Billie Holiday revive en blanco y negro

Muñoz y Sampayo inmortalizan la vida trágica de Lady Day en el universo del cómic

Cuando hace más de veinte años la pareja de creadores argentinos, el dibujante José Muñoz y el escritor y guionista Carlos Sampayo decidieron dedicarle un álbum a la cantante Billie Holiday no se figuraban que su tributo estaba destinado a tener una larga vida gráfica. En el año del centenario del nacimiento de la artista celebrado con homenajes, reediciones discográficas, biografías y ensayos sobre la cantante, la prestigiosa editorial belga Casterman reedita el álbum dedicado a Lady Day que en su día realizaron el duo Muñoz & Sampayo. “Admiramos su talento, sus alegrías y tristezas han acompañado, pulido, abrillantado nuestras vidas”, dice el dibujante José Muñoz sobre la influencia de la cantante de jazz.

Residentes en Europa durante muchos años- José Muñoz vive actualmente en Italia- el tándem Muños y Sampayo, creadores entre otros de ese clásico de la historieta policiaca el detective Alack Sinner, antes de revivir sus raíces porteñas con la figura del cantante Carlos Gardel -objeto de otro brillante volumen- atravesaron todo el continente americano tras las huellas de uno de los grandes mitos de la canción del siglo XX. Una ficción señalada por la tragedia, escándalos, drogas, alcohol, que marcaron la vida de la cantante y ahora trasladada al universo del comic. “Para nosotros el reto y desafío principal era el de conseguir no faltarle el respeto al personaje y componer, desde nuestra admiración y agradecimiento, una buena narración figurativa, inmóvil, con música de silencios”.

El álbum Billie Holiday -editado en España en el año 2005 por Planeta DeAgostini- vuelve a poner de relieve ese esplendido juego cromático de fuertes claroscuros, de contrastados y expresionistas blancos y negros que se han convertido en la marca gráfica de Muñoz. “La realidad de aquellos momentos, su vida, su historia, eran en blanco y negro” señala el dibujante sobre la elección plástica. Dos colores protagonistas a modo de divisa. “Negro Billie y Blanco Gardel, esos eran los colores y no podían ser de otra manera” comenta Muñoz. Y apunta a modo de reflexión creativa. “En las historietas creo que me atraen los avatares que puedan ser contados solamente con estos dos tonos”. Más de medio siglo despues de su muerte la voz de Billie Holiday vuelve hacerse oír otra vez en ese juego de luces y sombras que dibujó su vida.

Billie Holiday. Carlos Sampayo y José Muñoz. Casterman / Planeta Agostini. Blanco y negro. 64 págs.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS