Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Navidad, intenciones y ausencias

Como cada lunes y jueves, Juanma Iturriaga analiza la actualidad desde su peculiar perspectiva

Votación del N9 en Cataluña.
Votación del N9 en Cataluña.

10/11 Lunes

Pues aquí estamos. Diez de Noviembre, ese día tan mentado desde hace ya ni se sabe el tiempo. Bueno, sí, desde que se anunció ¿el referéndum? ¿la consulta? ¿el plebiscito? ¿el clamor popular? ¿una chirigota bananera? bueno, lo que haya sido lo ocurrido ayer en Cataluña, que depende a quien preguntes, te dice una cosa. A la vista que los contendientes sólo tenían ojos para ver la pelota en el tejado ajeno, se entendió que habría que esperar al día 9N+1 para que algo se moviese. Pues ese día ha llegado, y ¡sorpresa! seguimos igual que el día 9N-1. Meses y meses mareando perdices, analizando sesudamente el asunto, apelando a las entrañas más que al cerebro y como si hubiésemos caído en la calavera del juego de la oca, vuelta a empezar. Nadie se ha movido un ápice de sus posturas iniciales y no se ha podido cuantificar la problemática descubriendo los apoyos que tienen las diferentes sensibilidades, por lo que el conflicto (esto es lo único palmario, que lo hay y al que habría que dar una solución) está varado cual ballena en una playa. Pero tengo todavía una esperanza. Que cualquier día de estos salga Rajoy y nos deje a todos boquiabiertos asumiendo sus responsabilidades como (supuesto) líder de un país y presente un camino por el que se pueda salir de este laberinto. No ha sido hoy, que este hombre se toma las cosas con tranquilidad, y tampoco creo que mañana, pero algún día llegará.

Francisco Roca, de la ACB. ampliar foto
Francisco Roca, de la ACB. AS

Lo que ha llegado ya es la Navidad. ¡Rayos y centellas, si estamos a diez de Noviembre!. Hay que empezar a animar a la gente a que se gaste el dinero que tiene y también el que no tiene, por lo que la maquinaria se ha puesto en marcha. Aparecen en los informativos árboles, lucecitas, escaparates y se anuncia para pasado mañana la presentación del anuncio de la lotería, que se espera con gran expectación después del ¿fiasco? ¿esperpento? ¿genialidad? del de el año pasado. Mientras llega, leo con interés, pues no se prodiga mucho, la declaración de intenciones de Francisco Roca, Presidente ejecutivo de la ACB desde el pasado 26 de Mayo, donde pasa revista a las problemáticas más acuciantes que vive nuestro baloncesto. El análisis es certero, pero me siguen faltando lo de siempre: soluciones. Llevamos demasiado tiempo dándole vueltas a los mismos temas, preguntando y analizando el por qué de la actual situación, la validez de los modelos de competición, la promoción, la presencia en los medios, las retransmisiones, la relación con la Euroliga, el juego, etc. Quizás uno de los motivos de esta falta de concreción en medidas sea lo que el mismo Roca explica: "La ACB es una organización fuerte y bien estructurada, pero muy compleja en su dinámica interna. No es fácil obtener mayorías. Tenemos una Asamblea en la que con cinco votos se veta todo. En los grandes temas yo no soy un elemento decisorio, debo identificar problemas y poner la máquina en marcha. Las decisiones las toma el colectivo". Y claro, el colectivo no se pone de acuerdo ni para el menú del día de la Asamblea. Sospecho que hasta el día en el que no sólo se elija, sino que se de independencia y poderes decisorios a su presidente ejecutivo para que pueda de verdad ejecutar según su criterio, pues nos seguiremos moviendo a la velocidad de una tortuga coja, analizando una y otra vez lo que pasa pero sin tomar decisiones de calado para que dejen de pasar.

