Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una propuesta audaz criticada por Jaca

El modelo de Turín, a 100 kilómetros de Los Alpes, marca la candidatura catalana

Si algo no falta en la propuesta de Barcelona para ser sede de los de Invierno de 2022 es audacia. Precisamente en los Juegos de 1992 la capital catalana logró abrirse definitivamente al mar y hacer de ella lo que es, una ciudad eminentemente playera. Sucede que el Comité Olímpico Internacional (CIO) cambió su estrategia y restó importancia al hecho de que el centro neurálgico de los Juegos de invierno estuviera radicado en plena montaña. Turín, en 2006, fue la primera ciudad que organizó unos Juegos a pesar de estar situada a unos 100 kilómetros de Los Alpes. Eso propició también que se establecieran dos centros, uno para los deportes de nieve y otro para los de hielo.

Barcelona seguirá ese modelo y los deportes de hielo como patinaje, el hockey hielo y el curling, se disputarán en la ciudad. Las pistas de esquí más importantes y cercanas a la capital catalana son las de Molina y La Masella. Están situadas a una hora y media. Son unas pistas excelentes y allí se han organizado varias pruebas internacionales y en 2011, por ejemplo, se disputará en ellas la Copa del Mundo de snowboard.

Sin embargo, la nieve no abunda y, desde luego, no está asegurada, ni siquiera en pleno invierno, y por ello fueron una de las primeras en instalar cañones de nieve artificial. La baza de Barcelona es que, a partir de esa zona más oriental, se extiende una amplia zona esquiable pirenaica que llega hasta la zona más occidental, hasta Baqueira. El Síndic de Aran, Francés Boya, ha manifestado que la candidatura "debe poder contar con la Vall d'Aran, porque es un destino de primer orden en el Pirineo y ofrece óptimas condiciones".

La candidatura de Barcelona afecta de pleno al proyecto de candidatura olímpica de Zaragoza-Pirineos, en la que se inscribe Jaca, eterna aspirante a la cita. El Comité Olímpico Español tendrá que decidir, en junio de 2013, cuál de ellas presenta ante el COI. Juan Alberto Belloch, alcalde de Zaragoza, poco después de conocer la intención de Barcelona, manifestó: "Acepto la competencia pero estoy convencido de que nuestra candidatura es mejor".

Enrique Villarroya, alcalde de Jaca, fue más contundente: "No es lo más oportuno jugar en ese ámbito olímpico", aseguró. "Jaca fue capaz de dar un paso atrás para que Barcelona no tuviera competencia y distracción cuando se postuló para los Juegos de Verano en 1992. Barcelona debería valorar la experiencia de Aragón, de Zaragoza y de Jaca en otros momentos. No es buena esa competencia". Por su parte, el presidente de la Generalitat, José Montilla, ha afirmado que la decisión "en absoluto" perjudicará las relaciones entre Cataluña y Aragón.

Iglesias: "Aragón tiene la mejor montaña del Pirineo"

Para el presidente del Gobierno de Aragón, Marcelino Iglesias, su comunidad tiene "la mejor montaña del Pirineo, las mejores estaciones y las mejoras posibilidades para desarrollar unos juegos olímpicos en el Pirineo central" y ha añadido que a Barcelona se le va a "ganar". El ex alcalde de Barcelona y ex presidente de la Generalitat, Pasqual Maragall, ha defendido una candidatura conjunta de Barcelona y Jaca (Huesca).

La postulación de dos ciudades españoles por unos mismos juegos ya se ha producido hasta en dos ocasiones. En 2002 el COE eligió a Jaca, en detrimento de Granada, como candidata a los Juegos de Invierno de 2010. En 2003, el COE eligió a Madrid como candidata española para los Juegos de Verano de 2016 y descartó a Sevilla que también había presentado su candidatura.

"Existe ya una aspiración previa de Aragón"

Para el presidente del Comité Olímpico Español (COE), Alejandro Blanco, la intención de Barcelona de pedir los Juegos de Invierno de 2022 es positiva y, según él, "lo importante no es que sean uno o dos los proyectos, sino que sean ganadores". En la misma línea se ha manifestado el ex presidente del COI, Juan Antonio Samaranch, para el que "la iniciativa anunciada por el alcalde Jordi Hereu es muy positiva, porque demuestra la vitalidad y buena salud del deporte y del olimpismo español". Por último, Eduardo Roldán, presidente de la Real Federación Española de Deportes de Invierno (RFEDI), la propuesta de Barcelona "es fantástica", pero ha recordado que "existe ya una aspiración previa de Aragón".

Más información