Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"En esa dosis, el clembuterol no tiene ningún efecto sobre el organismo"

El presidente de la Agencia de Seguridad Alimenticia y el secretario general de la Federación de Medicina del Deporte opinan sobre el caso de Contador

Alberto Contador ha sido suspendido temporalmente hasta que se aclare si la cantidad de clembuterol que se le ha detectado es dopaje. EL PAÍS ha contactado con dos expertos que analizan el caso desde sus especialidades, el presidente de la Agencia Española de Seguridad Alimenticia y Nutrición, Alberto Sabrido, y el secretario general de la Federación Española de Medicina del Deporte , Pedro Manonelles Marqueta.

Ambos coinciden en un punto: a esas dosis, 0,00000000005 gramos por miligramo, el consumo de clembuterol no sirve para nada. En teoría, este broncodilatador se usa para paliar problemas respiratorios (principal excusa para su utilización), pero está prohibido por la Asociación Mundial Antidopaje (AMA) por sus propiedades anabólicas. "Si hablamos de anabolizantes, lo lógico es consumirlos en grandes dosis y durante un periodo continuado. No tendría sentido hacerlo de otra manera. El clembuterol es muy fácil de detectar", apunta Manonelles.

Lo mismo opina Sabrido al respecto, que da credibilidad al positivo por el consumo de un filete. "En seguridad alimenticia, se pone un límite a la carne que todos consumimos. La carne debe contener menos de 0,002 gramos por kilo en músculo, y menos de 0,001 por kilo en hígado. Por debajo de eso es insignificante. Quiero decir que no tiene ningún efecto sobre el organismo", comenta este especialista. "En el caso de Contador, hablamos de 0,000000000005 gramos por miligramo. Puede ser que consumiera carne que tuviera una cantidad de clembuterol que nosotros no tenemos en cuenta o no detectamos, porque pocos laboratorios tienen esa capacidad", asevera Sabrido, que considera la explicación de Contador "coherente" y "plausible". Según Contador, y como confirman estos expertos, la cantidad por la que el ciclista ha dado positivo sólo se puede detectar en cuatro laboratorios.

Que la suspensión se produzca por la ingestión de un filete contaminado por el tres veces campeón del Tour es lo que hace ser cauteloso a Manonelles, que no lo tiene claro. "Es posible, pero no probable" , opina. "Es cierto que se usa clembuterol para engordar ciertos animales, ha ocurrido en España. Lo normal es que lo que ingiere el animal pase por su aparato digestivo y se metabolice en el estómago y el riñón. Que pase el hígado y llegue al músculo, que es lo que come el deportista, no es lo normal pero podría ocurrir", concede el experto. "Algunas sustancias, cruzadas con otras, pueden producir positivos", propone, buscando otras hipótesis.

Clembuterol en la comida

"En los años noventa se utilizaba para engordar el ganado y reducir su grasa", explica Sabrido. "Tenía efectos secundarios en los consumidores, como cefaleas y taquicardias. Ahora es distinto: los antibióticos y el clembuterol es de lo que más pendientes estamos", comenta el presidente de la seguridad alimentaria.

En 1997 se puso en marcha el Plan Nacional de Investigación de Carnes Frescas, que buscaba erradicar los alimentos contaminados de los comercios. "Aún sigue en marcha. El último caso dentro de los márgenes que utilizamos se dio en 2004", señala Sabrido.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.