Una multitud pide el cierre de ENCE y el fin de la “eucaliptización de Galicia”

La Asociación pola Defensa da Ría recurrirá por vía penal y administrativa la prórroga del Gobierno en funciones a la pastera

Una multitud de personas se ha concentrado este sábado ante la fábrica de Ence, en Lourizán (Pontevedra), convocadas por la Plataforma Ence Fóra en la víspera del Día del Medio Ambiente para exigir el cierre "para siempre" de la fábrica pastera tras participar en la doble manifestación que ha partido de las alamedas de Marín y la ciudad del Lérez.

Es la primera vez que la tradicional marcha contra Celusosas y Elnosa, que venía organizando hasta ahora la Asociación Para la Defensa de la Ría (APDR) de Pontevedra, la convoca la Plataforma Ence Fóra y la Federación Ecoloxista Galega (FEG). "No teníamos problemas en ceder nuestro protagonismo si eso supone aumentar la concienciación ciudadana", ha afirmado el presidente de la APDR, Antón Masa, para justificar la "unidad de acción".

Asimismo, en declaraciones a Europa Press, Antón Masa ha anunciado que la APDR recurrirá por la vía penal y administrativa la prórroga que el Gobierno central en funciones le ha concedido a la empresa Ence para que pueda continuar desarrollando su actividad industrial durante 60 años más en su actual ubicación. La APDR también apostará por la vía política para lo que, según ha explicado Masa, existe "un acuerdo" con En Marea, Podemos y PSOE de modo que "si llegan al poder derogarían esta decisión o incluso la Ley de Costas".

En la cabecera de la marcha, en cuya pancarta se ha podido leer 'Ence fóra da ría para sempre', 'Saneamento integral da ría' y 'Non á eucaliptización', han estado presentes la que fuera portavoz de En Marea en el Congreso, Alexandra Fernández; la portavoz parlamentaria del PSdeG, Patricia Vilán; el cabeza de lista del BNG al Congreso por Pontevedra, Luis Bará; el presidente de la Federación de Asociaciones de Vecinos Castelao de Pontevedra, Juan Loureiro, o el representante de la CGT, Miguel Ángel Cuña, entre otros representantes sociales y políticos.

Precisamente, la que fuera diputada de En Marea Alexandra Fernández ha asegurado que "la marcha de Ence de la ría es uno de los requisitos imprescindibles para conformar cualquier gobierno" de cara a la celebración de las próximas elecciones generales del 26 de junio.

Y es que, para la militante de Anova, la prórroga ha sido "un mal ejemplo de como aplica la política el PP" al considerar que existe una "clara vinculación" entre cargos del PP y el consejo de administración de Ence a través de las llamadas "puertas giratorias". "Eso hace sospechar", ha apuntado, que la prórroga "no está basada en criterios económicos o ambientales", sino "intereses políticos y rendir favores".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

A la marcha también ha acudido la portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, quien ha censurado que "se utilicen leyes para beneficiar en el minuto de descuento a una empresa privada" y ha coincidido en que, para el Bloque, "la derogación de esa prórroga ilegal e inmoral" es una "condición fundamental" de cara a un futuro gobierno.

El escritor y profesor Calros Solla ha leído el manifiesto ante la fábrica de Ence, en donde se han reunido los dos grupos de la doble manifestación, procedentes desde las alamedas de Pontevedra y Marín. Solla ha confiado en que se haga realidad su "sueño" de que un día los gobiernos de la Xunta y del Estado "entenderán por fin el sentido" de las "reivindicaciones" de estos colectivos.

"Soñé que un pueblo empoderado acabará echando la escoria de los gobiernos", ha afirmado, argumentando que "es de justicia que, 60 años después, la ría sea devuelta íntegra a la ciudadanía, sus verdaderos y legítimos poseedores".

Calros Solla se ha remontado al gobierno franquista que, con la implantación de Ence, "firmó la sentencia de muerte para la ría de Pontevedra" y se ha referido a Franco como el "espantapájaros entronizado" y "endiosado fantoche" que "desecó" la marisma de Lourizán mientras "no faltó" un sector de la sociedad en Pontevedra que "aplaudiese tal alarde de virilidad".

Volviendo al presente, ha criticado que --también en la actualidad-- "no falta quien vitoree" la "demostración de poderío" por parte de Ence mientras la fábrica "incuba huevos podridos con la negra humareda de la usura y el latrocinio".

Así, el autor del manifiesto --que ha tildado a Ence de "dragón franquista" y "anacronismo"-- ha ironizado sobre la campaña de publicidad de la pastera, con el lema 'Mucho más de lo que ves', al afirmar que la factoría "esconde los oscuros designios de los que siempre acaban mandando".

Frente a lo que "pregonan" sobre los "puestos de trabajo, motor económico de la comarca, gestión limpia e inversiones", Solla ha asegurado que los opositores a la permanencia de Ence están "hartos de que los que siempre acaban mandando retuerzan las leyes en su provechoso capricho para que nada se mueva, salvaguardando su supremacía".

También ha arremetido contra las cofradías del fondo de la ría de Pontevedra a propósito del convenio que Ence está preparando con los pósitos para proporcionarles una embarcación para la regeneración de los bancos marisqueros: "No podemos estar satisfechos mientras un cofrade de Lourizán o Raxó crea que debe arrodillarse ante Ence, y un cofrade de Pontevedra crea que no vale la pena ponerse en pie", ha reprochado.

"La rendición de los mariscadores nos condena a llevar a la boca un fruto envenenado", ha criticado Solla, para quien resulta "difícil entender que, pudiendo aspirar a la excelencia", la gente "se conforme con el residuo de una balsa de decantación".

La campaña 'Móvete pola ría' impulsada desde la Plataforma Ence Fóra y la Federación Ecoloxista Galega (FEG) --a las que pertenece la Asociación pola Defensa da Ría de Pontevedra (ADPR)-- se basa en el "saneamiento integral" de la ría y rechaza la "eucaliptización".

Ambas entidades han calificado de "fundamental revocar" la prórroga que el Gobierno central en funciones le ha otorgado a la fábrica pastera para que pueda continuar su actividad en Lourizán durante 60 años más. También ha exigido que el saneamiento integral de la ría de Pontevedra "llegue a buen puerto, un objetivo que pasa por intensificar la movilización social".

Sin embargo, Ence Fóra y la FEG han lamentado que la prórroga supone "un duro golpe" a las posibilidades de lograr el saneamiento e "hipoteca el futuro de la comarca".

Precisamente, sobre la calidad de las aguas en la ría de Pontevedra, estas organizaciones ecologistas sostienen que es "preocupante por el grado de contaminación" porque "no cumplen los objetivos de calidad establecidos en la legislación para aguas de cultivos marinos y para aguas de baño", poniendo "en peligro" a los sectores que desarrollan su actividad en este medio.

"Falta una depuración adecuada de las aguas residuales de origen doméstico", han advertido los promotores de la campaña, que también han atribuido la contaminación a "la presencia del complejo Ence-Elnosa". Por ello, sostienen que es "necesario eliminar todos los vertidos directos a la ría y los ríos".

Además, otro frente de la campaña alerta contra el "impacto" de la permanencia de Ence en Lourizán "sobre el monte gallego" a través de la "eucaliptización", un proceso que han calificado de "contrario a la biodiversidad y a un mundo rural vivo".

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS