Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crónica:FÚTBOL | 25ª jornada de Liga

El Getafe salva con nota su semana alpina

Kome y Míchel remontan un tanto inicial de Ezquerro

El Getafe cerró en San Mamés una semana de ensueño tras la victoria sobre el Real Madrid y se convierte además en el cuarto debutante en Primera que gana en La Catedral. Los de Quique Flores, que se encuentran a 11 puntos del descenso, no perdieron nunca la fe y remontaron un 1-0 ante un conjunto, que con el anuncio de la marcha de Valverde, parece haber perdido la ilusión por seguir escalando posiciones. Lamikiz sabrá.

El Getafe saltó a San Mamés con sus habituales buenas formas, orden, disciplina táctica y solidaridad. Las mismas que hicieron sucumbir en el Coliseo Alfonso Pérez a la maltrecha galaxia blanca.

Sin embargo, los de Valverde no se amedrentaron y buscaron en todo momento cargar con la iniciativa del encuentro. Especial mención merece la aportación de Urzaiz -ganó todos los balones colgados y le anularon un gol con pinta legal - y Ezquerro, que acabó adelantando a los suyos tras un buen desmarque por el centro de la poblada defensa madrileña. Etxeberría encontró el hueco y el delantero colocó el 1-0 de disparo cruzado ante la salida de Aragoneses.

Poco pudo estirarse el Getafe a la contra, aunque dispuso de una ocasión clarísima: un mano a mano de Kome con Aranzubía, en el que al delantero se le apagaron las luces y estrelló el balón en el guardameta. Pero pueden respirar los de Quique Flores, ya que Iraola desaprovechó un penalti momentos después, cometido por el pillo Belenguer, que desvió un fuerte chut desde la frontal del área de zamorana.

La dadivosidad de los leones dio alas al Getafe -con Míchel en lugar de Diego Rivas- en el segunda mitad, en la que la transición por el centro del campo se hizo fugaz. El balón rodaba de una meta a otra sin apenas respiro, intercambiando ocasiones de gol. La mayor parte, en el área defendida por Aranzubía. Nano fue el primero en avisar, con un remate alto de cabeza al segundo poste tras un buen centro desde la banda izquierda. Luego llegaron los disparos desviados de Riki y Albiol. Y poco después llegó el empate de Kome -tras una falta lanzada por Pernía-, que se resarció de la ocasión malograda en el primer periodo.

La ambición de los rojiblancos pareció desvanecerse por completo, pese a los cambios impuestos por Valverde -Luis Prieto por el desafortunado Iraola; Tiko por Javi González y Guerrero por Gurpegui-, al tiempo que los azulones seguían achuchando, inconformes con arañar un solo punto de La Catedral. Apenas a diez minutos de la conclusión, un robo de balón de Riki a Lacruz en la posición del lateral derecho propició el gol de la victoria. Míchel sumó su segundo gol de la temporada al empujar la pelota a la red desde el punto de penalti. Trató de reaccionar el Athletic, aunque sin fe y con el Getafe amenazando con el tercero.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.