Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Capirossi: “Con una pista así, en Qatar no se puede correr ni de día ni de noche”

La organización del Mundial prevé un domingo de carreras en seco aunque podría llover por la mañana, por lo que no descarta ninguna opción: correr en mojado, de día o el lunes

MotoGP Ampliar foto
Trabajadores de Dorna y operarios del circuito intentan drenar agua de una escapatoria en Losail. EFE

Los pilotos de MotoGP no quieren ni pensar en que vuelva a jarrear como lo hizo desde la madrugada del sábado en Qatar. Piensan en una carrera en seco y se hacen cábalas de cómo será el agarre de la pista después de semejante barrido. Además, se lastiman, claro, por haber perdido un día de actividad en la pista, aunque son los primeros que saben que no se puede salir con una moto a un trazado que a ratos parece seco, a ratos “parece que esté cruzando un río por medio de la pista”, en palabras del campeón del mundo Marc Márquez. Lo más peligroso, las escapatorias, totalmente inundadas, como piscinas. “En la escapatoria de la curva ocho teníamos un lago. Intentábamos sacar el agua con una bomba y cuando creíamos que ya lo teníamos solucionado volvía a salir más agua”, explicaba Loris Capirossi, representante de dirección de carrera. Una ingente cantidad de gente entre comisarios de pista, operarios del circuito, miembros de dirección de carrera, del equipo médico del mundial… se pasaron horas intentando poner soluciones. Pero, al final, se tuvieron que cancelar todas las sesiones de este sábado en Losail.

Se había llegado a este fin de semana con altas probabilidades de lluvia y la idea de probar cómo funcionarían las MotoGP bajo los focos del trazado catarí y sobre la pista empapada. Pero el problema fue otro. Llovió tanto que ni la pista, ni las zonas colindantes pudieron drenar tanta agua. Dirección de carrera solo espera tener suficientes horas y trabajadores para, durante la noche del sábado al domingo, dejar el circuito listo para el día de la carrera. “Parece que este domingo todavía lloverá un poco, en torno a las once de la mañana, pero por la tarde hará buen tiempo”, señalaba Capirossi, que asumía: “Después de lo que hemos visto este sábado, así sería imposible competir, de noche o de día”. Así que, aunque la organización prevé que las carreras se celebren en seco y el inicio del Mundial arranque sin mayores problemas, nadie descarta que acabe celebrándose la prueba el lunes, como tuvo que hacerse ya en el 2009, la única vez desde que el gran premio de Qatar se celebra de noche (2008) en que ha llovido el domingo de carreras.

“Los pilotos probarán la pista mojada y competirían en caso necesario solo si cae una lluvia fina y después de que la hayamos drenado”, afirmó el ex piloto italiano, que tampoco descartó que se acabe corriendo por el día, aunque ahora mismo y de acuerdo con las previsiones meteorológicas, no parece lo más probable. De momento, el horario de este domingo se mantiene invariable, con la salvedad de que los pilotos contarán con diez minutos más en el entrenamiento matinal (eso será media hora de sesión) para poner a punto sus motos.

Los organizadores del campeonato ya están en negociaciones con el circuito de Qatar para que sea reasfaltada la pista tan pronto como sea posible, de modo que mejore el drenaje y la lluvia no suponga un problema en el futuro. “Todavía no tenemos la confirmación de cuándo lo harán, pero que reasfalten el circuito es nuestra prioridad al 100%”.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información