"Madrid y Barcelona perjudican al fútbol español"

El Sevilla, "en defensa de la clase media", mantiene su posición discrepante con la mayoría de clubes de Primera y Segunda en el contrato para para unir y redistribuir el dinero que reciben de las televisiones

Tras el acuerdo mayoritario de 13 equipos de Primera y 18 de Segunda para unir el dinero que reciben de las televisiones y luego redistribuirlo, el Sevilla, que encabeza a los clubes que ayer no habían firmado ese contrato (Athletic, Espanyol, Málaga, Real Sociedad, Villarreal, Villarreal B, Zaragoza, Celta, Betis y Girona), explicó que no renunciará a su proyecto de venta centralizada de los derechos televisivos "similar al de las grandes Ligas de Europa". El presidente del club andaluz ha declarado que con esta distribución económica del nuevo contrato "solo ganarán el Real Madrid y el Barcelona y el título estará vendido de antemano los diez próximos años".

Del Nido, que ejerció de portavoz de los equipos que no aceptan el reparto televisivo, ha aportado algunos datos para explicar por qué considera que el reparto es injusto. "Los dos grandes han ganado 1.500 millones de euros más que el tercero en los últimos 10 años, y con este acuerdo en los próximos seis años cuatro clubes, Madrid, Barca, Atlético y Valencia, ganarán 1.500 millones más que el tercer clasificado de la Liga".

Más información
Apoyo mayoritario a la hucha común
Una Liga de dos direcciones

El Sevilla quiere que el 50% del dinero recaudado a través de los contratos de las televisiones se reparta de forma igualitaria entre todos los clubes; que el 25% dependa de las audiencias; y el 25% restante de la clasificación. Su oferta, argumenta, defiende los intereses de la clase media de la Liga. El acuerdo mayoritario, ya firmado y vigente desde la 2015-2016, es distinto: el Madrid y el Barcelona se repartirán el 34% del total sumado en la hucha común; el Atlético y el Valencia compartirán el 11%; los otros 16 equipos de Primera se dividirán un 45%; los 22 de Segunda, un 9%, y un 1%, unos 27 millones, se destinará a paliar el impacto económico que sufrirán los equipos que desciendan de la máxima categoría a Segunda.

La oferta para unirse a ese contrato en igualdad de condiciones con los firmantes caduca el viernes. "(Madrid y Barcelona) han hecho una oferta tremendamente beneficiosa para ellos, tremendamente beneficiosa para otros clubes que la firman y tremendamente perjudicial para algunos de los que están convencidos de que es tremendamente beneficiosa y tremendamente perjudicial para los clubes que van a firmar y permanecer en la venta individual y no en la centralizada", ha indicado el vicepresidente del Sevilla, José María Cruz. "La clase media se ve claramente perjudicada por no incrementar sus ingresos televisivos en los próximos nueve años, porque este acuerdo se firmaría por seis años a partir de 2014 (si la bolsa común resultante de sumar los contratos alcanza 800 millones), manteniendo el status quo entre los dos grandes del fútbol español y escenificando una competición cada vez más devaluada".

En la misma línea se manifestó el presidente del Villarreal en el diario As: "Con su plan, Madrid y Barça suben 50 millones cada uno, y nosotros cinco. ¡No vamos a financiar el Baloncesto del Madrid!". Y hoy el presidente del presidente del Athletic Club ha contestado categórico a una pregunta respecto a la posibilidad de que los clubes más modestos también consigan unos elevados ingresos por la venta de jugadores a los clubes más poderosos. "No quiero ningún activo. No quiero tener 36 millones de euros en el banco, quiero competir. Quiero que el Fernando Llorente de dentro de diez años esté en el Athletic, pero también quiero tener al Xabi Alonso de dentro de diez años en nuestro club".

Albiol disputa el balón con Pedro en el Madrid-Barça de la temporada pasada.
Albiol disputa el balón con Pedro en el Madrid-Barça de la temporada pasada.CLAUDIO ÁLVAREZ
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS