PRIMERA | RACING 0 - VALENCIA 1

El Valencia opta por el pragmatismo

Zigic aprovecha un error de un Racing luchador para darle la victoria al equipo de Emery

Cuando parecía que peor pintaba, con la lesión de Villa, el Valencia se repuso y se llevó un triunfo que el Racing persiguió con la misma insistencia que ineficacia. Zigic, en su vuelta a Santander, se sirvió de un error de la defensa local para cerrar una semana que le devuelve a Emery y sus jugadores la seguridad en sí mismos.

Sorprendió Emery con la entrada de Miku por Silva. El venezolano se incrustó en el enlace con Villa, pero poco a poco su juego fue adquiriendo la misma grisura que su equipo. No arrancó mal el Valencia. Bloqueó la salida de la pelota del Racing, pero luego se le olvidó la segunda parte de la tarea. Con Marchena asumiendo el protagonismo que se le supone a Banega, el Valencia se empequeñeció.

Racing 0 - Valencia 1

Racing: Toño; Pinillos (Geijo, min 83), Morris, Torrejón, Christian; Arana, Colsa, Lacen, Serrano; Munitis (Luis García, min 64) y Tchité.

Valencia: César; Bruno, David Navarro, Dealbert, Mathieu; Joaquín, Marchena, Banega (Albelda, min 70), Mata; Miku (Silva, min 52) y Villa (Zigic, min 57).

Gol: 0-1, min 61. Zigic.

Árbitro: Manuel Enrique Mejuto González (comité asturiano). Mostró cartulinas amarillas a Serrano por el Racing y a Navarro, Mathieu y Banega por el Valencia.

Incidencias: partido de la sexta jornada de Liga de Primera División, disputado en los Campos de Sport de El Sardinero ante 16.729 personas.

Villa, Miku, Mata y Joaquín aparecían desconectados del resto del equipo, una tesitura en la que solo el delantero vive cómodo. Hubo algún escarceo suyo en ataque, pero insuficiente para asegurarle al Valencia una cierta tranquilidad. En el Racing tampoco abundaban las ideas. Empezó nervioso, como si lo de llevar la iniciativa fuese más un problema que una oportunidad. Colsa y Lacen fueron incapaces de conceder continuidad al juego, así que el equipo de Mandiá se volcó por los costados, una de las premisas que más le gustan al técnico.

Allí andaban Serrano y Arana, que empezaron a transitar con mala idea por el área de César. Sus envíos los buscó Munitis, instalado de forma definitiva como delantero centro ante la dimisión de un Tchité que no inspira mucha confianza. El capitán del Racing pudo anotar en dos ocasiones, pero en la primera apuntó mal y en la segunda se encontró con César, que estuvo espléndido, titular también ya en la Liga. Al menos con la presión, el Racing se procuró una imagen más dinámica que el Valencia, espeso y de movimiento lento.

Emery respondió en la segunda parte con el reemplazo de Miku por Silva. No hubo mucho tiempo para probar qué tal iba a funcionar, porque Villa se rompió instantes después. Remató con flojera la que era la mejor ocasión del Valencia y en el mismo gesto del disparo se lesionó. El delantero no jugará los próximos partidos con España, frente a Armenia y contra Bosnia-Herzegovina.

El partido estaba para decidirse en esos momentos de imprevisión que tan poco gustan a los entrenadores. Y uno de esos le tocó al Racing. Pinillos calculó mal una cesión a Toño y Zigic, que andaba por ahí, recogió la pelota, quebró al portero y marcó sin problemas. El serbio hizo un amago de celebración, pero se acordó de donde estaba: El Sardinero le recibió con aplausos cuando ingresó al campo.

Con la seguridad del marcador, el Valencia retrocedió unos metros y escogió la vía más práctica, aunque sin desdeñar algún que otro contragolpe. Por su parte, el Racing se tiró a por el empate con lo que tenía. Fue Arana el que recogió la responsabilidad y por su costado derecho apareció la versión más adrenalítica del equipo de Mandiá. El caso es que tampoco eran muchas las fuerzas del Racing. Albelda le dio al Valencia la pausa que necesitaba su equipo, lo que terminó de desactivar al rival. Aun así, todavía le quedaba un rato de sufrimiento al cuadro de Emery, porque el Racing no desfallecía. La entrada de Geijo dio más presencia al ataque del Racing, que cercó la portería de César. El hispano-suizo y Tchité anduvieron cerca del gol, aunque el meta se mueve bien en este tipo de encuentros e impidió que su equipo se llevase algún susto. El Racing sumó ayer su tercera derrota sucesiva en Santander, con una fotografía mejorada con respecto al día del Barcelona, mientras que el Valencia apela a su poder ofensivo y al pragmatismo para tapar sus dudas.

Villa se rompe

David Villa ha tenido que retirarse de los Campos de Sport de El Sardinero, lesionado en el muslo derecho, lo que hace que sea duda para el próximo partido de la selección española, el próximo sábado contra Armenia. La lesión muscular del ariete valenciano compromete su participación para este penúltimo partido de la fase de clasificación para el Mundial, en el que España buscará mantener su racha de victorias, una vez que ya ha conseguido su clasificación matemática.

En principio Villa padece una contractura y mañana será sometido a una exploración para conocer el alcance exacto de la lesión que le obligó a retirarse del campo, sustituido por Zigic, delantero serbio que a la postre marcó el gol que dio la victoria al equipo de Unai Emery. Villa podría ser baja en la concentración de la próxima semana pero también se apunta la posibilidad, dependiendo de la gravedad de la lesión, de que no se recupere a tiempo para el choque que le espera al Valencia dentro de quince días frente al Barcelona.

Lo más visto en...

Top 50