Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Borja Valero: “Me da vértigo envejecer”

El centrocampista español lidera la Fiorentina, primera en el calcio

Confiesa que ha cambiado de alimentación y que le gustaría ser un jugador de la NBA durante un año

Borja Valero, centrocampista de la Fiorentina Ampliar foto
Borja Valero, centrocampista de la Fiorentina AFP

Es jueves y son las 8 de la tarde. Borja Valero (Madrid, 30 años) viene de un acto de firmas de autógrafos en el centro. En casa le esperan Rocío –su mujer- y sus hijos Álvaro y Lucía. Los gritos de la pequeña se escuchan a través del móvil. “Es más mala…”, dice el centrocampista español de la Fiorentina que asegura haber encontrado “su lugar” en Florencia. Esta es su cuarta temporada con la camiseta viola. Disfruta del liderato en la tabla (pese a la derrota de este domingo por 2-1 en el campo del Nápoles), dice que le gustaría ser un jugador de la NBA durante un año y confiesa tener miedo a envejecer.

Pregunta. Todos dicen de usted que es una persona normal. ¿Qué es ser normal?

Respuesta. Normal como cualquier padre de familia. Me encanta ir a recoger a mis hijos al colegio, ir a hacer la compra al supermercado. Lo normal del día a día de cualquier persona; siendo un privilegiado, eso sí, porque mi trabajo me permite tener mucho más tiempo libre para poder disfrutarlo con la familia o para otras cosas.

P. ¿Recuerda la última vez que fue líder?

R. Nunca lo fui, ni siquiera en Segunda, ni en la primera jornada ganando el primer partido...

P. ¿Se siente algo especial?

R. Sí. ¡Es tan bonito! La gente en Florencia es muy pasional y está encantada con el momento. La alegría en casa del pobre dura poco, así que a disfrutarla.

P. ¿Qué le dicen en la calle?

R. La gente está un poco loca… Se ponen a cantar Salutate la capolista [saludad al líder].

P. ¿En qué ha cambiado la Fiore con Paulo Sousa?

R. Somos una Fiore un poco más práctica, a lo mejor en algunos partidos jugamos peor de lo que habíamos jugado estos años, pero somos mucho más compactos en defensa, al rival le cuesta crearnos ocasiones de gol y marcarnos.

P. ¿Es el líder de este equipo?

R. No, no, no, ni mucho menos. Por suerte o por desgracia somos un equipo sin nombres, pero eso hace crecer al grupo. Es la fuerza que tenemos y lo que mejor estamos haciendo.

P. Desde fuera sí parece que usted es la pieza en la que todos se apoyan.

R. Tengo más responsabilidad por ser de los más veteranos y por tener más experiencia. Por eso quizás intento tirar más del carro.

P. La Fiorentina no iba primera desde 1999 con Trapattoni en el banquillo. El otro día La Repubblica hacía una comparativa entre aquel equipo y este y a usted le ponían al lado de Rui Costa.

R. ¡Palabras mayores! Es un honor, pero yo estoy muy lejos de un jugador de esa categoría.

P. En los últimos tres años terminaron cuartos en liga, llegaron a semifinales de la Europa League y de Copa y también a una final de Copa. ¿Qué faltó para conseguir algo más?

R. Todo lo que en el fútbol siempre hace falta… un poco de suerte y un poco más de saber estar porque a lo mejor no teníamos la experiencia necesaria para partidos de ese tipo.

P. ¿Qué busca Paulo Sousa?

R. ¿Ganar? Lo que más intenta es que juguemos con el balón. Aunque parezca mentira que el cambio que más se aprecia es que defendamos mejor, lo que más mira el mister es que tengamos la pelota y que con esa posesión intentemos ganar los partidos.

Tengo más responsabilidad por ser de los más veteranos y por tener más experiencia. Por eso intento tirar más del carro"

P. ¿En qué es diferente de Montella?

R. Tiene mucho más carácter. Es un tipo que dice las cosas a la cara a cualquiera y en cualquier circunstancia.

P. ¿Cuál es su mensaje en el vestuario?

R. Intenta llegar dentro de nosotros para hacernos creer aún más si cabe en nuestras posibilidades y que somos buenos y podemos ganarle a cualquiera.

P. ¿Hay algo de él que le ha sorprendido?

R. Sorprendido no, lo que había oído de él antes de que viniera es lo que veo en el día a día. Le gusta tenerlo todo bajo control y tiene un grupo de trabajo que sabe mucho y que tiene mucha dedicación y eso se nota.

P. Dice Sousa que vuestro secreto es que sois felices. ¿A usted qué le hace feliz?

R. Ganar, dormir en casa cuando jugamos en casa, poner música en el vestuario antes y después de los partidos y de los entrenamientos. Hay un grupo humano muy bueno en el vestuario y el mister en ese aspecto nos da mucha manga ancha y lo pasamos muy bien. Y en el campo se ve.

P. ¿No les concentra?

R. En los partidos en casa no, y eso para el futbolista y más el que tiene familia es muy bueno.

Borja Valero conduce el balón en el partido contra el Nápoles ampliar foto
Borja Valero conduce el balón en el partido contra el Nápoles AFP

P. ¿Qué música suena en el vestuario?

R. Depende de quién enchufe el teléfono… Latina, rock y balcánica.

P. Dicen todos que Sousa es un motivador. ¿Cómo se motiva a un futbolista?

R. Intentando llegarle no sólo diciendo las cosas básicas que todos sabemos. Decir que el partido es muy importante y que vamos a ganar los tres puntos es muy fácil, lo que hay que intentar es ir más allá de eso y él toca la fibra.

