_
_
_
_

El juez imputa a Rosell por fraude fiscal en el ‘caso Neymar’

Ruz cita al expresidente del Barça por no haber declarado todo lo desembolsado en el fichaje ● El interrogatorio será el día 13

Sandro Rosell en la presentación de Neymar en el Camp Nou.Foto: atlas | Vídeo: Atlas / AFP
María Fabra

El expresidente del FC Barcelona Sandro Rosell deberá acudir el próximo día 13 a la Audiencia Nacional a responder del delito fiscal por el que ha sido imputado por no tributar por todo lo desembolsado en el fichaje del jugador brasileño Neymar. Así lo decidió ayer el magistrado Pablo Ruz, que ha imputado también, como persona jurídica, al club azulgrana, a través de su representante legal, por haber defraudado algo más de nueve millones de euros al no haber pagado a Hacienda por la totalidad de los contratos que llevaron al fichaje de Neymar.

Rosell era presidente del club azulgrana cuando se formalizaron los contratos y su firma está estampada en los acuerdos. Además, el actual presidente, Josep Maria Bartomeu, figura como firmante hasta en siete documentos. Por ello, el juez también pregunta a las partes personadas en la causa si procede dirigir el procedimiento contra “las personas intervinientes” en los contratos que son investigados, en referencia al actual presidente Bartomeu; el vicepresidente económico, Javier Faus; y el padre del jugador, Neymar Da Silva.

El nuevo presidente del club azulgrana figura como firmante hasta en siete documentos

El Barcelona decidió en febrero, poco después de estallar el escándalo, hacer frente al pago de 13 millones en los que se cifraba el importe de impuestos supuestamente eludidos por la entidad. Posteriormente, pagó otros cuatro millones. Sin embargo, el pago no le exime de la comisión de delito porque se abonó después de iniciarse el procedimiento judicial, abierto a raíz de la denuncia presentada por un socio del club, Jordi Cases.

Cronología del caso

- 5 de diciembre de 2013. El socio del Barcelona Jordi Cases presenta una querella por supuesto delito de apropiación indebida contra el presidente Sandro Rosell.

- 22 de enero. La Audiencia Nacional admite la querella por administración desleal.

- 23 de enero. El presidente del Barcelona dimite. Asume el cargo Josep Maria Bartomeu.

- 24 de enero. El Barça admite que la operación total por Neymar asciende a 86,2 millones: 57,1 son del fichaje; el resto, de otros conceptos.

- 20 de febrero. El juez Ruz imputa al Barcelona. Hacienda cuantifica las retenciones no ingresadas en 9,1 millones.

- 25 febrero: El Barcelona deposita 13,5 millones para saldar con Hacienda cualquier posible deuda tributaria.

- 27 de febrero. Hacienda se persona en la causa contra el Barça por delito fiscal.

- 3 de junio. El juez Ruz imputa a Rosell y le llama a declarar el 13 de junio; también debe declarar el club.

La decisión de imputar personalmente a Rosell fue dictada ayer, casi cuatro meses después de la imputación del club, en una providencia en la que el magistrado se centra en el informe presentado por Hacienda, en el que se “cuantifica el importe de las retenciones no ingresadas en plazo por el FC Barcelona” en 2,4 millones para 2011 y en 6,7 millones para 2013, es decir, algo más de nueve millones de euros que no tributaron en relación con el Impuesto sobre la Renta de los No Residentes (IRNR) y el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF). Además, según el juez, Hacienda también ha constatado una posible defraudación de otros 2,6 millones para el ejercicio 2014, aunque con “salvedades”.

El juez Ruz acuerda, asimismo, citar para el mismo día 13 de junio como peritos a los empleados de la empresa Deloitte que auditaron las cuentas del club. El juez pide también a las partes que se pronuncien “sobre la procedencia de dirigir el procedimiento respecto de las personas intervinientes en los diferentes contratos objeto de investigación”.

El magistrado solicita a su vez al Barcelona diversa documentación no recabada hasta ahora, como las retenciones ingresadas por el club en virtud de la regularización voluntaria efectuada tras admitirse la querella de Cases. De igual modo, pide a la entidad culé que detalle las “cantidades satisfechas derivadas de los contratos” para el traspaso de Neymar y que aclare si asumió el “reembolso de gastos o pagos directos” por la instalación en España del futbolista y su familia.

También deberá señalar el “momento de la obligación de pago” de 900.000 euros en concepto de derechos de imagen para la temporada 2013-2014.

Hacienda también constata un posible fraude sobre 2,6 millones de 2014

La entidad azulgrana todavía no ha nombrado a su representante legal en la comparecencia, a pesar de que el Barça ya ha abonado 13,5 millones de euros después de ser denunciado por el supuesto fraude al fisco.

El caso Neymar comenzó el pasado 22 de enero después de que el magistrado de la Audiencia Nacional admitiera a trámite la querella presentada por el socio del Barça Jordi Cases contra el entonces presidente de la entidad Sandro Rosell, quien presentó su dimisión un día después. Fue entonces cuando, por primera vez, el club habló de 86,2 millones como el coste total del fichaje de Neymar, en lugar de los 57,1 millones que había admitido hasta entonces.

La Fiscalía sostiene que las transacciones económicas que sustentaron el fichaje del delantero brasileño Neymar se basaron en “contratos simulados” y operaciones de “ingeniería financiera” que no respondían a la realidad y con las que se pretendía “cometer el engaño” a la Hacienda Pública.

El Barcelona no se pronuncia y Tebas no ve delito

El Barcelona no se pronunciará oficialmente mientras no reciba la notificación oficial del juez de la Audiencia Nacional y, por el momento, no ha llegado ningún documento al respecto hasta el Camp Nou. El club se dio por enterado de la providencia y del informe de la Agencia Tributaria a través de los medios de comunicación y ha dejado que sus servicios jurídicos marquen la estrategia a seguir en el caso Neymar.Ayer se cumplía un año precisamente de la presentación del futbolista con la zamarra del Barcelona. A pesar del silencio de la entidad azulgrana, en la junta se consideraba como positivo que la causa de momento no implique al actual presidente y entonces vicepresidente deportivo, Josep Maria Bartomeu, ni al vicepresidente económico, Xavier Faus. La documentación que obra en poder del juez Ruz, sin embargo, no parece estar completa y es posible que pida más información sobre el contrato del internacional brasileño con el Santos y también alrededor de la empresa del padre de Neymar.

El socio Jordi Cases, que fue quien presentó la querella contra Rosell en la Audiencia, dispone ahora de cinco días, de acuerdo con la providencia, para ampliar la querella a Bartomeu y Faus, por gestión y administración desleal, por los 40 millones de euros abonados precisamente a la firma Neymar. Aunque todavía no se ha manifestado, la mayoría de los indicios apuntan a que Cases pedirá también la imputación de los dos mandatarios del Barcelona. Rosell, mientras tanto, guarda silencio desde su salida del Barça. El expresidente deberá declarar precisamente el día en que se cumplirán cuatro años de que sucediera en el cargo a Joan Laporta.

El presidente de la Liga de Fútbol Profesional, Javier Tebas, aseguró por su parte que no ve “indicios” de que el Barcelona haya cometido un “delito fiscal” en el fichaje de Neymar. “De los datos que tenemos, por lo que hemos visto”, afirmó Tebas, “para la Liga el caso está cerrado, sobre todo a raíz del pago por parte del club de 13,5 millones”, en concepto de la declaración complementaria. “Parece que en España cuando se investiga, se condena a la gente”.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_