FÚTBOL | CALCIO

La Camorra napolitana intentó comprar el Lazio

La fiscalía romana ha anunciado diez órdenes de busca y captura, entre ellas la del ex jugador y presidente del Lazio, Giorgio Chinaglia

La familia de los Casalesi, la más poderosa de la mafia napolitana de la Camorra, al sur de Italia, quería comprar el Lazio, equipo de fútbol de la Primera División italiana, y blanquear así el dinero procedente de sus actividades ilegales. Así apunta la investigación del fiscal de Roma Stefano Rocco Fava y por la que se han emitido hoy diez órdenes de captura, entre ellas contra el ex jugador en los años 70 y presidente del Lazio, Giorgio Chinaglia.

Chinaglia, residente desde hace años en los Estados Unidos y actualmente en paradero desconocido, se enfrenta ya en Italia a un juicio por extorsión al actual presidente y propietario del club, Claudio Lotito, y manipulación del mercado, en el intento de comprar la entidad, que es junto a Juventus y Roma, el único que cotiza en la Bolsa de valores de Milán.

El caso ha comenzado cuando se abrió una investigación sobre la fluctuación en el mercado de los títulos del Lazio en los meses de febrero y marzo de 2006, después de que Chinaglia hiciera declaraciones acerca del supuesto interés de una compañía farmacéutica húngara para comprar la sociedad. La nueva acusación apunta a que Chinaglia estaba al corriente de que los fondos para comprar el club romano procedían del clan de los Casalesi.

Además de Chinaglia, se han emitido órdenes de detención contra el empresario húngaro Slivas Zoltan, el portavoz del ex jugador, Giuseppe Bellantonio, y otras personas ya implicadas en el caso de especulación. También ha sido comunicada la orden de detención al empresario Giuseppe Diana, actualmente en la cárcel, y que está considerado por los investigadores el exponente de la Camorra que había organizado la operación de blanqueo de dinero con la compra del Lazio.

Giorgio Chinaglia fue uno de los delanteros más importantes del fútbol italiano, artífice de la liga que ganó el Lazio en 1974, y ocupó la presidencia de este club entre 1986 y 1987. Los investigadores han indicado que el clan de los Casalesi intentó, antes que con la Lazio, hacerse con otros dos clubes de fútbol, aunque no han querido revelar más detalles

Operación ''Alas Rotas''

Mientras que durante la operación policial, denominada "Alas Rotas" se ha detenido a Guido Di Cosimo, considerado por los investigadores el presunto hombre en Roma de los Casalesi, así como del portavoz de Chinaglia, Giuseppe Bellantonio, a Mario Pascolino, Arturo Ceccherini y Giancarlo Benedetti. También ha sido comunicada la orden de detención al empresario Giuseppe Diana, actualmente en la cárcel, y que está considerado por los investigadores el exponente de la Camorra que había organizado la operación de blanqueo de dinero con la compra del Lazio.

La Guardia di Finanza (policía fiscal italiana), que se ha encargado de la operación, ha explicado que además se han bloqueado dos millones de euros, de los 24 millones que la Camorra quería invertir en la compra del club. Las mismas fuentes añadieron además que la mafia napolitana intentó en dos ocasiones introducirse en el capital de la sociedad.

En un primer momento el empresario Giuseppe Diana se había propuesto para patrocinar al equipo en dos encuentros que se disputaron en 2005: uno valedero para la Copa UEFA y otro de Copa Italia, y el segundo intento fue a través de las citadas maniobras de especulación del título del Lazio. Por otra parte, fuentes policiales explicaron que no existen pruebas de que los cuatro miembros del grupo "Irriducibili", también procesados por extorsión y especulación en el intento de comprar el equipo, supieran que los fondos procedían de la Camorra.

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS