Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“El amaño te llevará a prisión”

La LFP pondrá en los vestuarios de Primera y Segunda un vídeo donde advierte de que irá a la cárcel quien manipule partidos, use información privilegiada o apueste de forma ilegal

Manuel Quintanar, director de Integridad en la LFP. Ampliar foto
Manuel Quintanar, director de Integridad en la LFP.

Le puso una pistola en la cabeza y le dijo: “Si no pierdes esta noche, tendrás problemas”. Por lo que Cliff Mardulier, portero del Lierse, se dejó meter cinco goles para contentar al empresario chino Ye Zheyun, que siseaba su intención de comprar el club belga y subsanar los impagos a los jugadores cuando se devaluase su precio, cuando decayeran en la clasificación. Pero para llegar a esa situación, en 2004, ya habían aceptado antes perder partidos, convencidos por el técnico Paul Put, ahora técnico de Burkina Faso. “No nos pareció mal porque confiábamos en él. Y queríamos cobrar”, admite Mardulier en un vídeo de la Interpol; “hasta que la policía me llevó a Bruselas”. Hasta que se acabó su carrera por tramposo.

Esta historia se incluirá en un vídeo de unos 10 minutos impulsado por la LFP y la AFE con la colaboración de la Policía Nacional, que se reproducirá en cada uno de los vestuarios de Primera y Segunda a partir de la semana que viene. “El jugador es más vulnerable cuanta menos formación tenga. Es refrescarles —AFE sostiene que en 2010 ya les dio información al respecto— que pueden ser víctimas de redes dedicadas al crimen con intereses ajenos al fútbol”, explica Manuel Quintanar, director del departamento de Integridad de la LFP; “además de recordarles que no se puede entrar en ese juego porque en la mayor parte de las ocasiones deja rastro y se acaba sabiendo”.

Actualmente, no hay castigo para los futbolistas que juegan en las casas de apuestas

Actualmente, no hay castigo para los jugadores (o sus testaferros) que juegan en las casas de apuestas, que pueden decidir aspectos del encuentro como un penalti, un córner o un gol. “El tramposo queda impune”, dice Quintanar. Algo que cambiará en otoño, cuando el Parlamento apruebe la reforma del Código penal y la corrupción deportiva preverá la agravante de que tenga influencia en apuestas y juegos de azar con penas de seis meses a cuatro años, además de la inhabilitación especial de uno a seis años y la multa económica que será del triple del beneficio obtenido y extensible a los clubes. En la Asamblea General de la LFP de febrero se endurecieron los estatutos, previendo la omisión del deber de denunciar por el conocimiento de este tipo de hechos e incluyendo como sujeto activo al club. Línea impulsada por Javier Tebas, presidente de la LFP, con la creación del departamento de Integridad y a instancia del secretario de Estado Miguel Cardenal.

“El amaño te llevará a la prisión”, explica el vídeo en una voz en off, mensaje amenazante,después ratificado en directo por el propio Quintanar y Luis Rubiales, presidente de la AFE. “Y seremos consecuentes con lo que se dice”, abundan desde la LFP, que también impulsan la inclusión como delito en la nueva reforma del Código la utilización de información privilegiada en las apuestas y vigilan el tráfico de maletines, tan de moda al final del curso. Para controlar toda jugada sospechosa, existe una especie de búnker en la sede de la LFP, donde hay dos personas visualizando todos los encuentros. Y, además de las cuatro personas que integran el departamento, se ha contratado a Joel González, taekwondista y oro olímpico en Londres 2012, criminólogo que se está formando en Bélgica con Federbet, compañía especializada en el análisis de las apuestas. Del mismo modo, se ha llegado a un acuerdo con International Center for Sport Security, organización sin ánimo de lucro con los principales expertos en seguridad deportiva y conocimiento en el crimen organizado.

Se han admitido dos querellas que conllevarían acción penal

Para analizar las cuotas, la LFP cuenta con el apoyo de casi todas las casas de apuestas, pero con la ayuda principal de Betfair, que ofrece el servicio sin cobrar. El mayor problema, sin embargo, es que en España no se ha dado un caso de condena. “Si la justicia se pronunciara, sería un buen toque de atención”, explica Quintanar, que recuerda que ya se han admitido dos querellas que conllevarían acción penal. Una es la del Racing-Girona, cuando el presidente del consejo de administración, Ángel Lavín, y el presidente Francisco Pernía trataron de que el presidente del Girona, Joaquim Boadas, firmara una alineación indebida para que le otorgaran tres puntos al Racing. El otro es por predeterminación de resultado, cuando el Hércules trató de amañar un duelo ante el Sabadell, señalado el jugador Abraham Paz.

Por el momento, el amaño de partidos no afecta en demasía a España, toda vez que un estudio realizado por Sportradar, sociedad especializada en cuotas y flujo de juego, excluye a España del top ten de corrupción, encabezado por Albania e Italia. Quizá porque en España no se han denunciado estos casos. “No creo que sea un problema alarmante”, argumenta Quintanar; “por más que se hayan dado algunos casos”. Pero si ocurre a partir de ahora, la cárcel ya no solo será un aviso. O eso espera la LFP.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información