Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Barcelona abastecerá de energía solar a 2.000 nuevas familias

El Ayuntamiento invertirá en más placas solares y dará concesiones a privados

Instalación fotovotáica en el Fórum (Barcelona).
Instalación fotovotáica en el Fórum (Barcelona).

El Ayuntamiento de Barcelona anunció ayer un programa de impulso de la energía solar en Barcelona para el que destinarán 12,4 millones de euros en los próximos dos años. El Consistorio pretende, con ese presupuesto, instalar placas solares en 48 edificios municipales. Además, se realizarán concesiones de techos públicos a privados que inviertan en generación de energía. De esta manera, el Consistorio pretende producir un volumen de energía equivalente al consumo de 2.000 familias.

La teniente de alcalde de Ecología, Urbanismo y Movilidad, Janet Sanz, tildó ayer el modelo energético actual de “injusto, de crear desigualdades, generar dependencia, vulnerabilidad y estar concentrado en muy pocas manos”. El Ayuntamiento pretende ahora que el autoconsumo, la autoproducción y la generación energética renovable y local formen parte de la cotidianeidad de Barcelona.

En la actualidad, en la capital catalana se generan 12,4 megavatios (MV) de potencia procedentes de energías renovables, y sólo 1,8 proceden de instalaciones eléctricas municipales. El Gobierno de Colau propone duplicar su aportación, pasando de 1,8 a 3,9 MV en dos años.
El concejal de Presidencia, Agua y Energía, Eloi Badia, explicó ayer que, a mediados de 2018, 48 edificios municipales entre los que se encuentran bibliotecas y escuelas tendrán instaladas placas solares.

Además, dentro de la estrategia del Gobierno municipal de BComú está la inversión por parte de empresas privadas y particulares, mediante el mecenazgo, en techos de “máxima radiación solar” cedidos por el Ayuntamiento. El Consistorio cederá los tejados a los inversores durante un periodo de tiempo determinado, que será cercano a los 20 años.

Con la cesión del espacio público, el Consistorio prevé conseguir 1,3 millones de euros y 500 kilovatios de potencia generada. El Ayuntamiento ha planificado también instalar placas solares en cubiertas, paredes medianeras u otros espacios como el puente de Marina. También apuestan por actuaciones en edificios privados donde la inversión la realicen los particulares a los que el Consistorio apoyará con subvenciones y bonificaciones.