Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

‘Fariña’, narcotraficantes de pantalón de pana y dominó

El secuestro del libro de Nacho Carretero provoca que Antena 3 adelante el estreno de la serie sobre el narcotráfico en Galicia

Cabecera de la serie 'Fariña' con el tema compuesto por Iván Ferreiro.

"Mientras los narcos colombianos tienen metralletas y en El padrino van vestidos de traje, en Galicia iban con pantalón de pana, una camisa abierta y jugaban al dominó. Es una gran diferencia". El productor y guionista Ramón Campos adelanta así qué se puede esperar de Fariña, la serie que adapta el libro del periodista Nacho Carretero sobre el narcotráfico en Galicia y que Antena 3 estrena la noche del miércoles 28 (22.40). La ficción se centrará en el periodo comprendido entre finales de los años setenta y principios de los noventa.  "Hay que desacomplejarse un poco, y esto es un capítulo de nuestra historia, oscuro, pero un capítulo que es merecedor de ser contado. Y también de ser explotado narrativa y culturalmente. Hemos tenido un poco de complejos, cuando en otros países sus miserias las aprovechan", cuenta el reportero.

El debut de esta ficción producida por Bambú (Gran Hotel, Velvet, Las chicas del cable...) para Antena 3 estaba previsto para dentro de unas semanas, pero la cadena ha decidido adelantarlo tras la reciente orden de secuestro del libro dictada por una juez tras la denuncia del exalcalde de O Grove (Pontevedra) y aprovechar así el tirón de la actualidad. La medida cautelar fue solicitada por el exalcalde, quien demandó al periodista y a la editorial Libros del KO por supuesta vulneración de su derecho al honor. De momento, la cadena solo ha anunciado la emisión del primer episodio, de 10, y no se sabe si continuará su emisión cada miércoles o la serie completa se programará para más adelante. Tras el primer capítulo, la cadena emitirá un debate sobre el narcotráfico en el que participará el periodista de EL PAÍS.

Manuel Lourenzo como 'Terito' y Javier Rey como Sito Miñanco en el rodaje de 'Fariña'. ampliar foto
Manuel Lourenzo como 'Terito' y Javier Rey como Sito Miñanco en el rodaje de 'Fariña'.

"Antena 3 apostó por esto mucho antes del revuelo, confió en una serie que hace 10 o 15 años nunca hubiese ido en una cadena generalista, pero tuvo esa valentía y es lógico que intente aprovechar la situación", comenta Carretero. "Hubiese preferido que fuese de otra manera, por disfrutar más de la promoción y para que la editorial pudiese imprimir más libros y beneficiarse también de esto, cosa que con el secuestro no puede. Es agridulce que tenga que ocurrir así, pero a la vez es lógico y al final nos intentamos quedar con lo bueno. La serie se estrena, ojalá guste y a la larga sea positivo", dice el periodista. "Llevábamos semanas antes del secuestro del libro, desde la detención de [el narco] Sito Miñanco [que en la ficción interpreta Javier Rey], diciendo que nos parecía que se acercaba el momento de estrenar la serie. Cuando se dio el bombazo del secuestro, pensamos que era el momento ideal", confirma Campos.

Carretero ha participado en la producción de Fariña casi como un guionista más. "Me implicaron mucho desde el primer minuto. Me hizo sentir satisfecho, porque era una implicación muy sincera. Muchas veces, en las compras de derechos de libros, el autor parece una pieza que no sabe bien dónde situarse, porque los guionistas ya tienen su idea. Ellos desde el primer minuto querían que yo estuviese como asesor de guion, casi me hicieron sentir como uno más", explica el periodista. "Obviamente, no soy guionista y yo no entraba en las tramas, pero sí contaban conmigo para todo lo que tenía que ver con investigación, datos, contrastar situaciones...", remata.

Y los narcotraficantes, ¿qué?

