Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las Chivas someten (2-1) a los Monarcas

El equipo rojiblanco suma su segunda victoria de manera consecutiva al vencer a los michoacanos

Alan Pulido (d) abraza a Isaac Brizuela tras marcar su gol
Alan Pulido (d) abraza a Isaac Brizuela tras marcar su gol AFP

La noche fue para las Chivas tras vencer 2-1 a Monarcas Morelia. Los pupilos de Matías Almeyda insistieron con una misma estrategia: atacar hasta dominar a sus rivales y así lo hicieron para conseguir el triunfo. Alan Pulido consiguió su segunda anotación en la liga e Isaac Brizuela el cuarto para su cuenta. Con esta victoria, los rojiblancos se colocan entre los primeros cinco equipos del torneo. El club michoacano hiló su cuarta derrota consecutiva.

Chivas, 2 vs Monarcas, 1

Chivas: Rodolfo Cota; Jesús Sánchez, Carlos Salcido, Hedgardo Marín, Edwin Hernández; Orbelín Pineda (José Juan Vázquez '67), Michael Pérez, Carlos Cisneros, Isaac Brizuela; Ángel Zaldívar (Carlos Peña '67) y Alan Pulido

DT: Matías Almeyda

Monarcas: Felipe Rodríguez; Enrique Pérez, Sebastián Vegas, Emanuel Loeschbor, Carlos Morales, Juan Pablo Rodríguez, Cristian Penilla (Rodolfo Vilchis '73), Diego Valdés (Jorge Zárate '66), Rodrigo Millar, Jefferson Cuero y Raúl Ruidíaz (Luis Gabriel Rey '45)

DT: Enrique Meza

Estadio Chivas

Árbitro: Isaac Rojas

Las Chivas fueron protagonistas todo el primer tiempo. De inicio, lo hicieron al presentar un uniforme especial en el que cambiaron su cromática tradicional por el rosa, tras apoyar la campaña de la lucha contra el cáncer de mama en México. El rebaño se impuso a los de Monarcas cuando al primer minuto de juego Brizuela se sumó al ataque por la banda derecha y remató en dos ocasiones, ambas ocasiones terminaron rebotadas. Pero quien se veía con un impulso diferente era un tenaz Alan Pulido que peleó por cada balón hasta conseguir un tiro de esquina para sus compañeros.

El equipo de Matías Almeyda tenía una premisa: atacar. Para ello sus jugadores pasaban el balón de banda a banda para encontrar la grieta que los llevara al gol. Por derecha Brizuela, por izquierda Carlos Cisneros. Por en medio un Orbelín Pineda con un dejo de mandón del centro del campo, en cuanto toma el balón corre a toda velocidad. Al minuto 34 se inmiscuyó al área, burló a dos defensas y le cometieron falta. Así, con sus pícaros botines, consiguió el penal. Pulido de inmediato tomó el balón, sin importar el mérito de Pineda y marcó el 1-0.

Los Monarcas pasaron inadvertidos, hasta que el gol les reanimó. Antes de irse al mediotiempo lo intentaron con un remate de fuera del área del chileno Rodrigo Millar, pero nada. En la segunda parte, el entrenador de los morelianos, Enrique Meza, prescindió del segundo mejor goleador de la liga, Raúl Ruidíaz, quien salió al campo con la pólvora mojada, su puesto fue ocupado por Luis Gabriel Rey.

Hedgardo Marin (d) defiende el balón de Diego Valdés ampliar foto
Hedgardo Marin (d) defiende el balón de Diego Valdés AFP

Pero la reacción de Monarcas no llegó. El segundo gol de los rojiblancos, sí. Lo hizo Isaac Brizuela al chutar de fuera del área, el lance del guardameta Rodríguez sólo fue efectivo para las fotografías. Al minuto 56, las Chivas se afianzaron con el 2-0. Almeyda redujo la velocidad con la que jugaban sus chiocos al mandar a dos mediocampistas para contener al rival: Carlos Peña y José Juan Vázquez.

Los jugadores del rebaño dosificaron sus esfuerzos, eso sí, sin dejar de tener la posesión del balón. Ya en los últimos 20 minutos le cedieron el balón a los de Monarcas para tomarlos en desventaja y conseguir salidas a toda velocidad. Una de ellas, a cinco minutos del final, fue un mano a mano que desperdició Carlos Peña y aún no logra redimirse con sus hinchas tras un bajo nivel. Ya en el minuto 91 apareció un remate de fuera del área de Rodolfo Vilchis para marcar el 2-1, ya inútil a esas alturas del partido. Sin importar eso, las Chivas sumaron su sexto triunfo en el torneo.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información