Garbiñe va en serio

La española tumba 6-2 y 6-4 a Wozniacki, número nueve y exnúmero uno, y llega a octavos al sumar con 19 años su segunda victoria contra una top-10

Garbiñe Muguruza, durante el torneo de Miami
Garbiñe Muguruza, durante el torneo de Miami ERIK S. LESSER (EFE)

Caroline Wozniacki, la número nueve del mundo, llega a la tercera ronda del torneo de Miami subida a la ola de los buenos augurios. Acaba de disputar la final de Indian Wells. Su romance con el golfista Rory McIlroy va viento en popa. La estabilidad fuera de la pista le ha facilitado la búsqueda de soluciones en los encuentros. Garbiñe Muguruza no sabe nada de eso. De pelotazo en pelotazo, buscando un ganador tras otro, fiel a un estilo contracultural en la escuela española, la número 73 despide a su afamada contraria por 6-2 y 6-4. Es el adiós de toda una exnúmero uno. Es la confirmación de que Muguruza es una tenista distinta a todas sus compañeras españolas.

La vasca de 19 años jugará los octavos de un torneo de esta categoría, el escalón inmediatamente inferior a los grandes, por segunda cita seguida. Suma dos victorias contra jugadoras del top-10 en menos de 20 torneos como profesional. Su potencial vuelve a confirmarse en un territorio al que son alérgicas sus compatriotas: sobre cemento, donde este año impresionó a la mismísima Serena Williams mientras era derrotada en la segunda ronda del Abierto de Australia y pese a sumar solo dos juegos.

El mejor guerrero no es el que triunfa siempre sino el que vuelve sin miedo a la batalla

“El mejor guerrero no es el que triunfa siempre sino el que vuelve sin miedo a la batalla”, retuitea estos días de marzo Mugu, como la conocen en el circuito. La española, una tenista de rompe y rasga, vive en consonancia con ese credo. Pega, tira, golpea. Su tenis es directo, no entiende de diálogos ni peloteos. Sus duelos se deciden según la fina línea que separa el ganador del fallo. Eléctrica, sus partidos son un tío vivo de marcadores enrevesados. En consecuencia, su grupo técnico ha puesto el acento en el trabajo físico y mental, para que gane estabilidad en la pista y en el ránking. A los 19 años, Muguruza aún no se ha consolidado entre las 100 mejores del planeta, pero colecciona ya una ristra de victorias ilustres: Zvonareva, que era la número nueve cuando perdió con ella en Miami 2012; Penetta, que era la 26; Makarova, la 19; Wozniacki… y ha estirado hasta las tres mangas a una tal Venus Williams.

“Esta victoria me ayuda a creerme más el nivel que tengo y verme capaz de afrontar partidos de esta categoría e incluso ganarlos", valora tras su triunfo. "Eso me da confianza a nivel mental y tenístico", cierra antes de saber que Carla Suárez no le acompañará en los octavos, porque perdió 5-7, 6-4 y 6-4 con la italiana Vinci.

Ahora, en la lucha por los cuartos, a Muguruza le espera la china Na Li. La número cinco, que la eliminó en Madrid el año pasado. Otra top-10. Un nuevo reto para Mugu.

Resultados

Tercera ronda. Hombres. N. Djokovic (Ser.)-S. Devvarman (Ind.), 6-2 y 6-4. D. Ferrer-F. Fognini (Ita.), 6-1 y 7-5. K. Nishikori (Jap.)-X. Malisse (Bél), 6-2 y 7-5. A. Ramos-J Blake (EEUU), 6-4, 2-6 y 7-5

Tercera ronda. Mujeres. S. Williams (EEUU)-A. Morita (Jap), 6-3 y 6-3. A. Radwanska (Pol)-M. Rybarikova (Esl.), 7-6, 2-6 y 6-3. L. Na (Chi.)-V. Lepchenko (EEUU), 6-2 y 6-4. K. Flipkens (Bél)-P. Kvitova (R. Ch.), 6-0, 4-6 y 6-1. G. Muguruza-C. Wozniacki (Din.), 6-2 y 6-4. M. Sharapova (Rus)-E. Vesnina (Rus), 6-4 y 6-2. R. Vinci (Ita.)-C. Suárez Navarro, 5-7, 6-4 y 6-4.

Sobre la firma

Juan José Mateo

Es redactor de la sección de Madrid y está especializado en información política. Trabaja en el EL PAÍS desde 2005. Es licenciado en Historia por la Universidad Complutense de Madrid y Máster en Periodismo por la Escuela UAM / EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS