Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Soberanistas de Catalunya en Comú abren otra grieta en el partido de Colau

La plataforma denuncia en un manifiesto que muchos soberanistas "se sienten completamente huérfanos en este espacio político"

Elisenda Alamany de Catalunya en Comú Podem tras la reunión que ha mantenido con representantes de Ciudadanos.
Elisenda Alamany de Catalunya en Comú Podem tras la reunión que ha mantenido con representantes de Ciudadanos. EL PAÍS

Un sector de Catalunya en Comú, que se identifica como soberanista, presentará este martes una nueva plataforma dentro del partido que aspira a reconducir el rumbo de la formación que dirige Ada Colau al sostener que se ha desviado de los principios fundacionales de su asamblea constituyente de hace dos años. El colectivo, que se identifica bajo el nombre provisional de Nou Futur, ha difundido este domingo un manifiesto titulado Somos comunes. Somos soberanistas que denuncia que muchos de los soberanistas del espacio se sienten "huérfanos". Los diputados en el Parlament Elisenda Alamany y Joan Josep Nuet, según ha avanzado TV-3. La plataforma se presentará este martes a las siete de la tarde en la Casa Golferichs en un acto que contará con la presencia de Alamany.

El manifiesto reivindica un proyecto que dibuje un país "que valga la pena ser vivido" y que, además de apelar a mayorías amplias y plurales, supere "los vicios y las inercias de partidos tradicionales" que, a su juicio, aún "atenazan" a Catalunya en Comú y deje atrás el "repliegue" por parte de sectores del partido que se han alejado del soberanismo. El documento enmienda la estrategia de Colau al sostener que no ha sido suficientemente fiel a los objetivos incurriendo en "negociaciones entre aparatos, repliegues, tentación de homogeneización y pactos de despacho". En 2016, la alcaldesa presentó el proyecto que debía basarse, dijo, en superar las dinámicas de los partidos socios que lo impulsaban -Barcelona en Comú, Iniciativa, Podem y Esquerra Unida i Alternativa- sintetizándolo en esta frase: "No queremos coaliciones ni sopas de letras".

El texto concluye que a menudo el espacio ha dejado de reivindicar el soberanismo pese a ser uno de sus valores originales. "La pluralidad del espacio que fue uno de los atributos que hizo ganador al proyecto de los comunes podría estar actualmente en riesgo. Hoy, muchos soberanistas se sienten completamente huérfanos en este espacio político", afirma. En el último debate de Política General en el Parlamento, los comunes presentaron una resolución que defendía un referéndum, a secas, y sin los apellidos de "vinculante, pactado con el Estado y reconocido internacionalmente" que utilizó antes del referéndum del 1 de octubre y en la época de Xavier Domènech. Las etiquetas las asumieron las fuerzas independentistas.

La nueva pataforma se presentará este martes y la apoyarán Nuet, Alamany, según TV-3

La nueva plataforma se presentará este martes y todavía no se sabe el peso que tiene, quién la integrará ni cómo acabará afectando a la atribulada vida del grupo parlamentario, dirigido por Jessica Albiach, de Podem, y que parece haber heredado las polémicas de su antecesor, Catalunya si que es pot. La irrupción supone un nuevo revés para Catalunya en comú que se tambalea desde que Domènech abandonó el partido por sorpresa en septiembre. Colau intentó en septiembre cerrar la crisis y en un  calculado juego de equilibrios entre todos los socios, propuso a la ejecutiva repartir juego y nombrar a dos coordinadores más: uno procedente de Iniciativa y otro de la base de los comunes. Su objetivo era que el diputado Joan Mena, de Catalunya en Comú y EUiA, fuera el cuarto pero Nuet lo vetó. Mena fue designado finalmente portavoz. La reorganización de la ejecutiva dejó fuera a afines a Domènech. Iniciativa aspiraba conservar en el núcleo duro del partido el control del territorio , pero esa asignación recayó finalmente en Barcelona en Comú. En Catalunya en Comú conviven varias familias y algunas tan dispares como la de Comuns federalistas y la de Desbordem, los anticapitalistas de Podem. Los primeros no votaron el 1 de octubre y los segundos lo hicieron activamente.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >