Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vuelven los mejores payasos, y se traen a otro

'Rhumia', secuela de 'Rhum', se instala en el Lliure de Gràcia a pasar las Navidades

Una imagen de 'Rhumia'.
Una imagen de 'Rhumia'.

Aquellos payasos en estado de gracia que nos regalaron Rhum, uno de los mejores espectáculos de cualquier categoría que haya pisado nuestros escenarios, regresan ahora con su Rhumia, la secuela en la que la inolvidable troupe de encantadores, gamberros y poéticos descerebrados nos invitan a visitarlos en su casa y a conocer a un aspirante a su compañía. Rhumia, que pudo verse cinco días en el Espai Lliure en el festival Grec y luego estuvo en el Price de Madrid, desembarca en su escenario natural, el Lliure de Gràcia, donde se estrenó Rhum,para pasar las navidades (desde el viernes próximo hasta el 10 de enero). También Rhumia, como Rhum, ha ganado un premio Zirkòlika: al mejor espectáculo de circo.

Son los mismos personajes (Joan Arqué, Roger Julià, Jordi Martínez, Pep Pascual), menos uno, Guillem Albà, más uno, Mauro Paganini, un artista de calle al que los payasos —”familia inestable”, como se definen ellos— “adoptan y acogen en su casa mientras deciden si lo incorporan al grupo y le hacen entrega de la nariz roja”, explica Martí Torras Mayneris, que vuelve a dirigir el espectáculo de los Rhum & Cia. “La casa de los payasos”, señala, “no deja de ser un circo”.

Rhumia que los payasos también denominan con su lógica de payasos Rhum 3, para sortear aquello de que nunca segunda partes fueron buenas, se desarrolla en un espacio que es “la deconstrucción de una casa” y, con la excusa del argumento, se compone de una serie de números de clown, clásicos y nuevos.

A destacar uno en el que se caracterizan de sui generis bomberos de calendario tras pegarle fuego al teatro (¡el Lliure del 40 aniversario!: ¡tiembla Pasqual!) y hasta realizan un estriptis. El espíritu de Monty, al que estaba consagrado Rhum, sigue aquí, y se junta también el de otro recordado payaso, Joan Armengol, fallecido en 2004.