Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

De Suiza a Benicàssim en autocaravana por amor al ‘reggae’

El Rototom Sunsplash reúne a público de todas las edades llegado de 98 países

Asistentes al festival Rototom de Benicàssim.
Asistentes al festival Rototom de Benicàssim.

A Fina Mora, 64 años, de Vila-real (Castellón) le impacta el recorrido desde la explanada del Main Stage a la carpa de la Reggae University, el templo para los apasionados del género jamaicano que se levanta en el recinto de conciertos del Rototom Sunsplash de Benicàssim. Es su primera vez en el festival, que afronta este domingo la segunda de sus ocho jornadas con el aterrizaje de Shaggy, referente internacional del dancehall. Lo visita junto a un grupo de usuarios de la delegación castellonense de la Confederación Española de Personas con Discapacidad Física y Orgánica (Cocemfe), de la que es vicepresidenta. “Ya dije que quería venir, que quería ver esto”, insiste minutos antes de asistir al estreno mundial del documental Wake Up! ¿Qué harías tú para cambiar el mundo?, de Ángel Loza,  rodado en la edición 2011 del festival.

Fina es un ejemplo de la diversidad de público en edades y procedencias que reúne el Rototom Sunsplash, el mayor festival reggae de Europa. En esta edición dedicada a África conviven 98 nacionalidades distintas entre las 250.000 personas que prevé que lo visiten hasta el próximo domingo.

Cae la tarde y la Reggae University bulle de actividad desde hace horas, al igual que el resto de las catorce áreas extramusicales repartidas por el recinto. Este arranque temprano -junto a las 19 horas de programación ininterrumpida- es una de las diferencias con el resto de festivales que alberga la provincia de Castellón. Y también el ritmo pausado con que se mueve la gente.

Unos metros más adelante, como espectadores de primera línea de una conferencia en African Village –el espacio para difundir la música y culturas africanas- están Víctor y Tania Lacomba. Son hermanos. Llegan de Puerto de Sagunto (Valencia). Se alojan junto a los hijos de Tania: Joan, de un año, y Ferran, de tres –que duerme en el carro- en la zona reservada para familias en la acampada. “Ahí tenemos más espacio y privacidad, y está en un área tranquila donde llega menos el ruido”, añade Tania. No son nuevos en Rototom. “Volvemos porque es un festival al que se puede venir con niños”.

El reggae sí es el principal aliciente para Lisecotte Wuite (23 años, Holanda) y la francesa Pauline Billiald (28). La primera descifra su triple apuesta sin dudar: Toots&The Maytals (martes 15), Alpha Blondy (18 agosto) y The Wailers (17), que celebrará en Rototom el reencuentro del grueso de los miembros originales de la banda fundada por Bob Marley. “Me encanta el reggae. Es una suerte poder estar aquí”, dice Lisecotte. Para Pauline hay un artista por encima de todos los que integran el cartel: “Ky-Mani Marley [hijo de la leyenda jamaicana, que actuará este martes junto al alemán Gentleman] porque es el hombre más guapo del mundo”, asevera.

La música es lo que ha movido también a los suizos Sam Bounin (20) y Noe Moulin (20), que aguardan en una de las zonas de relax instaladas por el recinto el estreno del cartel del Main Stage, a cargo de los británicos Twinkle Brothers. Es su primera toma contacto con Rototom Sunsplash. Trece horas en autocaravana resumen su hazaña hasta llegar a Benicàssim. “Hemos venido exclusivamente para el festival. Es fantástico, con un gran ambiente y tan abierto…”, añaden. “Amo el reggae, lo oigo cada día, pero Rototom no es sólo música”, apunta Noe.

Los asistentes al Rototom de Benicàssim. ampliar foto
Los asistentes al Rototom de Benicàssim.

Jorge Cinto y Maite Tomás, castellonenses de 18 y 19 años, no tienen tan claro como sus vecinos suizos de recinto el destino musical de la jornada, pero sí comparten con ellos lo de que el certamen es “diferente”. No se han perdido ni uno de los macrofestivales de la provincia. “Venimos del Arenal Sound, fuimos al FIB, y porque no hay más”, aseguran. “Pero Rototom no tiene nada que ver que los otros. La gente es diferente. El ambiente es diferente. Es otro rollo”, indica Jorge.

La de este domingo, 13 de agosto, será una jornada de contrastes rítmicos y saltos geográficos. El Main Stage oscilará en su segunda puesta en escena de la edición Celebrating Africa entre el dancehall arrollador del jamaicano Shaggy y el afrobeat de Seun Kuti (Nigeria), heredero del impulsor de este género, Fela Kuti. Entre ambos extremos: los dulces sonidos del rocksteady de los 60 con dos referentes jamaicanos de la época, The Heptones y The Silvertones. Ellos guiarán el ritmo pausado del Rototom Sunsplash más africano.