarto tiramos por la borda todo lo que habíamos hecho. Me voy enfadado porque no hemos competido en la segunda mitad y hemos encajado 54 puntos. Estamos en un mal momento desde que empezó febrero, pero si recuperamos nuestro nivel somos un equipo peligroso para cualquiera", resumió Pascual. "Nos costó imponer nuestro ritmo en el partido pero lo logramos en el segundo tiempo. Quedan cinco partidos y seguimos en la pelea. No hemos hecho un gran partido pero me voy muy contento porque cometimos muy pocos errores y defendimos muy bien. Causeur ha hecho un gran partido, pero todos han sido importantes. Ellos se centraron en la defensa de Carroll y Fabien supo encontrar su espacio", completó Laso que explicó que Doncic "no tiene una lesión grave, pero tiene una pequeña rotura y estará fuera al menos unos 10 días", contó.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información