¿Cómo espera Nacho Carretero que se reciba la serie en el mundo del narcotráfico gallego? "Hay de todo, hay narcos que están preocupados por lo que se refleje en la serie y hay otros que están encantados. Ahí hay también un mundo de egos. La serie, al igual que el libro, ha contado con asesoramiento que está muy cerca del narcotráfico, si no dentro del narcotráfico, y no sé cual va a ser la respuesta hacia la serie. Desde luego, puedo contar que el libro circuló de mano en mano e incluso en la cárcel de A Lama se lo encontraban en la celda. Y narcotraficantes que decían, este libro está mal porque yo no salgo. El ego entra en juego, a algunos disgustará, a otros dará un masaje al ego, pero indiferente a nadie. En Galicia hay una expectación muy grande".

Campos, gallego al igual que Carretero, se siente también agradecido con el periodista por haber podido trabajar juntos. "Que Nacho nos eligiera fue un signo de confianza de su parte, porque había mucha gente interesada en el libro, y él entendió muy claramente que todos los que nos íbamos a implicar éramos de la tierra, y entendió muy bien todo el planteamiento que le hicimos. Nos parecía lógico que la persona que más sabe, que es Nacho, estuviese en el proyecto muy implicado. Somos una productora gallega que al llegar a Madrid hace unos años hizo mucha piña de emigrantes y a Nacho lo acogimos como uno más. Lo consideramos ya parte de nuestro de equipo y para nosotros es tan importante el trabajo como la amistad", dice Campos.

Y esa Galicia en la que han nacido y se han criado los creadores de la serie vive al día todo lo relacionado con la ficción de Antena 3. "El rodaje despertó muchísima expectación, porque las localizaciones son los lugares donde tuvieron lugar todos estos hechos, en Vilagarcía, Cambados, Vilanova, en toda la ría de Arousa, allí los vecinos vivieron eso de primera mano y les generaba mucha curiosidad. Vecinos mayores nos decían, esto es como un viaje en el tiempo, yo viví este momento que estáis rodando, una descarga, un partido de fútbol del equipo de Sito Miñanco, escenas concretas, y veo que está perfecto", comenta Carretero. "Es una cosa como muy particular, y sin complejos, sin miedo a que se desarrolle allí, con la forma de hablar de allí, con la atmósfera de allí y a partir de ahí crece hacia lo universal".

'Fariña', punto de partida a series más internacionales

Bambú es una de las productoras españolas que ha comenzado a trabajar con plataformas digitales. En Movistar tiene Velvet Colección y en Netflix, Las chicas del cable. Lugares donde ha tenido que adaptarse al formato internacional con capítulos de una hora o menos de duración y no a los episodios de 70 minutos como poco que exigen las cadenas generalistas en España. Con Fariña, el deseo es que las cadenas vayan cambiando unas costumbres que hacen que las series acaben ya de madrugada.

"Fariña tiene capítulos de 60 minutos... no nos han exigido que vayamos a los 70 o 75 minutos de largo que había antiguamente. Una serie como Fariña, hace 10 años, no sería posible en España, porque las televisiones en abierto tenían que llegar a un público muy amplio, y de repente la llegada de Amazon, HBO, Netflix, la salida de Movistar al mercado de las series, eso ha provocado que las cadenas generalistas de alguna manera también tengan que empezar a arriesgar más, necesitan igualar sus productos a los productos del pago, y ahí nace Fariña. Espero que si funciona, eso sea como el paso previo a otras", comenta el productor y guionista de la serie Ramón Campos.

"El salto a internacional es muy interesante, porque ahora lo que medimos no es que tu serie sea un éxito o un fracaso en la emisión en España, ahora hay que esperar un poco más. Cuidadín, que luego salta a una plataforma o al mercado internacional, y que ahí puedes tener una repercusión, tanto que creo que no vamos a tardar mucho en empezar a ver cómo se producen series en España para el resto del mundo", remata el productor.

Más información