ARTE

Encapsular los recuerdos

La artista cubana Mabel Poblet plasma en sus instalaciones la memoria colectiva de la isla

La artista cubana Mabel Poblet, reflejada en su obra 'Marea alta'.
La artista cubana Mabel Poblet, reflejada en su obra 'Marea alta'.Bernardo Pérez

Materializar la memoria puede ser una labor tan complicada como meter el mar Caribe en una galería. Mabel Poblet (Cienfuegos, 1986) junto con otros cinco artistas que participan en Elemental 2/4 lo consiguen. Esta es la continuación de un proyecto que la galerista Odalys Sánchez de Saravo comenzó hace un año y al que, como su nombre indica, le quedan otras dos ediciones sobre algunas de las cuestiones elementales de la humanidad.

Al entrar en la galería Odalys, la obra de Hugo Alonso (Soria, 1981) muestra el punto de fuga. Un largo pasillo invita al espectador a recorrer este paseo por la memoria de otros que le pueden hacer reflexionar sobre la suya. Alonso representa escenas que forman parte de sus recuerdos. Lugares asépticos que pueden resultar familiares tanto por estar en el imaginario colectivo como por ser recreaciones de espacios que el que observa se podría encontrar en cualquier parte. Son representaciones de escenarios de películas de terror a los que añade objetos de su vida cotidiana. El aerógrafo en blanco y negro dota a sus lienzos de un aire de misterio y melancolía, característica común en toda la exposición.

Más información
Cuba a fuego lento
Pujanza creativa en Cuba
Silvio Rodríguez emprende una gira por las prisiones cubanas

Hay un halo de nostalgia que recorre todas las obras. In & Out, de la artista cubana Mabel Poblet, es un díptico conceptual con dos elementos claramente reconocibles: el mar y el cielo de su isla natal, que se repetirán en más obras de esta serie Patria y que habla de la memoria colectiva. Sus creaciones han evolucionado. Su trabajo anterior estaba vinculado a sus recuerdos individuales, a vivencias personales. Poblet partía de historias en las que ella era la referencia. De niña quiso ser artista porque era muy tímida y las artes plásticas fueron el mejor medio que encontró para expresarse. La migración, omnipresente en Cuba, siempre ha estado presente en su vida. A través de sus obras cuenta historias de otros que hace suyas. La artista asegura que la situación está cambiando: "Muchos de los que se fueron están regresando". Esta idea es la que refleja en In & Out, un camino de ida y vuelta, con su mar y su cielo presente, en la memoria de los que tuvieron que partir y ahora ansían regresar. La emigración conlleva la paradoja de querer llegar al lugar soñado y cuando se alcanza se sueña con la tierra de origen. En la obra de Poblet predominan la añoranza y una insistencia de la artista para demostrar que algo está cambiando dentro de la isla.

La emigración conlleva la paradoja de querer llegar al lugar soñado y cuando se alcanza se sueña con la tierra de origen

La otra obra que la artista ha creado para este proyecto es el colofón de la exposición: Marea alta. El azul del mar Caribe como telón de fondo preside la última sala. Una gran foto fragmentada, como fragmentadas se quedan las vidas de los que no consiguen alcanzar la orilla deseada. Poblet construye estas obras a partir de sus referencias, pero la idea del mar como frontera se puede extrapolar a cualquier zona limítrofe con las mismas características. El uso del espejo hace que el espectador se adentre en la obra. La artista, a pesar de su juventud, tiene una amplia trayectoria. Va solapando proyectos, simultanea la construcción de diferentes instalaciones y su afán creador hace que sus piezas estén en constate evolución. "Una obra nunca está terminada, eso me da placer, muy pocas veces estoy conforme con el resultado", comenta Poblet mientras recalca la importancia del diálogo entre las obras, lo que influyen las unas en las otras.

'In & out', instalación de Mabel Poblet.
'In & out', instalación de Mabel Poblet.Galería Odalys

En el caso de Elemental, estas instalaciones que tratan de la memoria colectiva conversan con otras más intimistas como son las de Ernesto Rancaño (La Habana, 1968). Materializa sus recuerdos, guarda los fragmentos de su pasado: trozos de azulejos de diferentes casas en las que ha vivido, de ceniceros, de tazas, las canicas de los juegos infantiles, el polvo que barre su abuela. Mete retratos de las personas que forman parte de su vida en alcancías, huchas que le convierten en un hombre rico. Recoge sus recuerdos personales en distintos recipientes, como Lidzie Alvisa (La Habana, 1969), pero ella expone objetos que son memoria para todos: disquetes, pendrives. Esta artista también reflexiona sobre lo que vivimos y lo que recordamos de esas experiencias. Cómo los recuerdos se ven alterados por la percepción de cada uno y esto lleva al importante papel que desempeña la identidad, que es el tema sobre el que versará la próxima convocatoria Elemental 3/4 en 2015. Mientras, de cada una de las cuatro exposiciones se seleccionarán algunas obras que formarán parte de una exposición final que será la memoria de Elemental.

Elemental 2/4. Galería Odalys. Orfila, 5. Madrid. Hasta el 13 de noviembre.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS