Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Brays Efe: “Madrid es una ciudad muy desconocida, vas a lugares y flipas”

El actor Brays Efe, canario criado en Pontevedra, que pronto estrenará la tercera temporada de Paquita Salas, interpreta su primer monólogo en el Teatro Lara

Brays Efe en la sala Lola Membrives del teatro Lara, donde tres veces a la semana interpreta 'Las cosas extraordinarias', su primer monólogo.
Brays Efe en la sala Lola Membrives del teatro Lara, donde tres veces a la semana interpreta 'Las cosas extraordinarias', su primer monólogo.

Ha hecho de mejor amigo gay en el cine, de representante de artistas en su propia serie en Internet y de Úrsula, la mala de La Sirenita y de Sara Montiel en el programa de televisión Tu cara me suena. Ahora Brays Efe (Las Palmas de Gran Canaria, 1988) protagoniza Las cosas extraordinarias, un monólogo del autor inglés Duncan MacMillan bajo la dirección de Pau Roca en el teatro Lara (Calle de Corredera Baja de San Pablo, 15), cada miércoles, jueves y viernes a las 22:15 h. hasta el 31 de mayo. La obra, que requiere de la participación del público, reflexiona sobre la depresión y las crisis personales desde un punto de vista optimista. No en vano, Brays Efe asegura durante la función que “las cosas mejoran, aunque no siempre se vuelven extraordinarias”.

Este es su primer monólogo. ¿Qué son las cosas extraordinarias para usted?

El texto me encantó la primera vez que lo leí. Es brillante. MacMillan me parece un autor genial. Pone en el centro de la historia las crisis personales, las cosas malas que nos suceden, la tristeza. Creo que es muy importante hablar de eso que muchos consideran un tabú. Lo trata con dignidad, desde un punto poco dramático. Resulta muy liberador. También habla de las cosas pequeñas que nos hacen felices con una lista.

¿Cuáles son las suyas?

El olor de los libros viejos, pero el olor de los nuevos también. El chorizo pepe, que es una de las cosas maravillosas de la vida; cuando hace mucho calor y de repente se pone a llover en verano. Esas pequeñas cosas de la vida que no nos paramos a disfrutar.

Interactúa bastante con el público.

Ellos me ayudan a leer la lista. Algunos espectadores desempeñan otros papeles clave de la función, pero nunca es invasivo. Me está gustando ver que a la gente le apetece ayudar y se entrega mucho. No va de ser valiente ni de hacerlo bien, la timidez funciona, lo patoso también. No existen errores en la participación del público, es todo bonito siempre.

¿Qué significa para usted el teatro Lara?

Algo muy fuerte. Toda la historia que tiene detrás es brutal. Aquí se han estrenado obras alucinantes, de Jacinto Benavente, que es un nobel, por ejemplo. También se grabó un videoclip de Isabel Pantoja y es el teatro de La llamada, la obra de mis amigos, los Javis. He estado mil veces en los camerinos, en los estrenos, ayudando… Yo he hecho el papel de la hermana Bernarda.

Acaba de terminar el rodaje de la tercera temporada de Paquita Salas. ¿Cree que un personaje como Paquita podría existir en otra ciudad que no fuera Madrid?

Es muy madrileña y eso que nació aquí. Vive en López de Hoyos ¡Más madrileña no puede ser! Me he sorprendido mucho de cosas que han pasado en este rodaje. Creo que será una temporada bastante impactante.

¿Le parece un buen personaje para encasillarse?

Te encasillas cuando haces uno que no está completo, yo creo que Paquita, como personaje, experimenta un viaje muy interesante. Si encasillarme es que me van a ofrecer más personajes que se le parezcan: complejos, tiernos, que naveguen entre la comedia y el drama, estaré encantado de que me encasillen. Señoras de 50 años, no me van a encasillar porque yo no voy a decir que sí a ninguna más.

Lleva 12 años residiendo en la capital, casi la mitad de su vida.

Me siento bastante madrileño, la verdad. Como que todo mi proceso de emancipación ha sido aquí: los años de Universidad, empecé a trabajar aquí, a hacer mi vida…

Se crio en una granja en Pontevedra, aunque nació en Canarias. ¿Dónde va en Madrid cuando lo echas de menos?

No hay muchas opciones, pero por ejemplo hay sitios muy tranquilos, como una zona del Parque del Oeste que tiene un río y un puente. Superchulo. Madrid es una ciudad muy desconocida, vas a lugares y flipas, porque al final haces tu vida en tu barrio y alrededores.

¿Le gusta el cocido madrileño?

El madrileño me gusta. Voy mucho al Malacatín que es donde hacen el mejor cocido de Madrid. No soy racista de cocidos. El gallego, lo hacía muy bien mi madre, que es cocinera. Mi abuela lo preparaba con pepe, un chorizo más gordo, como una bola, que estaba relleno de zorza, que es la carne picada, adobada gallega y cebolla. Cuando se hacía, se abría sobre las alubias y era un manjar absoluto.

¿De qué disfruta más en Madrid? ¿De la vida cultural, la gastronomía o la vida nocturna?

Lo bonito de Madrid es la combinación de las tres cosas, ¿no? Uno de mis planes favoritos es ir a la filmoteca, donde siempre ponen algo interesante. También me gusta ir de fiesta a Cha Cha Club los viernes y también me encanta comerme el cocido de Malacatín. Las tres cosas las puedo hacer el mismo día.

Un texto para él

El actor canario cuenta que un amigo le envió el texto de Macmillan porque lo veía en el papel. “Después de leerlo le dije que sí quería hacerlo, así que se dispuso a adquirir los derechos. El problema es que ya los había comprado alguien”, explica. La productora catalana Sixto Paz, cuyo director artístico es Pau Roca, se había hecho con ellos y curiosamente, también se lo ofrecieron a Efe. “Algo tendré que la gente piensa que puedo hacerlo”, concluye.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >