Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Estados Unidos se clasifica ante Paraguay en un partido al límite

Los anfitriones logran pasar a cuartos de final tras jugar toda la segunda parte con un hombre menos

Clint Dempsey, tras anotar el gol contra Paraguay.
Clint Dempsey, tras anotar el gol contra Paraguay. AFP
Copa América Grupo A Jornada 3

FINALIZADO

El anfitrión de la Copa América Centenario se clasificó este sábado para los cuartos de final de la competición tras vencer a Paraguay en un partido al límite del reglamento en el que ambos equipos lo dieron todo. Estados Unidos se clasifica junto a Colombia, que había ganado sus dos primeros encuentros, y supera el grupo de la muerte en el que estaba también Costa Rica. El partido consagró a Clint Dempsey como el talismán de este equipo. Dempsey, autor del único gol, lleva 51 goles con la camiseta de Estados Unidos. Solo el legendario Landon Donovan había superado la marca del medio centenar de goles.

EE.UU.

4-4-2 (D.P.)

Jürgen Klinsmann

1

Guzan

20

Cameron

6

John Anthony Brooks

23

Johnson

4

Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Bradley

13

Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Jones

9

Gyasi Zardes

11

Cambio Sale Graham Zusi

Bedoya

8

1 goles Gol Cambio Sale Orozco

Dempsey

7

Cambio Sale Beckerman Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Bobby Wood

2

Tarjeta roja Tarjeta roja

DeAndre Yedlin

1

Villar

14

Da Silva

3

Gustavo Gómez

6

Miguel Samudio

20

Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Víctor Ayala

10

Derlis González

17

Miguel Ángel Almirón

19

Darío Lezcano

2

Cambio Sale Iturbe

Fabián Balbuena

16

Cambio Sale Rodrigo Rojas Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Celso Ortiz

9

Cambio Sale Jorge Benítez

Sanabria

Paraguay

4-4-2 (D.P.)

Ramón Díaz

Ambos equipos llegaban con la presión de depender de este resultado para pasar a cuartos de final. Tras unos minutos de desconcertante tanteo, los dos se lanzaron con agresividad al ataque. El partido fue un apasionante drama in crescendo en el que las oportunidades, las faltas, los gritos y la tensión fueron subiendo de nivel de manera constante hasta el pitido final que iba a marcar la eliminación de uno de los dos de esta Copa América.

Estados Unidos tiene en sus delanteros su mayor talento. El veterano Clint Dempsey y los jóvenes Bobby Wood y Gyasi Zardes forman un tridente disciplinado, con recursos y sorprendente efectividad. Klinsmann repitió estos mismos hombres en la alineación, que fueron los responsables del 4-0 ante Costa Rica. El gol llegó en el minuto 27 tras una internada por la banda izquierda de Zardes muy parecida a las que realiza en el LA Galaxy. Colocó un pase de la muerte larguísimo en el punto de penalti, donde entró Dempsey para fusilar al portero paraguayo por abajo. La jugada más limpia de Estados Unidos hasta el momento se llevaba un premio que podía haber caído de cualquier lado.

A partir de ese momento la selección de Paraguay redobló su agresividad en ataque. En buena medida metió a Estados Unidos en su campo durante los siguientes 20 minutos. La excelente actuación del defensa John Brooks y las manos provindenciales de Guzan en dos jugadas impidieron el empate.

La tensión se disparó en la segunda parte y quedó claro desde el minuto uno que este era un partido a vida o muerte. El defensa estadounidense Deandre Yedlin fue expulsado en el minuto 47 por dos tarjetas amarillas derivadas de una agresividad que hace dudar si conoce bien el reglamento. Estados Unidos afrontaba la segunda parte con un defensa menos y frente a un equipo desesperado. Los gestos de Klinsmann en la banda reflejaban bien el problema en el que Yedlin había metido a su equipo. El sacrificado fue Dempsey, para reforzar la defensa con Michael Orozco.

El festival de tarjetas amarillas alcanzó incluso al capitán estadounidense, Michael Bradley, al que es raro ver perder los nervios. Bradley es el director de juego que mantiene la calma en Estados Unidos y que ante Paraguay mantuvo el balón en circulación en los momentos más complicados. Una de las claves de la victoria de Colombia ante los anfitriones en el partido inaugural fue la forma en que los colombianos cortocircuitaron a Bradley, algo que no pareció formar parte de la estrategia de Paraguay. Jugó retrasado y por momentos desentendido del ataque, pero con una comodidad que le fue muy útil a su equipo para mantener el balón en su poder.

Con la inferioridad numérica y con Paraguay lanzado, el Team USA se vio obligado a cambiar de careta en la segunda parte, con más concentración atrás y esperando el contraataque. Aun así llegaría otra oportunidad en el minuto 61, cuando un veloz contaataque dejó a Zardes solo ante la portería de Paraguay. Cuando quiso pensar qué hacía, tenía a Villar a sus pies con el balón inutilizado.

Paraguay se vació en esa última media hora buscando la remontada. Lezcano tuvo un cabezazo franco en el 79. Dos minutos después, el portero Guzan salvó dos tiros a bocajarro en el área pequeña. Klinsmann convirtió a su equipo en una muralla defensiva en los últimos 15 minutos y logró la clasificación para cuartos. Los anfitriones están ya a medio camino del objetivo declarado de su seleccionador, que consideraría un éxito estar en semifinales.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información