Wade y Bosh, agentes libres

Al igual que LeBron, las otras dos estrellas de los Heat se ponen en el mercado

Wade, Bosh y LeBron posan con los anillos de 2014.
Wade, Bosh y LeBron posan con los anillos de 2014.David Santiago (AP)

El futuro del Big Three de Miami se despejó un poco más después de conocerse que el escolta Dwyane Wade y el pívot Chris Bosh ya le han comunicado al equipo que se acogen la opción de convertirse en agentes libres a partir del próximo 1 de julio. Wade y Bosh se unen al alero LeBron James y al ala-pivote Udonis Haslem, que también hizo el mismo movimiento. De este modo, el presidente de los Heat, Pat Riley, consigue tener 55 millones de dólares libres dentro del tope salarial y hacer la reestructuración económica que le permita fichar otro jugador estrella con el que pueda formar lo que sería un histórico Big Four.

En un comunicado oficial, Riley ya le dio las gracias a Haslem por su "sacrificio" permanente a la hora de ayudar a que el equipo sea cada temporada mejor y adelantó que comenzaría las negociaciones con los agentes de los jugadores de cara a establecer el futuro de "forma conjunta". Wade deja los dos años de contrato que aún le quedaban por cumplir y 41,8 millones de dólares de salario, mientras que Bosh tenía el mismo periodo y 42,6 millones de dólares. En el caso de Haslem, 4,6 por una temporada. Todo esto significa que los Heat pueden ahora retener al Big Three y optar en el mercado de los agentes libres a jugadores como el base Kyle Lowry, de los Raptors de Toronto.

Los Heat también quieren dejar libres los dos millones de dólares que tiene de salario el base Norris Cole, después que el pasado jueves en el sorteo universitario consiguieron a Shabazz Napier, el jugador exbase de los Huskies de Connecticut, que había reclamado James. Además, el ganador de cuatro títulos de Jugador Más Valioso (MVP) de la NBA, a diferencia de lo que hizo en el 2010, cuando se convirtió en agente libre sin restricciones y antes del 1 de julio ya se había entrevistado con seis equipos diferentes, esta vez no lo ha hecho con ninguno, a pesar del interés que existe entre franquicias importantes.

Si los Heat siguen siendo el centro de interés por lo que pueda deparar el futuro de James y los Big Three, dentro de la organización de los Nets de Brooklyn ha surgido el conflicto con el entrenador Jason Kidd, quien después de su triunfal temporada como novato pidió a los directivos tener mayor poder dentro de la organización. La respuesta fue negativa y los Bucks de Milwaukee han pedido y recibido de los Nets la autorización para entrevistarse con Kidd, que podría cambiar de banquillo la próxima temporada. Aunque Kidd todavía tiene un contrato de tres temporadas más que firmó por cuatro y 10,5 millones de dólares, los Nets y los Bucks podían llevar a un acuerdo mediante algún tipo de compensación.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS