Cuartos de final de la Champions League | Barcelona vs Juventus

Higuaín y el precio del gol

La Juve pagó 90 millones por el delantero, insustituible para Allegri, aspirante al Pichichi liguero y principal amenaza para la remontada azulgrana

Higuaín charla con Dybala.
Higuaín charla con Dybala.A. Di Marco / AP

No eran muchos. Quizá llegaba a una docena los tifosi que acudieron a ciudad deportiva de la Juventus, en Vinovo, la mañana siguiente de vencer en las semifinales de la Coppa al Nápoles. Todos aguardaban a la salida de sus héroes para captar una foto, con suerte un autógrafo que no llegó porque los futbolistas dedicaban un saludo y pronto tomaban la carretera con sus lujosos y deportivos coches. “Estamos aquí por el Pipita”, explicaba un grupo de adolescentes que portaba su camiseta. Y se arrancaban a entonar la canción que le dedican en los calentamientos y sobre todo cuando envía el balón a la red: “Siam venuti fin qui, siam venuti fin qui, per vedere segnare Higuaín [hemos venido aquí para ver marcar a Higuaín]”. Al tiempo, mostraban orgullosos dos carteles enormes que había a las puertas del recinto. “Vencer no es importante, pero es lo único que cuenta”, señalaba uno como lema histórico bianconero. “Mil gracias Higuaín, hasta el final Juve”, expresaba el otro. Todo parece poco para piropear al 9, al delantero que la defensa del Barça deberá desdibujar si quiere hacer realidad la remontada.

Más información

Cuando la Juve cerró la venta del centrocampista Paul Pogba al Manchester United por 120 millones, el club tenía claro que debía incorporar a un delantero que garantizara goles y alegrías, toda vez que tampoco continuaba Morata, repescado por un Madrid que le ofrecía más dinero que oportunidades deportivas. Tenía entonces la Juve dos opciones y preguntaron al Inter por Icardi, punta que les interesaba por edad y proyección. Pero el Inter se negó en banda a negociar con un rival directo y la Juve se centró en el argentino Gonzalo Higuaín, de 29 años, por el que el Nápoles tampoco quería negociar pero que estaba sujeto a la cláusula de rescisión de 90 millones. Un precio más que abultado que explicaban sus cifras: 36 tantos en el último curso y una media de 23 desde que llegara a Italia tras dejar el Madrid por la puerta de atrás, descabalgado por la lucha del área con Benzema.

“La misma noche que Gonzalo oficializó su contrato con la Juve, salió a cenar tranquilamente por Turín, algo que no hizo en los tres años que estuvo en Napoli”, cuentan desde su entorno. Resulta que la pasión del sur le absorbió al principio pero le quemó al final, hasta el punto de que ahora le tildan de traidor por venderse a un contrincante y no es raro verle enzarzado en un cruce de declaraciones altisonantes con el presidente Aurelio De Laurentiis. Es el enemigo público y hasta Maradona le criticó. “Antes se elegía por la camiseta y no por el dinero. Creo que ese tipo de decisiones deben ser una cuestión de corazón. Yo elegí el Napoli; Higuaín, a la Juventus”, expuso El Pelusa. “Se trata de ganar títulos y eso lo puede hacer aquí”, replican desde su círculo. Aunque el dinero sí fue una premisa porque el 9 rompió por primera vez en muchos años una ley del vestuario; esa que indicaba que Buffon debía ser el futbolista mejor pagado de la plantilla. Cobra el portero 5,5 millones y no hay nadie que le supere, ni siquiera Dybala. Higuaín, sin embargo, cobra siete millones y medio. “Nos dijeron que Buffon y los veteranos del equipo estaban encantados con su llegada y así lo transmitieron al club”, explican desde el entorno del futbolista.

Suma 29 goles en la temporada y es capital para Allegri, que solo le ha quitado del campo durante ocho minutos en los últimos 14 encuentros

Señalado al inicio de su periplo en la Juve por su prominente barriga, en el club saltaron las alarmas por el estado físico del jugador. Pero tras un mes de puesta a tono, entendieron que es fondón pero que ello no le repercute en su fútbol y menos en su puntería. Tanto es así que ya suma 29 goles en la temporada, los mismos que logró Tévez en el curso 2014-15 y Trezeguet en el 2005-06. Un registro que de ampliarlo con tres tantos más superaría el récord del siglo de la Juve, también firmado por Trezeguet (31) en la campaña 2001-02. “Es un jugador con muchísimo gol, ya lo demostró en el Madrid y el Nápoles, por lo que tendremos que intentar que genere lo menos posible porque las que tiene las enchufa”, explica Piqué. Y Luis Enrique prefiere ni pensarlo: “No es el día para elogiarle y motivarle. Ellos son todos muy buenos. Pero hoy es el día de motivar a los del Barça”. Aunque su compañero Alves no lo duda: “Es un gran placer jugar con jugadores de su nivel, que te aporta goles y hace que tu equipo tenga juego y posibilidad de aspirar a cosas grandes, a seguir haciendo historia”.

La capitalidad de Higuaín la significó Allegri antes de medirse al Barça en el Juventus Stadium, justo cuando se enfrentaban al Chievo en la Serie A. “Estoy pensando en reservar a Gonzalo”, soltó el técnico. Pero no lo hizo porque nunca lo hace, porque ha disputado todos los partidos de la liga italiana y, por ejemplo, solo se ha perdido ocho minutos en los últimos 14 encuentros. Por lo que es el que más minutos suma (3.567), seguido de Khedira (3.338) y Buffon (3.225). Aunque es lógico si se tiene en cuenta que Mandzukic –el otro delantero centro de la Juve- se desempeña por el costado izquierdo. “Y Gonzalo siempre quiere jugar porque le encanta ganar y porque también tiene el objetivo de ser el capocannoniere (suma 23 dianas), ahora que tiene tanta competencia con Belotti (25), Dzeko (25) e Icardi (21)”, desvelan desde su círculo. En Europa, sin embargo, no tiene los mismos números, puesto que contabiliza tres goles en ocho duelos (uno cada 231 minutos). Pero frente al Barça, seguramente, le valdría con marcar uno para clasificar a la Juve para las semifinales de la Champions. Es el precio del gol.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50