El derecho a votar es algo que se tardó mucho en obtener y lo mínimo es ir a ejercerlo. Todavía no sé a quién, pero votaré"

P. ¿Qué le dice?

R. Es algo más general, que tiene que ver con el grupo.

P. ¿Por qué se quiso ir Joaquín?

R. Supongo que ha sido una elección de vida, creía que era el momento de volver a la que es su casa futbolística. Como amigo estoy encantado de que sea feliz.

P. ¿Le ha vacilado con los resultados?

R. Nos hemos mandado algunos mensajes, me escribió uno en plan: ¡cabrones, ahora sí ganáis!

P. ¿Qué aporta Mario Suárez a este equipo?

R. Mario Suárez es uno que en los últimos años estaba acostumbrado a ganar y es muy importante. En el vestuario, además, se hace notar porque es un personaje y hace reír a los demás.

P. ¿Cómo es Kalinic?

R. Me encanta, es un delantero que se mueve mucho y eso para un centrocampista al que le gusta dar asistencias es muy bueno.

P. ¿De los nuevos fichajes cuál es el que tiene más talento?

R. Ufff, no sabría decir. Individualmente no somos el equipo con más talento del mundo, pero lo suplimos con un gran trabajo de grupo.

P. ¿Ha ido alguien de la selección italiana a llamarle a la puerta o a buscarle antepasados?

R. Hace algún tiempo me preguntaron si por casualidad podía tener un pasado italiano, pero no lo tengo así que esperaré la llamada de la selección española.

P. ¿Guarda alguna esperanza para la Eurocopa?

Decir que el partido es muy importante y que vamos a ganar los tres puntos es muy fácil. Paulo Sousa, en cambio, nos toca la fibra"

R. La esperanza es lo último que se pierde… pero creo que es muy complicado porque en las últimas ocasiones en las que han faltado jugadores, mi equipo estaba muy bien y yo he jugado todos los partidos, he dado asistencias y he metido goles, vamos primeros y aun así no me han llamado… es muy difícil que en otra ocasión se repita. Pero ojalá nuestro momento dure y eso dé de que hablar en España y pueda tener la oportunidad.

P. Me dijo en 2012 que se sentía un emigrante del fútbol. ¿Qué ha encontrado en Florencia?

R. Emigrante incluso cuando no sales de tu país, pero sí de tu ciudad o de tu barrio para buscarte la vida y conseguir lo mejor en este mundo. Lo he hecho desde el primer día que salí del Madrid, pero creo que en Florencia he encontrado mi lugar, el sitio en el que mi familia es feliz. Mis hijos van al cole italiano, mi mujer está súper-adaptada a la ciudad y yo también. Se vive con mucha tranquilidad como a nosotros nos gusta, estoy encantado aquí.

P. ¿Qué es lo que más le gusta de Florencia?

R. Pasear por el centro. Y la discreción.

P. ¿Su rincón favorito?

Vino alguien de Italia a preguntarme si por casualidad tenía un antepasado italiano, pero no lo tengo así que esperaré la llamada de la selección española"

R. Me encanta perderme por las callecitas del centro. Y el Ponte Vecchio al atardecer.

P. ¿En qué ha mejorado en Italia?

R. Mi italiano, un montón… El calcio me ha dado otro nivel futbolístico. En Inglaterra se juega un estilo, en España otro y aquí tienes que aprender a hacer las cosas como se hacen aquí. Me adapté enseguida y me lo paso bien jugando en Italia.

P. ¿Cómo se hacen las cosas allí?

R. Aunque parezcan tópicos… pues el fútbol es bastante más táctico, se entrena mucho el físico y la táctica. Mucho más que en Inglaterra y en España. Aunque por suerte estoy en un equipo en el que intentamos hacer un buen fútbol, muchos rivales se encierran atrás.

P. ¿Ha llegado a aburrirse?

R. Si tengo que ser sincero, algunas veces entrenando sí. Pero sé que son cosas que hay que trabajar y no queda otra. Igual que a mucha gente no le gusta ir a su trabajo, yo también tengo días de esos en el fútbol.

P. ¿A quién va a votar el 20 D?

R. Tengo bastantes dudas, cada día te lo ponen más difícil. Hace unos años lo tenía más claro.

P. ¿Pero votará?

R. Sí, siempre lo hago esté donde esté. El derecho a votar es algo que se tardó mucho en obtener y lo mínimo es ir a ejercerlo, aunque sea votando en blanco. Hay que hacerlo.

P. ¿Quién le gustaría ser durante un año?

R. Un jugador de la NBA. El baloncesto es el deporte que más me gusta ver y la NBA me parece un mundo muy bonito por como tienen montado todo el chiringuito allí con el deporte de elite. Sería una bonita experiencia.

P. ¿A qué le tiene miedo?

R. Al tiempo, a envejecer. A veces me paro a pensar en eso y me da vértigo.

En Florencia he encontrado mi lugar, el sitio en el que mi familia y yo somos felices. Me encanta perderme por las calles del centro"

P. ¿De qué le gustaría que estuvieran orgullosos sus hijos?

R. De que tienen una familia normal y que su padre y su madre les han educado de la mejor manera posible.

P. ¿Ha cambiado de alimentación?

R. Sí, he tenido varias charlas con especialistas este verano porque me dolía mucho la espalda. Me he quitado el trigo porque no me hacía muy bien al cuerpo, he quitado los lácteos, el azúcar y la sal y he aumentado las porciones de fruta y sobre todo verdura.

P. ¿No puede comer pasta?

R. La como sin gluten.

P. ¿Ha notado mejora a nivel físico y de rendimiento?

R. Sí, muchísimo. Me siento mucho mejor, más ligero, con digestiones mucho más rápidas y tengo menos dolores musculares. No sé si está todo relacionado con eso, pero algo tendrá que ver.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información