Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Nos jugamos la temporada frente al PSG”

Los jugadores no titubean al afirmar que el presente y el futuro dependen de la Champions y Zidane asegura que los suyos lo afrontan con una motivación extra

Zidane durante el partido.
Zidane durante el partido. EFE

A cuatros días del PSG, no tuvo rival el Real Madrid. Se esperaba a la Real Sociedad, pero su visita se limitó únicamente a presentarse en Chamartín. No compareció el equipo de Eusebio Sacristán y no pudo testearse mucho el de Zidane. Sí gustarse y reforzar su mermada confianza de cara al todo o nada que les espera en Europa. Tan trascendental es la cita que el club no tardó ni un segundo en empezar a calentar a la masa social. Pitó Hernández Hernández y el himno de la Champions retumbó por la megafonía del estadio y en los marcadores se proyectaron los goles de Glasgow, Lisboa, Milán y Cardiff. El capitán, Sergio Ramos, confirmó que el presente y el futuro dependen de esta eliminatoria. "Nos jugamos la temporada frente al PSG", aseguró el camero, que no negó que ayer la mente estaba ya puesta en el miércoles. "Claro que estaba presente el partido del PSG en la segunda parte. Nos hemos dosificado. El objetivo era coger confianza y lo hemos conseguido".

Las palabras del capitán las refrendó Carvajal. "Es una realidad que la temporada está en juego. En liga vamos a seguir luchando, pero la única realidad competitiva que tenemos es la Champions y hay que agarrarse a ella", aseguró el lateral, que se perderá el partido de ida frente al PSG por sanción. Algo molestos por las críticas recibidas, el vestuario blanco está ansioso por callar bocas frente los de Emery. "Somos autocríticos y sabemos que no estamos haciendo nuestro mejor año, a veces las cosas no salen pero por nosotros no va a quedar. Somos el Madrid y Europa tiene algo especial. Pedimos el apoyo a la afición", argumentó Carvajal, que esquivó hablar de favoritos: "Está muy igualado. Son partidos muy difíciles, bonitos de jugar, que se deciden por pequeños detalles. Intentaremos estar acertados en las dos áreas".

Frente a la Real lo estuvieron en una, la de ataque, especialmente Cristiano Ronaldo. El portugués afiló colmillo y envió un aviso al PSG en forma de hat-trick, el primero de la temporada. "El otro día me estabais preguntado si me preocupaba que no metiese tantos goles. Hoy ha metido tres. Sabemos que siempre quiere marcar. El PSG tendrá que tener cuidado con él", dijo Zinedine Zidane tras la actuación de su estrella. Liberado, sin rastro ese estado de ansiedad y frustración que parecía tenerle preso, sacó su versión mas depreadora. Primero asistió a Lucas y después forjó su botín: para empezar culminó con un preciso disparo una buena combinación entre Marcelo y Asensio; en el segundo cabeceó un saque de esquina, y ya en la segunda parte culminó su triplete al aprovechar un rechazo de Rulli a disparo de Bale.

En el área defensiva la faena no fue tan perfecta. Pese a estar ayer justificado, de nuevo los brotes de desconexión y relajación supusieron dos goles en contra. Jugadores y cuerpo técnico son conscientes de que el miércoles un despiste puede suponer el punto final de la temporada. "Sabemos que en una eliminatoria un gol fuera es importante. Hubo cosas complicadas en la segunda parte. Habrá que corregirlo", reconoció Zidane, que sí celebro la intensidad de la primera mitad. "Tenemos que corregir no encajar tantos goles porque en una eliminatoria son determinantes", se sumó Carvajal. Pese a los dos tantos de la Real Sociedad, Zidane optó por restarle importación al bajón de atención. "Es entendible. Los que hemos estado dentro sabemos que pasa. No voy ni a comentarlo. Metimos cinco, pudimos hacer más y hay que quedarse con lo positivo".

De todo, lo que menos fue la actuación y el ambiente que rodea a Karim Benzema. El francés volvió a estar desatinado y la hinchada prolongó una semana más los pitos. "No sé por qué le pitan. La gente viene al estadio y puede hacer lo que quiera. Tuvo ocasiones para marcar y no lo hizo, pero lo importante es que piense en el próximo partido, en que va a cambiar su racha", reflexionó Zidane. El técnico reconoció tener elegido el once para el PSG y no escondió que Europa y la cita frente a Neymar y compañía les genera un extra de motivación. "Necesitamos pensar en el miércoles. Es un reto importante, otra competición y otra motivación. Estaremos muy motivados".

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.