Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Schuster hereda a Pellegrini

El Málaga concede al alemán un inusual contrato de cinco años mientras el Manchester City confirma la llegada del técnico chileno por tres

El técnico alemán Bernd Schuster. Ampliar foto
El técnico alemán Bernd Schuster.

Desde Málaga a Manchester, un hilo invisible unió la confirmación oficial de los fichajes de dos entrenadores. En realidad, los dos estaban íntimamente relacionados. En el momento en el que el Málaga daba oficialidad a la llegada a su banquillo de Bernd Schuster después de abonar el finiquito de Manuel Pellegrini, el City hacía lo propio con el preparador chileno. Será Schuster el que tenga que administrar la herencia de Pellegrini, quien adquirió la figura de mito para el malaguismo. Para convencer al alemán, el Málaga le ha dado las llaves de su reino. Un contrato muy largo de cinco años y poco usual en el fútbol español para gestionar a un equipo que tendrá poco que ver con el que quedó cuarto y alcanzó la gloria en la Liga de Campeones.

Schuster no tendrá ya a Joaquín e Iturra y se marcharán Toulalan, Demichelis, Baptista y, casi con total seguridad, Isco. Se pondrá a su disposición un equipo joven y de menor coste económico. A Schuster, con un fijo no muy alto por temporada y sí jugosas primas por objetivos, se le darán también poderes para dar su opinión en los próximos fichajes. Tras ganar la Liga con el Madrid en 2008, Schuster llevaba sin entrenar desde 2011. Llega con Fabio Celestini como ayudante.

Previamente, el alemán dirigió al Xerez, Getafe, Madrid y Besiktas

“Estoy encantado de aceptar esta oportunidad tan excitante. El club tiene una visión clara de cómo conseguir el éxito en el campo y espero hacer una contribución significativa”, afirmó Pellegrini a los medios oficiales del City, donde ha fichado por tres temporadas. El chileno, que llega con su eterno segundo, Rubén Cousillas, preparador físico y entrenador de porteros, sí se quedará con el asistente Brian Kidd. El ingeniero dispondrá de una plantilla plagada de estrellas, a la que se acaban de unir Jesús Navas y Fernandinho. “Me siento halagado de trabajar con tanto talento”, añadió Pellegrini, que tiene la misión de implantar su estilo de toque y posesión en un equipo huérfano de personalidad con Mancini en el banquillo, y tras una temporada muy gris. El City, con Txiki Begiristain como director deportivo, desea dar un paso adelante para pelearle la hegemonía al United y dar un golpe en la mesa en la Liga de Campeones, competición en la que no pasó de la fase de grupos en las dos últimas ediciones.

Mientras Verdú (Espanyol) confirmaba con su pase al Olympiacos la marcha de la clase media de la Liga al extranjero, el Levante acentuó la limpieza de su vestuario después de la sospecha de amaño del pasado encuentro ante el Deportivo. Tras la salida de Juanlu, le tocó el turno a Ballesteros. Emblema de la institución, ha sido despedido sin contemplaciones a los 37 años. Con Munúa en el Fiorentina, equipo en el que ayer firmó su contrato Joaquín, tan solo resta ver qué pasa con Juanfran. El Sevilla, por su parte, fichó al pichichi rumano, Rusescu, del Steaua, en espera de concretar el futuro de Negredo.

Más información