Personas con discapacidad visual crean los nuevos mapas sonoros de las ciudades

El artista Antoni Abad propone una nueva cartografía de los barrios de ciudades como Valencia, Berlín, Roma o Sidney en el proyecto Blind Wiki

Anna Sánchez y su hija, en uno de los paseos por Valencia para el proyecto Blind wiki.
Anna Sánchez y su hija, en uno de los paseos por Valencia para el proyecto Blind wiki.Festival 10 sentidos

La percepción de las ciudades es una construcción mental y colectiva. Se compone de tantos relatos como los que la habitan y visitan, sobre todo si tienen la capacidad de expresarse. El artista catalán Antoni Abad, tras una serie de trabajos junto a individuos con movilidad reducida, decidió conectar a personas con discapacidad visual y las nuevas tecnologías para reescribir ese mapa. Grandes urbes como Roma, Sidney, Berlín y ahora València, rehacen su cartografía a través del sonido gracias al proyecto Blind Wiki. En su app y web, esos audios se convierten en una suerte de realidad aumentada sobre calles, plazas y obstáculos del espacio público. Una herramienta enriquecida al evadirse de la dominación visual.

Más información

Esta acción abierta en el tiempo nació en Roma, en 2014, y desde entonces ha recartografiado barrios de Breslavia, Londres, Guatemala o Sao Paulo. También lo hizo en Venecia, donde formó parte de la Bienal de 2017. Para intensificar la actividad, Abad planifica expediciones, como las más de 30 que ha organizado junto al festival 10 Sentidos de València y que han modificado el mapa mental de sus Poblados Marítimos. “Es curioso como en ciudades como Berlín, los mensajes son más escuetos y precisos. En países como Italia o ahora en València, hay mucha más poética y hasta musicalidad, pero en todos los casos sorprende como en una calle se recogen sensaciones e ideas que nosotros no somos capaces de ver”, comenta el artista a El País.

Anna Sánchez perdió casi toda su capacidad visual durante el embarazo de su hija. Las dos dirigieron hace unos días una de esas marchas por el centro de la capital valenciana. En concreto, para disfrutar de una de sus pasiones compartidas: el arte urbano. “Es accesible, no como los museos, y además puedo fotografiar y ampliar para ver y comentar con mi hija. Incluso, puedo seguir la obra de diferentes artistas”. Revisar los mensajes de ambas en Blind Wiki es abrirse a una historia viva de la ciudad. Distinta, ajena al relato habitual o al de una guía turística. “Quedarme ciega, de alguna manera, despertó mis sentidos. Percibes a las personas y a los espacios de otra forma. Te fijas en los contornos, en las voces. Además, pasas a escuchar en distintos planos y si voy en un autobús, por ejemplo, escucho sin dificultad a quien tengo delante, al conductor y a una conversación en otro rincón”.

La Blind Wiki valenciana se ha enfocado al frente marítimo urbano, cuya segunda mitad del siglo XX se convirtió en un largo proceso de degradación. Jorge Alamar, vecino y fotógrafo de Nazaret, acompaña a una de esas expediciones por el barrio aportando datos tanto históricos como personales. Los relatores graban sus mensajes y, después de que el grupo haya atravesado una avenida, el mapa refleja un sinfín de puntos amarillos. Cada uno de ellos encapsula un mensaje sonoro, una percepción. A menudo, una descripción que cualquiera, desde la prisa y lo cotidiano, pese a su capacidad visual, ha sido incapaz de ver.

Este hecho ha atraído a algunos estudiantes de la Facultat de Belles Arts de la Universitat Politècnica de València, cuyo departamento de Escultura está implicado en el proyecto junto al artista, 10 Sentidos y el centro de innovación Las Naves, del Ayuntamiento de València. Griselda Gruni, doctorando de Arte e Investigación, ha hecho varias de las expediciones con la supervisión del propio Antoni Abad. En su afán por registrar lo sonoro, hace tan solo unos días registró como unos niños inventaban juegos en el nuevo proceso de salir de clase a la calle y mantener la distancia de seguridad –por la Covid-19– con compañeros y familiares. “De no haber hecho otras expediciones días antes y haberme abierto a lo sonoro, dudo que me hubiera fijado en todo ese mundo que estaban creando. Pude registrar cómo, sobre la marcha, trataban de interactuar entre ellos y de esa forma adaptarse a unas nuevas normas”.

La aplicación, de descarga gratuita y disponible para los distintos sistemas operativos, sigue la linea de trabajos de Abad en torno al uso de tecnologías y a la expresión colectiva. Una obra que ha dejado rastro en docenas de ciudades, ahora totalmente accesibles gracias a la constante actualización de la app. “Los mensajes de Blind Wiki se pueden dividir en tres áreas: las quejas sobre la accesibilidad, las sensoriales y las culturales. Es curioso que las primeras, a modo de denuncia, no son las mayoritarias. Sin embargo, las sensoriales son las que predominan y las que más influyen en esa nueva cartografía”, dice el artista. “Si te digo la verdad, estoy harta de que lo que pueda aportar son las quejas sobre las barreras arquitectónicas. Por eso me siento útil y me divierto en estas expediciones, porque creo que puedo aportar algo a cualquiera que visite o viva en València”, añade Anna.

Experiencias, crónicas y hasta opiniones. 2020 también ha servido para reconstruir un mapa de los barrios de pescadores y portuarios valencianos. Esta cartografía sensorial de audios geolocalizados se queda abierta, como ya lo está en ciudades de 25 países, para que cualquier vecino redescubra sus calles a través del sonido.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción