Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Francia se blindará para la Eurocopa

A falta de 100 días para el torneo, los organizadores anuncian medidas especiales y un aumento del 15% del gasto en seguridad

El trofeo de la Eurocopa, exhibido en la presentación de París.
El trofeo de la Eurocopa, exhibido en la presentación de París. REUTERS

La Eurocopa de fútbol que se celebrará en Francia este año se perfila como una de las más vigiladas de la historia. La organización del torneo, controlada por la UEFA, anunció este miércoles que reforzará la seguridad de las 24 selecciones que se disputarán el prestigioso trofeo a partir del próximo 10 de junio. Los organizadores, que consideran a los futbolistas objetivos potenciales para terroristas, pretenden así evitar que se produzcan nuevos atentados masivos tras los perpetrados en noviembre pasado, que causaron la muerte de 130 personas en el centro de París y en las inmediaciones del Estadio Nacional de Francia, en Saint-Denis, aunque descarten que hayan recibido de momento una amenaza concreta.

Los organizadores del torneo continental han decidido aumentar en un 15% el gasto afectado para controlar los hoteles, los campos de entrenamiento y los desplazamientos de todos los equipos antes y durante el mes de competición, según indicó en rueda de prensa Jacques Lambert, el presidente del comité. Los promotores han contratado desde noviembre a decenas de agentes de seguridad de compañías privadas y han anunciado que se recurrirá a nuevas tecnologías para detectar la presencia de materiales explosivos en las instalaciones ocupadas por las selecciones deportivas.

En concreto, un equipo de expertos en la eliminación de minas inspeccionará de arriba a abajo cada habitación de los futbolistas y de sus auxiliares a mediados de mayo; es decir días, antes de que estos ocupen sus habitaciones para preparar la competición. Los agentes de seguridad también controlarán los accesos a los campos de entrenamiento y los lugares de vida (comedores, sala de estar, etc...) para evitar cualquier filtración, según precisa a este periódico Ziat Khouri, el director de la seguridad del torneo. España eligió a principios de este año la Isla de Ré, situada en las costa atlántica, para establecer su campamento base durante el torneo.

Este dispositivo de seguridad se sumará al despliegue habitual para cada gran competición que se desarrolla en el suelo francés. “El riesgo cero no existe, tenemos que estar preparados para enfrentarnos a todo tipo de situaciones”, recalcó Lambert ante los periodistas.

A falta de 100 días para la Eurocopa, la seguridad de los aficionados es otro de los puntos sobre los que trabajan los organizadores. Se esperan hasta siete millones de personas en los 10 estadios y fuera de ellos, particularmente en los fan zones, los espacios multitudinarios dedicados para los hinchas que no hayan conseguido entradas. En Marsella por ejemplo, la fan zone podrá acoger hasta 80.000 personas en las playas del Prado, es decir, más que el aforo del propio estadio Vélodrome. El Gobierno francés y los organizadores los consideran los sitios oficiales más vulnerables de la competición –más que los estadios– ante un posible ataque terrorista.

Para ello, se ha decidido reforzar la seguridad en las puertas de acceso mediante la contratación de agentes, el uso del vídeo vigilancia y de las investigaciones corporales, entre otras medidas. Los organizadores pretenden así acercarse al nivel de control para entrar en un estadio y convertir los fan zones en lugares seguros y herméticos.

La amenaza terrorista no es el único riesgo al que se enfrentan los promotores de la Eurocopa. La UEFA ya ha identificado cinco partidos de los 36 de la primera fase posiblemente propicios para que se reúnan de forma violenta grupos de hooligans. Entre ellos están el Alemania-Polonia, el 16 de junio en Saint-Denis, y el Inglaterra-Gales, el mismo día en Lens. Para evitar cualquier pelea dentro y en las inmediaciones de los estadios, los organizadores contarán con 900 agentes en cada partido para neutralizar a cualquier agresor, según explicaron ayer. En total, hasta 10.000 personas velarán por la seguridad de más de los más de dos millones afortunados aficionados que consiguieron un billete para asistir a uno o varios de los capítulos del torneo continental.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información