Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Generalitat baraja nombrar a Xavier Trias como delegado en Madrid

El exalcalde de Barcelona abre la puerta a aceptar el cargo que dejó Mascarell

Xavier Trias (centro), rodeado del expresidente Carles Puigdemont (izq.), el exconsejero Toni Comín y el abogado Gonzalo Boye (der.).
Xavier Trias (centro), rodeado del expresidente Carles Puigdemont (izq.), el exconsejero Toni Comín y el abogado Gonzalo Boye (der.).

Hace dos meses que el cargo de delegado del Gobierno de la Generalitat en Madrid está vacante y Xavier Trias, el exalcalde de Barcelona, es uno de los candidatos que baraja el Ejecutivo de Quim Torra para ocuparlo. Desde el departamento de Presidencia, del que depende la oficina de la madrileña calle de Alcalá, aceptan que el veterano neoconvergente está entre los candidatos pero señalan que aún no hay nada cerrado.

Trias, de 76 años, aseguró que no ha recibido ninguna propuesta formal de la Generalitat para ocupar el cargo pero dijo que no descartaba aceptarla si eso implicaba poder trabajar “por la concordia” pese a que “el contexto no es fácil”. El exalcalde es bien conocido dentro del mundo político de Madrid, pues fue el hombre fuerte de la extinta federación de CiU en el Congreso de los Diputados de 2000 a 2004. El pasado 26 de mayo, Trias dejó de ser concejal de Barcelona después de 16 años.

La delegación en Madrid tiene como objeto “la representación institucional del Govern en la capital del Estado y la difusión y promoción de la realidad catalana”. Un trabajo que se ajustaría al perfil de Trias pero que también implica afrontar retos complicados como, por ejemplo, la sentencia de los líderes del procés. El exalcalde ocupó provisionalmente el número dos en la lista de Junts per Catalunya a las elecciones europeas ante el veto al expresidente Carles Puigdemont, que terminó levantándose.

El último delegado había sido Ferran Mascarell, que dejó el cargo el pasado 30 de abril, un poco menos de un mes antes de que comenzara la campaña de las elecciones municipales. El ahora concejal de Barcelona por Junts per Catalunya abandonó el cargo para dedicarse a la campaña. Su sueldo era de 84.919 euros anuales brutos.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >