Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dimite la teniente de alcalde de Girona investigada por el ‘caso 3%’

Anticorrupción considera que Isabel Muradàs pasó información confidencial a un constructor de la trama

Isabel Muradàs.
Isabel Muradàs.

La alcaldesa de Girona, Marta Madrenas, aceptó ayer la dimisión de la cuarta teniente de alcalde del Ayuntamiento de Girona, Isabel Muradàs, investigada en el caso 3% por facilitar información confidencial a uno de los constructores de la trama, Josep Maria Bassols. Muradàs puso su cargo a disposición de la alcaldesa el pasado viernes tras conocer que había sido llamada a declarar por la Audiencia Nacional. Madrenas aceptó ayer su renuncia, aunque dudó de que Muradàs acabe yendo a juicio.

La Fiscalía Anticorrupción puso el foco sobre Muradàs tras descubrir unos correos electrónicos incluidos en la causa que revelan que esta facilitó, cuando era subdirectora de Estudios y Coordinación del departamento de Gobernación entre octubre de 2011 y enero de 2013, “información privilegiada” a Bassols sobre la situación financiera de ayuntamientos catalanes. Bassols era el hombre en Cataluña de la empresa Oproler, con sede en Madrid.

En un mensaje enviado el 30 de abril de 2012 al correo electrónico de Muradàs en la Generalitat, incluido en el sumario del caso, Bassols la invita a comer y le pide un favor: “Me interesaría saber si el Ayuntamiento de Llinars del Vallès está tan bien como dicen sus presupuestos, ¡licita una obra de 4.836.040 euros!”.

Cinco semanas antes, el 24 de marzo, el constructor había enviado otro mail parecido: “¿Podrías informarme sobre el Ayuntamiento de Tarragona?”. Días más tarde, el 9 de abril, Muradàs le contestó enviándole archivo de cuatro páginas “que desglosa la estructura económica de los presupuestos, los ingresos y gastos corrientes, el ahorro presupuestario, la inversión, la deuda y el remanente de tesorería” de la ciudad.

Audiencia Nacional

El magistrado José de la Mata ha citado a declarar a Muradàs como investigada el próximo 15 de junio como posible autora de un delito de tráfico de influencias. La cuarta teniente de alcalde siempre ha negado las acusaciones. Muradàs militaba en Unió (socio de CDC hasta 2015) y ahora en Demòcrates de Catalunya.

Madrenas calificó ayer de “muy lamentable” la situación y aventuró que no le sorprendería que Muradàs no tuviera que ir a juicio porque se sobresean las diligencias. Pero añadió: “De momento esta exigencia que siempre he defendido hacia los responsables públicos me obliga a aceptar esta renuncia”.

En el próximo pleno de junio se hará efectivo el relevo en la concejalía, que la asumirá el número 21 de la lista de CiU en las últimas municipales, Josep Pujols, responsable territorial de la secretaría de deportes de la Generalitat.

Por su parte, la portavoz del PSC en el Ayuntamiento, Sílvia Paneque, dijo no entender por qué la alcaldesa ha aceptado la renuncia de Muradàs cuando, en el comunicado hecho público el pasado viernes, el equipo de Gobierno aseguró que confiaba en la inocencia de la edil, pidió “respeto” y recordó que el proceso judicial se encontraba “en fase muy inicial”.