Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Eto'o y Ronaldinho superan sus diferencias

Esta tarde está prevista una reunión entre el director deportivo, Txiki Beguiristain, y Rijkaard para tomar una decisión sobre el delantero

Horas después de la entrevista que el jugador camerunés del Barcelona, Samuel Eto'o, ha concedido al programa El larguero de la Cadena SER para aclarar el revuelo que se ha creado tras las declaraciones, el delantero entrena en estos momentos con normalidad junto al resto del equipo en las instalaciones de La Masía. Después del calentamiento inicial, el delantero se ha integrado en la disciplina del grupo y ha participado en los ejercicios ordenador por Frank Rijkaard. Antes de la primera sesión, el técnico holandés se ha reunido en los vestuarios durante media hora. Se espera que a primera hora de la tarde se celebre una reunión entre el director deportivo, Txiki Beguiristain, quien se encuentra de viaje por motivos personales en el País Vasco, y Rijkaard para tomar una decisión al respecto de Eto''o.

"La gente me pega porque yo no soy falso", asegura el camerunés

"Para que mi rodilla esté bien necesito calentar mínimo 15 minutos más que los demás"

En la entrevista, Eto'o rompía su silencio tras haberse negado a jugar los últimos minutos del partido contra el Rácing de Santander del pasado domingo. "No he explotado, he contestado lo que alguien ha dicho sobre mí", ha indicado el delantero del Barça. "Mentirán a la gente que quieran, dirán lo que quieran sobre mí, pero yo sé la verdad. Hay cosas que yo no puedo aceptar", ha afirmado el jugador durante la entrevista. El delantero aseguró ayer a la prensa que "en el Barcelona hay dos grupos, uno es del presidente y el otro es de otra persona que son los que están preocupados tras saber que he vuelto. Ésta es la guerra de dos personas dónde yo me llevo todos los palos". Al parecer, esa otra persona de la que habla Eto'o sería Sandro Rosell, ex vicepresidente deportivo del Barcelona, que ha asegurado no sentirse aludido por las palabras del camerunés.

Eto'o no se ha mostrado arrepentido por sus declaraciones: "Quieren ponerme contra el entrenador. Yo no rectifico nada. Si el club me pide explicaciones las daré a quien se las tenga que dar, pero lo que no voy a permitir y aceptar es que alguien salga y diga que cada uno sabe lo que tiene que hacer para ayudar al grupo".

"No soy un problema para el Barça"

El jugador camerunés ha explicado que el motivo de negarse a jugar fue que no tuvo tiempo suficiente para calentar antes de salir al campo: "Para que mi rodilla esté bien necesito calentar mínimo 15 minutos más que los demás, pero eso no le interesa a la gente, lo único que les interesa es la polémica, es buscar la frase que les parece y la clavan contra el mister. Rijkaard y yo no vamos a tener problemas por lo que he dicho hoy y no rectifico nada." Esta versión coincide con lo que el presidente del Barça, Joan Laporta, decía ayer sobre el asunto, es decir, que el jugador "prefirió ser prudente" porque no había tenido el tiempo suficiente para calentar. Laporta apeló a la maestría de Rijkaard "a la hora de solucionar este tipo de cosas". "Estoy seguro de que Rijkaard lo solucionará como siempre", añadió.

Eto'o ha dicho que no es ni será "un problema" para su actual club, ya que está "muy contento en el Barcelona, pero creo que este año han sido las cosas un poco raras. La gente me pega porque no soy falso. No me encuentro feliz siendo falso [...] Sé lo que les duele, son mis goles. Mi conciencia está muy tranquila [...] Cuando alguien te toca, no hay que aguantar todo, a veces hay que contestar, no soy tan tonto como parezco a veces".

Como ayer hizo su abogado, Josep Maria Mesalles, en declaraciones a ELPAIS.com, Eto'o ha reiterado que "es mentira" que haya "llamado mala persona a Rijkaard". "A los que le encanta la polémica lo quieren enfocar así. Les he dejado claro que de Rijkaard no voy a opinar, porque el mister dice lo que le da la gana."

En la tarde de ayer, Mesalles también ha apuntado que el objetivo de los ataques del camerunés era "un compañero" que en unas declaraciones a la prensa criticó su actitud del domingo pasado, y cuyo nombre no quiso revelar. "Al decir rueda de prensa [fue Rijkaard el que habló en la rueda de prensa tras el partido] ha dado a entender lo que no era", añadió el representante de Eto'o, que ha explicado que el barcelonista se refería a las palabras de ese otro jugador.

Normalidad aparente

Durante el entrenamiento, el delantero camerunés ha sellado las críticas hacia su compañero de equipo Ronaldinho. En uno de los rondos, ambos jugadores se han abrazado ante el amplio dispositivo de cámaras que seguían el entrenamiento matinal de hoy del equipo azulgrana. La multitud de medios se ha agolpado en la Masía para verificar si el camerunés se ejercitaba con el equipo o si Frank Rijkaard lo apartaba del mismo, y si, en caso de ejercitarse, la relación con la estrella brasileña sería diferente.

La respuesta tardó en llegar, ya que la plantilla se ha reunido en el vestuario antes de la sesión con Rijkaard para tratar el asunto.Una vez sobre el césped, donde se ha ejercitado la totalidad de integrantes del equipo, se ha procedido al habitual calentamiento, tras el que se pasó a unos rondos. En uno de ellos han coincidido Eto''o y Ronaldinho que, tras un lance del ejercicio, festejaron la acción con un abrazo.

Todavía hubo más porque más tarde y cuando los jugadores se habían dividido en dos grandes rondos, Rijkaard y el camerunés compartieron un simple ejercicio en el que se pasaban el balón de uno a otro. Aquí se acabaron los guiños, con Eto''o como penúltimo jugador en abandonar el césped del campo de La Masía, donde se llevó a cabo la sesión. El último ha sido Lilian Thuram, que se entrenó en solitario.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.