11/11. Martes

Día soso este martes capicúa. Terminaron las motos, en F1 está todo el pescado vendido y Alonso no ha pillado ni unos míseros boquerones, se juega el Masters de Tenis pero en individuales no hay presencia española, llegan partidos internacionales de fútbol que nos pillan con la selección en el diván del psiquiatra y el baloncesto, pues mucho partido de liga y Euroliga, pero como existe la creencia que hasta Febrero y la Copa del Rey no llegan las grandes emociones, tampoco se le da mucha bola. No me extraña que la noticia Cristiano pregunta por el tamaño del campo de Ipurúa consiga espacio de cierto relieve.

Gasol, con los Bulls. ampliar foto
Gasol, con los Bulls. AS

En estas circunstancias es difícil hincarle el diente a un tema sabroso. El del Caso Pedro León me lo parece, pero después de intentar enterarme de la problemática, creo entenderla pero sin tener la seguridad completa. Según mis humildes entendederas, el jugador del Getafe tiene un contrato de X millones al año. La Liga de Futbol Profesional ha puesto en marcha un plan de control económico a los clubes (qué bien hubiese venido hace 10 años) que el Getafe no podría cumplir si le pagase a Pedro León su sueldo contractual, por lo que prohibió al Getafe contar con este jugador, pues superaría el límite salarial impuesto por la LFP y bendecido por el CSD. Personados todos ante el juez, este ha dicho que el lunes dictará doctrina y sabremos si la razón la tienen los clubes o el futbolista, y si es pecado que no haya querido bajarse el suelo. Así a botepronto, digo yo que los contratos se firman para cumplirlos y si no se puede o quiere, existen los despidos, las indemnizaciones (las hay hasta en diferido) y esas cosas. Y que un jugador con contrato ni juegue ni cobre, pues incluso teniendo en cuenta mi desconocimiento jurídico, me parece chocante como menos. Pero bueno, habrá que esperar al lunes a ver que dice la justicia.

Mientras tanto, en el universo NBA se anuncia la próxima inclusión de Pau Gasol en un reducido club de jugadores que han conseguido en su carrera 16.000 puntos, 8.000 rebotes, 3.000 asistencias y 1.500 tapones. Sólo con ver la nómina de integrantes de este club, limitado a cinco nombres tan ilustres como Kareem Abdul-Jabbar, Hakeem Olajuwon, Shaquille O'Neal, Tim Duncan y Kevin Garnett uno se tiene que dar cuenta, que lo que ha hecho Pau resulta impresionante. 16.723 puntos, 8.425 rebotes, 2.997 asistencias y 1.503 tapones le han colocado a tres asistencias de unas marcas sólo al alcance de jugadores de referencia. Muchos de ellos han servido para ganar infinidad de partidos y dos campeonatos. No queda otra que descubrirse. Chapeau.

12/10 Miércoles

Uyyyy, casi. El lunes elucubré con la salida a los ruedos de Rajoy para coger el toro por los cuernos. Salir ha salido, pero el toro sigue por ahí dando vueltas sin que haya forma de darle un capotazo. Más de lo mismo, ni una sola propuesta con cintura o amplitud de miras y cada día más espectadores abandonando la plaza hartos de tanta incompetencia. Cuando queda mes y medio para estrenar año, el 2015 no sé si traerá un pan debajo del brazo, pero lo que sí parece se va a convertir en el año con más elecciones de la historia. Locales, autonómicas, generales, hala, todo el mundo a votar. Hasta puede que haya en el Barcelona, ahora que Laporta imita al ave fénix y resurge de sus cenizas. Menos mal que en el Madrid no se espera que un candidato cumpla los requisitos impuestos hasta 2026 como pronto.

Costa, en su último partido con España. ampliar foto
Costa, en su último partido con España. AFP

Rajoy ha decepcionado una vez más, y su DonTancredismo lleva camino de convertirse en legendario, pero al menos el anuncio del sorteo de la Navidad ha gustado. Bueno, no os digo más que la verlo me he emocionado y he tenido que aguantarme una lagrimita. Joder, deber ser el espíritu de la Navidad, que mira que me he vacunado como todos los años, pero ni por esas.

Por lo demás, la selección futbolera sigue preparando su partido del viernes mientras unos y otros discuten sobre ausencias y presencias, compromisos o escaqueos. Es lo que tiene haber abandonado la casi perfección en la que se habitó durante unos cuantos años. Con la derrota entra bajo sospecha el juego, el estilo y también otras cuestiones que en otro momento con el viento más propicio, no generarían tanto debate. A mí en este último caso, el de Costa, he oído hablar del tema a Del Bosque y a Mr. Cicuta, pero no al protagonista principal, que es el jugador. Partiendo de la base que él debería tener la última palabra y tiene derecho a estar disponible o no, si no lo está lo debería explicar él mismo y no delegar responsabilidades. Así sabríamos por qué el sábado juega un partidazo corriendo como si le persiguiese la policía y el lunes no está en Madrid. Si no da para todo, si tiene una lesión que necesita descanso o si en su orden de prioridades está primero su club y luego la selección (criterio totalmente respetable) pues que se persone y lo cuente. Pero se parapetan en otros. No me resulta extraño, pues así como en unos deportes esto se ve de una forma natural y comprensible (Nadal dice que no va a la Copa Davis por lo apretado de su temporada o Pau Gasol descansa un verano y nadie les mete un viaje) en el ruidoso mundo futbolero, enseguida se monta un belén. Y más ahora que ya estamos en Navidad.

13/11 Jueves

Seguro que hay cosas que se le pueden criticar a Josean Querejeta, sempiterno presidente del Baskonia, pero desde luego no será la de no tomar decisiones. Es más, sospecho que entre todos los presidentes de los clubs deportivos de este país, pocos habrá que acumulen tal cantidad de idas y venidas de jugadores y entrenadores, firmas y contra firmas, recibimientos y despedidas. A la ya larga lista confeccionada en los últimos tiempos, se ha añadido esta misma noche Marco Crespi, entrenador fugaz pues su estancia ha durado poco más de dos meses. El equipo no carbura y las derrotas se acumulan, lo que por otro lado no es de extrañar teniendo en cuenta la cantidad de jugadores nuevos que han llegado, como en otras anteriores, esta temporada. Pero en el ideario de Josean, las dudas duran poco, y prefiere equivocarse por acción que por omisión. Aquel que vaya a Vitoria, sea a jugar o a dirigir, ya lo sabe. O cumple rápidamente con las expectativas de presidencia, o a la calle. Y sentimentalismos, los justos.

Federer, durante un partido de la Copa de Maestros. ampliar foto
Federer, durante un partido de la Copa de Maestros. Getty

Unos van y otros vienen. Cerca de Vitoria, en San Sebastián, David Moyes se presenta como nuevo entrenador de la Real y dice que se parece más a Mourinho que a Guardiola. Vaya desde aquí mis condolencias y solidaridad hacia los donostiarras.

El que parece que no se va a ir nunca es Federer. Es muy probable que no consiga acabar el año como número uno, pues Djokovic lo tiene muy en su mano, pero después de verle aniquilar, sí, aniquilar a Andy Murray (6-0, 6-1) con un tenis mezcla de terciopelo y martillo pilón, deseas que el suizo sea inmortal. Federer consiguió que por segunda vez esta semana, tuviese problemas para poder cerrar la boca ante tanto asombro. La otra fue el miércoles, escuchando el interrogatorio Made in Esperanza al que sometieron a Mariola Vargas, aspirante a la alcaldía de Collado Villalba y al parecer harán con el resto de candidatos de cualquier ayuntamiento. Aunque a mí me recordasen a las preguntas esas que te pueden hacer en el aeropuerto cuando viajas a Estados Unidos, del tipo ¿lleva algún explosivo en la maleta? no quiero terminar siendo escéptico. Estando la mano de Aguirre detrás, ya podemos estar tranquilos, pues con estas medidas tan eficaces y de gran calado, podemos asegurar que regeneración ha llegado.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.