Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Prisión sin fianza para un hombre acusado de estrangular con un cinturón a su compañero de piso

El autor llamó a la policía y esperó a los agentes en el portal. Él y la víctima se dedicaban presuntamente a la prostitución y discutieron por el pago de la vivienda en A Coruña

Un agente de la Policía Nacional, en Málaga.
Un agente de la Policía Nacional, en Málaga.

El Juzgado de Instrucción número 4 de A Coruña, en funciones de guardia, ha decretado prisión provisional comunicada y sin fianza para el hombre detenido tras confesar que mató a su compañero de piso en A Coruña. Una portavoz oficial del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) ha informado de la decisión del juzgado este sábado, jornada el la que el hombre pasó a disposición judicial tras el crimen registrado el viernes, y ha explicado que el delito que se le imputa es homicidio.

Según explicaron fuentes de la investigación consultadas por Europa Press, tras su detención el hombre aseguró a los agentes que había cometido el crimen con un cinturón tras mantener una discusión porque, según alegó, la victima había difundido un video de contenido sexual en el que también se le veían consumiendo sustancias estupefacientes. En concreto, el arrestado, R.D.R., de 28 años y nacido en Uruguay, avisó a la Policía de lo sucedido sobre la 1,40 horas de este viernes en un cuarto piso del número 7 de la calle Honduras, en el barrio de Labañou de la ciudad herculina.

El presunto autor de los hechos, que esperó en el portal a los agentes, manifestó a los policías que acudieron a la vivienda que había matado a su compañero de piso con un cinturón tras una discusión en la vivienda en la que residía junto a otras dos personas más.

Al acceder al piso, según fuentes próximas a la investigación, los policías hallaron a otro morador que desconocía lo sucedido y que hubiera ocurrido un episodio violento porque estaba con los cascos puestos en su habitación, una de las cuatro que hay en el domicilio. Los policías localizaron a la víctima tendida en el suelo de otra habitación con la cara tapada y con un cinturón encima del cuerpo.

Según las mismas fuentes, el detenido y la víctima se conocían desde hace años y se dedicaban supuestamente a la prostitución. Además, el joven admitió desavenencias porque supuestamente su compañero de piso había difundido por redes sociales un video de contenido sexual en el que también se le veía consumiendo sustancias estupefacientes.

Por ello, y supuestamente por unas deudas pendientes relativas al pago de su estancia en el piso que compartían con otros dos compañeros, comenzaron a discutir y el joven posteriormente detenido le apretó el cuello con un cinturón. El caso, que investiga la Policía Nacional, está bajo secreto de sumario.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >