Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Flores contra las pintadas en las tumbas de La Pasionaria y Pablo Iglesias

"Todos los demócratas deberían estar dolidos con este ataque", dice el líder del PCE tras la profanación de las tumbas de La Pasionaria y Pablo Iglesias

Tumbas profanadas
El secretario general del Partido Comunista, Enrique Santiago enfrente de la tumba de Dolores Ibárruri hoy en el cementerio de la Almudena

Decenas de personas se acercaron este martes a visitar y llevar flores a las tumbas de Dolores Ibárruri, la Pasionaria, y de Pablo Iglesias, fundador del PSOE, que fueron profanadas en un acto cuya autoría aún se desconoce. Simpatizantes del PCE cubrieron de flores la mancha blanca de pintura sobre la tumba de la Pasionaria de la que alertó su nieta el lunes a mediodía. El monumento a los Caídos de la División Azul, en la parte católica del cementerio, también fue atacado con pintadas.

Al pararse enfrente de la tumba del fundador del PSOE, Gabriel, veterano militante socialista, no podía contener las lágrimas recordando que ha llevado a su hija Ara, de 40 años, a visitar la tumba desde que era muy pequeña "para que conociera la historia de la democracia de nuestro país". "¿Quién cuidaba las tumbas en ese momento?", le pregunta a su amigo Javier, de 67 años, que lo acompaña abrigado con una bufanda roja. Los recuerdos se agolpan en la memoria de estos dos militantes del PSOE. "Vamos a echar un padrenuestro en la tumba de Pablo Iglesias", dice Javier, mientras recuerda que eso era lo que hacía cada vez que su padre lo llevaba al cementerio. Ahora, este jubilado va a veces con sus amigos al cementerio y les cuenta historias de los grandes pensadores que descansan allí. 

Según avanzaba la mañana, más personas se acercaron a presentar sus respetos en un día doloroso y triste, señalaban. Paloma, madrileña de 45 años, se había acercado a visitar las tumbas de sus padres y ante lo ocurrido decidió dividir en tres el ramo de flores que llevaba: "Una parte para la Pasionaria, otra para Pablo Iglesias y la otra para mis padres". 

Poco a poco, un ramo tras otro, a mediodía las flores casi alcanzaron a cubrir las manchas vertidas sobre el mármol de la Pasionaria. El secretario general del Partido Comunista, Enrique Santiago, se acercó también al lugar de reposo de Dolores Ibárruri: "Todos los demócratas de este país deberían estar dolidos con esta ofensa tan grande, un ataque contra un símbolo de la reconciliación de este país".

Santiago señaló que hay tres denuncias interpuestas [por la profanación de las tumbas], "una, de la familia; otra, del partido, que es el titular de la tumba; y una por parte del Ayuntamiento de Madrid".  "Estamos sumamente compungidos y espeluznados de que volvamos otra vez a un momento en donde las diferencias políticas se resuelvan ante la violencia y la intolerancia. Este tipo de actitudes han traído consecuencias trágicas a este país y esperamos que no se vuelva a repetir", añadió el dirigente comunista. Además, destacó el hecho de que estos actos vandálicos se produjeran después de la manifestación del domingo en la plaza de Colón de Madrid convocada por PP, Ciudadanos y el partido de ultraderecha Vox por la unidad de España y la convocatoria de elecciones generales. "Nos preocupa mucho que sea una actuación que tenga un tinte político en un momento de especial crispación", dijo.

Por su parte, el portavoz del PSOE en la Asamblea de Madrid, Ángel Gabilondo, calificó este martes de "impresentable, insostenible e injusticable" las pintadas en las tumbas. En rueda de prensa posterior a la Junta de Portavoces, Gabilondo ha indicado que las personas que han cometido estos delitos deben tener "una sanción social y política y jurídica", según recoge Europa Press.

El secretario General del partido comunista, Enrique Santiago mirando el muro del osario republicano
El secretario General del partido comunista, Enrique Santiago mirando el muro del osario republicano

El cementerio de La Almudena ya sufrió otro ataque de este tipo en agosto de 2017 con pintadas y mensajes como "Nazis no, Muerte al fascismo y Muerte al Estado" sobre el panteón de la División Azul. Días antes se habían profanado varias sepulturas, además del mausoleo de la familia Calvo-Sotelo y las estatuas de Lola Flores y su hijo Antonio.

Los servicios funerarios del Ayuntamiento de Madrid se han puesto a disposición de los familiares y titulares de las tumbas profanadas en el cementerio de la Almudena, la del fundador del PSOE, Pablo Iglesias y la de la dirigente comunista Dolores Ibárruri, Pasionaria, para repararlas si así lo autorizan. El delegado de Salud, Seguridad y Emergencias del Ayuntamiento de Madrid, Javier Barbero, ha asegurado este martes que la seguridad está "garantizada" en los cementerios pero no puede haber "un guardia en casa esquina" de los 14 cementerios de Madrid.

En un comunicado, el Ayuntamiento de Madrid condena estos actos vandálicos que, señala, "son absolutamente excepcionales en la historia del cementerio" y se tratan con un protocolo de comunicación con las familias, denuncia y limpieza "debido a la delicadeza, valor emocional y en muchos casos, cultural e histórico" de las sepulturas de este camposanto, de más de 120 hectáreas. Fuentes de los servicios funerarios señalaron asimismo, en declaraciones recogidas por Efe, que la "gran mayoría de la ciudadanía hace un uso cívico" de este espacio público.

La tumba de Pablo Iglesias con las pintadas de este lunes en el cementerio civil de la Almudena
La tumba de Pablo Iglesias con las pintadas de este lunes en el cementerio civil de la Almudena

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información