Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LO MEJOR DE 2018 | 'HIP-HOP', R&B Y ELECTRÓNICA

Balance apasionante, vital y enérgico

Desde Cardi B a Robyn o Beyoncé, las mujeres mandan de principio a fin de año. En música electrónica domina Yves Tumor

El músico Yves Tumor.
El músico Yves Tumor.

Si ya el año pasado las mujeres tuvieron un protagonismo destacado en la cosecha hip-hop, R&B y electrónica, en 2018 su importancia y presencia han sido aún más significativas. Desde debutantes con carisma, Cardi B, Tirzah, Kali Uchis o SOPHIE, hasta estrellas reinventadas o renacidas, como Ariana Grande, Beyoncé, Mariah Carey o Neneh Cherry, desde regresos inmaculados, los de Robyn o Noname, hasta figuras en su mejor momento, como Janelle Monáe, el balance no puede ser más apasionante, vital y enérgico. Mandaron ellas de inicio a fin, y tan solo Drake y su multiventas Scorpion, Travis Scott, Lil Wayne o The Weeknd han plantado cara en las alturas. Y todo ello en un año especialmente frenético y productivo para el hip-hop y el R&B en sus múltiples facetas y escenas: Jay Rock, 6Lack, Kendrick Lamar y su bso de Black Panther, Blood Orange, Brockhampton, serpentwithfeet, Pusha T, Plaboi Carti, Earl Sweatshirt, Sheck Wes o sellos como Griselda Records, entre muchos otros de una lista imposible de reproducir, han sido protagonistas destacados de una temporada que una vez más tiene que lamentar desapariciones prematuras. Las muertes de Mac Miller o XXXTentación vuelven a señalar el componente trágico del género. Por último, la escena electrónica también ha regalado momentos que es de justicia resaltar: los nuevos discos de Rival Consoles, Objekt, DJ Koze, Shinichi Atobe o Jon Hopkins han peleado por hacerse con la segunda y tercera plaza de un podio dominado por Yves Tumor y su memorable Safe in the Hands of Love.

1.- Cardi B. 'Invasion of Privacy'. (Atlantic UK)

Toda la burbuja mediática que se había creado alrededor de Cardi B, la nueva estrella del rap/R&B, confirmada a lo grande en un vendaval sonoro de rap, R&B, baladas y electrónica bailable que tiene todos los números para convertirse en uno de esos discos que cambian el juego desde las alturas. Es tan buena como se decía, sí.

2.- Yves Tumor. 'Safe in the Hands of Love'. (Warp)

La electrónica experimental no ha tenido rival en 2018. Yves Tumor, el proyecto de Sean Bowie, ha destripado a competidores y compañeros de escena con un disco impredecible, caótico y devastador que fusiona a lo loco noise, R&B, shoegazer, pop o psicodelia. Una chaladura que va mucho más allá de las ganas de epatar de los artistas extremos.

3.- Robyn. 'Honey'. (Konichiwa / Interscope)

El mejor disco de pop del año. La vocalista sueca vuelve a demostrar que el synth pop y el dance pop pueden ser emocionantes, profundos, lúcidos y creativos. Y que se puede tener un pie en la pista de baile y otro en el confesionario, donde deslumbra el retrato crudo y sincero de las relaciones humanas que propone la artista.

4.- Earl Sweatshirt. 'Some Rap Songs'. (Tan Cressida / Columbia)

Fogonazos de dos minutos que revalorizan el hip-hop independiente actual. Totalmente descontextualizado del momento, ajeno a modas, corrientes e intereses, el regreso de uno de los personajes más fascinantes del género es un contenedor de ideas, pruebas y genialidades que evoca el espíritu musical de J Dilla.

5.- Tirzah. 'Devotion'. (Domino)

Debut largo de una de las voces más personales e impredecibles del R&B, Devotion ofrece una mirada intensa y profunda sobre el amor y el desamor con una banda sonora que fluctúa entre el pop experimental, el R&B futurista y la electrónica de dormitorio. El resultado es fascinante, único e imposible de equiparar a cualquier otra propuesta del género.