Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los grandes momentos de José María Íñigo en la televisión

Desde su debut en 'Último grito' a sus retransmisiones de Eurovisión pasando por el mítico programa con Uri Geller doblando cucharas

jose maria iñigo Ver fotogalería
José María Íñigo en el 'Último grito'.

La cuchara de Uri Geller es lo primero que a muchos se les viene a la cabeza al pensar en José María Íñigo, que ha fallecido el 5 de mayo de 2018 a los 75 años tras una larga enfermedad. Otra generación le sitúa como la voz de Eurovisión en la segunda década del siglo XXI. Pero el periodista ha sido historia de la televisión por mucho más.

Estreno en la televisión. En el año 1968, y ya con una buena experiencia radiofónica, Íñigo debutó en TVE en el programa musical Último grito, de Pedro Olea e Iván Zulueta. Copresentaba el espacio junto a Judy Stephen, José Palau y Nacho Artime. Íñigo comenzaba así su carrera en televisión con una de sus grandes pasiones, la música. En la radio había colaborado con programas como Los 40 Principales o El Gran Musical.

Estudio abierto. Marzo de 1970. Apenas dos años después de su estreno en TVE, Íñigo se puso al frente del programa que le dio la fama, un espacio que mezclaba entrevistas, actuaciones musicales y análisis de la actualidad. Un formato creado por Fernando Navarrete que comenzó su andadura en la segunda cadena pero con el tiempo, en 1974, pasó a la primera.

Uri Geller y la magia de Íñigo. Fue en Directísimo (1975-1976) donde se creó uno de los momentos más míticos de la televisión española. Era un espacio parecido a Estudio abierto pero que se emitía en directo. Y una noche de septiembre de 1975, Íñigo llevó de invitado al ilusionista israelí Uri Geller con una actuación que epató y desconcertó a toda España. Geller mostró cómo doblaba cucharas hasta romperlas solo frotando el metal con los dedos y con el supuesto poder de su mente. La magia la puso Íñigo, creando el ambiente necesario para que en muchos hogares se quedaran prendados de la pantalla o corrieran a las cocinas a coger una cuchara para intentar el truco.

Reconocimientos. Por sus trabajos en programas como Estudio abierto, Directísimo, Esta noche... fiesta (el programa en el que Lola Flores perdió aquel pendiente de oro...) y Fantástico Íñigo logró entre 1975 y 1983 cinco TP de Oro como Mejor Presentador. En 1971 se le otorgó el Premio Ondas y en 2009 el Premio Antena de Oro de la televisión. En 2010 la Academia de las Ciencias y las Artes de Televisión de España le reconoció con un premio a su trayectoria profesional.

José María Íñigo en 'Supervivientes 2006'.
José María Íñigo en 'Supervivientes 2006'.

Calvo y con bigote. Siempre fue famoso su bigote, pero en 2006 Íñigo, tras algunas colaboraciones en programas como El show de Flo o Las mañanas de Telecinco, se puso al frente de Supervivientes: Perdidos en el Caribe junto a Jesús Vázquez en Telecinco, y lo hizo con una nueva imagen que impactó en su momento: se quitó el peluquín y mostró que, efectivamente, era calvo. Una imagen que quedó grabada ya para el resto de su carrera.

Eurovisión, tras los pasos de Uribarri. En 2011 Íñigo tomó el relevo de José Luis Uribarri, la voz más clásica de Eurovisión en TVE. El presentador fue el encargado de comentar las finales y los votos de los países del festival europeo de la canción hasta 2017. En aquel momento, TVE lo eligió "por ser un experto en periodismo musical", con una dilatada carrera en televisión, radio y prensa. En 2018 será Tony Aguilar el que el sábado 12 de mayo tome a su vez el relevo de Íñigo junto a Julia Varela.

José María Íñigo presenta la actuación de Pastora Soler en Eurovisión 2012.

Más información