Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los programas más caros de TVE

Récord de la selección: cada minuto emitido de la selección costaba 42.138 euros

‘Cuéntame’, ‘Águila Roja’ e ‘Isabel’ son las series con mayor presupuesto

Los derechos de La Roja ascendieron a 45,5 millones por 10 partidos. Registraron un 31,5% de audiencia.
Los derechos de La Roja ascendieron a 45,5 millones por 10 partidos. Registraron un 31,5% de audiencia.

La ficción y el fútbol son los reyes de la televisión. Arrastran audiencias millonarias, pero exigen también inversiones de alto nivel. En TVE, las series de mayor presupuesto son Cuéntame, Águila Roja, Isabel y La República. Cada uno de los capítulos de estas producciones oscila entre los 600.000 y los 900.000 euros, según los datos de la autoría realizada por la Intervención General de la Administración del Estado (IGAE) correspondiente al ejercicio 2011. Otra de las grandes partidas presupuestarias se la apunta el deporte, y especialmente el fútbol. El contrato de ese año con la selección española ascendió a 45,5 millones.

La Roja mueve cifras estratosféricas. El mismo tiempo que los futbolistas invierten en celebrar un gol, en torno a un minuto, le costó a TVE ese año 42.138 euros, según los mismos datos. Cada partido registró una audiencia media de cinco millones de espectadores, uno menos de los aficionados que cosechó la Liga de Campeones, aunque el coste era muy superior al del torneo europeo.

'La hora de José Mota', con 12.142 euros el minuto, ha sido en 2011 el programa más costoso de la parrilla.
'La hora de José Mota', con 12.142 euros el minuto, ha sido en 2011 el programa más costoso de la parrilla.

El fútbol supera por goleada a cualquier otro tipo de contenidos. El programa de entretenimiento más caro de la parrilla fue, un año más, La hora de José Mota, que salía a 12.142 euros el minuto. Con todo, era menos que en 2010, cuando se cotizaba a 12.279.

En términos generales, todos los programas se han ido ajustando el cinturón. Series de alto presupuesto, como Cuéntame o Águila Roja, rebajaron sus tarifas. Las grandes productoras afirman que se han adaptado al esfuerzo de austeridad reclamado por TVE, que en algunos casos ha implicado un recorte en el presupuesto superior al 15%. “Y eso, sin rebajar los estándares de calidad”, señala un directivo de una productora. Cada capítulo de la ficción líder, Águila Roja, salía entonces por 11.424 euros el minuto (IVA incluido), menos que Cuéntame (11.545) pero más que Isabel (10.124), La República (8.292) o Gran reserva (8.244).

Las aventuras de los famosos espadachines de Águila Roja tuvieron, comparando con otras ficciones, los mejores rendimientos en función de la audiencia. Alcanzó una cuota de pantalla del 29,6% superando a Cuéntame (22,7%) y a Isabel (20,2%). Algunas productoras afirman que han tenido que asumir los efectos colaterales de la política de congelación de las series, como por ejemplo, el coste de mantener los estudios cerrados durante meses.

El coste de otros programas está a larga distancia. El desaparecido informativo de tarde España directo (en su edición diaria) salía a 631 euros el minuto, más que el veterano concurso Saber y ganar (350) y que el magacín La mañana (262).

La serie 'Cuéntame' es, comparando el coste por minuto, la de mayor presupuesto de las que emite TVE.
La serie 'Cuéntame' es, comparando el coste por minuto, la de mayor presupuesto de las que emite TVE.

Pero ningún programa le hace sombra al deporte. Y menos al fútbol. Los derechos de emisión de La Roja, por ejemplo, experimentaron una descomunal subida desde 2009, cuando la cadena estatal hizo frente a una factura de 27 millones. El curso siguiente subió a 34 y en 2011, escaló hasta los 45,5. El encarecimiento de los derechos, y la precaria situación económica de la corporación (que ha visto reducido en los dos últimos años su presupuesto en más de 250 millones de euros), ha llevado a TVE a renunciar a estos partidos (en manos ahora de Mediaset). La final de la Copa del Rey de ese año le costó a la cadena pública 4,5 millones.

La factura de La Roja creció, en parte, porque se compraron dos partidos más que el año anterior. Su audiencia media fue del 31,5% de la cuota de pantalla. Una cláusula del contrato preveía que si era inferior al 32% la cadena debería recibir una compensación (52.000 euros) que cuando Hacienda redactó el primer informe (septiembre de 2012) no estaba contabilizado en las cuentas de la televisión.

La Copa Davis, conquistada por España, y la Copa Federación le salió a la cadena pública por 2,2 millones.
La Copa Davis, conquistada por España, y la Copa Federación le salió a la cadena pública por 2,2 millones.

En 2011, TVE se gastó en la compra de derechos deportivos más dinero del que le permite la ley. En total desembolsó 153 millones por los derechos. Superó así el tope del 10% presupuesto, según el informe. La corporación alega que la desviación obedece, en parte, a la emisión de dos partidos adicionales de la selección de fútbol y a que España fue campeona de la Copa Davis, lo que obligó a pagar el máximo del contrato (más de dos millones de euros). El Mundial de Motos salió por 27 millones; el torneo de tenis de Roland Garros, por 5,6, y la Vuelta, por 4,1.

La auditoría critica que algunos deportes son un 22% más caros y su audiencia es un 20,5% menor. Cuestiona también los gastos que en ocasiones se han cargado al presupuesto de las corresponsalías (como, por ejemplo, las multas o el lavado de vehículos), censura que se hayan abonado indemnizaciones por encima de lo que marca la ley y expone que el contrato con Overon para la retransmisión de señales por satélite era un 27% más caro que el anterior, suscrito con Telefónica Servicios Audiovisuales, aunque no abarcaba exactamente los mismos conceptos.