Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Real Madrid y Barça también ganan el campeonato de las cuentas

Los dos gigantes dispararon sus ingresos y rentabilidad en la temporada 2013-14 frente a la atonía del resto de clubes

El clásico: Barcelona - Real Madrid Ampliar foto
Bale trata de superar a Neymar y Alba Getty

La Liga de Fútbol Profesional (LFP) presentó esta semana la memoria económica de la pasada campaña 2013-14, con un balance esperanzador. El mensaje de optimismo del organismo que preside Javier Tebas se basa en que los ingresos de los 20 clubes de Primera y 21 de Segunda División (el Barça B está representado por su matriz) volvieron a crecer hasta los 2.328 millones de euros, mientras que la deuda total se redujo hasta los 2.757 millones.

Pero lo que esconden esas cifras aparentemente halagüeñas es la brutal dualidad que vive el fútbol profesional entre Real Madrid y Barcelona, por un lado, y el resto de clubes por otro. Las diferencias entre ambos grupos no solo son patentes en la competición, sino también en las finanzas. El club blanco y el blaugrana fueron los únicos que vieron crecer con fuerza su facturación —más de un 8%— la pasada temporada. Mientras que la de los otros 18 clubes que integran la Liga BBVA se congeló.

En efecto, los clubes de Primera División registraron unos ingresos de 2.170 millones en la temporada 2013-2014, lo que supone un incremento del 4,1% respecto al curso anterior. Pero es que de ese pastel, más de la mitad corresponde al Real Madrid y al Barcelona, que ingresaron 1.103,5 millones, un 8,4% más que en la temporada anterior. Los otros 18 clubes de primera ingresaron 1.066 millones, apenas un millón más que hace un año, es decir, que vieron estancada su facturación.

Blancos y blaugranas aumentaron su facturación un 8,4% y un 12% su beneficio

El capítulo que más destaca en ingresos son los derechos de televisión, que alcanzaron los 844,2 millones en la campaña 2013-14, de los que el 45,4% (383 millones) fueron a parar a las arcas de blancos y blaugranas. También se disparó la cifra de ingresos por traspaso de jugadores, de 223 a 268 millones de euros. Precisamente, ahora se está negociando el cambio del modelo para una negociación centralizada y un nuevo reparto de los derechos audiovisuales. 

El Real Madrid y el Barcelona fueron los que más aumentaron su rentabilidad el curso anterior, mientras que el resto de clubes vio cómo disminuían sus resultados. El beneficio bruto operativo (Ebitda) del conjunto de la LFP ascendió a 581 millones, un 2,8% más que en la temporada 2012-13. El Real Madrid y el Barcelona registraron unos beneficios brutos de 303,5 millones, el 52% del total, con un aumento del 12,1%. Por el contrario, el resto de clubes registró un Ebitda de 277,5 millones en 2013-14, lo que supone una disminución del 5,7%.

El otro gran capítulo de las cuentas de la Liga es la deuda. Las entidades continuaron haciendo un esfuerzo importante por reducir su pasivo. En el ejercicio 2103-14, el importe de su deuda total descendió en 166 millones, pero aún deben a sus acreedores 2.757 millones. La deuda con las Administraciones Públicas se eleva a 496 millones una vez finalizada la campaña 2013-14, tras verse reducida en 139 millones en relación con la temporada anterior.

Los clubes de la Liga redujeron su deuda un 5,6%, hasta los 2.757 millones

El Real Madrid y el Barcelona acumulan una deuda total de 766,7 millones, el 27,8% del total, y prácticamente la misma cantidad que un año antes, ya que apenas la redujeron en un millón de euros, frente al esfuerzo pagador del resto de sociedades que recortó el 7,6% su pasivo..

De la conjunción de todos los ratios económicos se revela otra conclusión muy relevante: mientras que las entidades presididas por Florentino Pérez y Josep Maria Bartomeu acaparan la mitad de los ingresos y los beneficios que genera la Liga, solo representan una cuarta parte de su deuda. Es decir, su nivel de saneamiento está muy por encima del resto por su capacidad de generar fondos.

En el capítulo de gastos, el importe total de los clubes de la LFP ascendió a 2.172 millones, un 2,8% menos que en el curso anterior. El apartado más importante fue el del personal deportivo (jugadores y cuerpo técnico), a cuyo pago se dedicaron un 2,7% más de fondos que en la temporada 2013-14, hasta los 1.106 millones. Esto representa el 51% del total del presupuesto de gasto de los equipos.

Real Madrid y Barça también ganan el campeonato de las cuentas

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información