Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los policías de Getafe condenados por matar a un hombre piden el indulto

La madre del fallecido tiene intención de recurrir la condena ante el Tribunal Constitucional

Los policías de Getafe que mataron a David Prieto Fandiño, un hombre que iba en un coche al que perseguían, y que fueron condenados por un delito de homicidio y otro en grado de tentativa, están recogiendo firmas para solicitar el indulto de la pena al Gobierno de la nación. La madre del fallecido, María José Fandiño, tiene la intención de recurrir la sentencia del Tribunal Supremo que redujo la condena a los agentes de 15 años a tres años y nueve meses, al aplicarles la eximente incompleta de cumplimiento del deber.

David Prieto, trasladado por el Samur tras el tiroteo. Ampliar foto
David Prieto, trasladado por el Samur tras el tiroteo.

Los hechos ocurrieron la mañana del 21 de noviembre de 2011, cuando el agente con carné profesional 28065-638, que estaba fuera de servicio, avisó a la emisora de la Policía Local de Getafe de lo que consideraba un secuestro. Creyó ver cómo metían a un hombre en un Opel Corsa. Se inició entonces una larga persecución por parte de varios coches patrulla, que terminó 14 kilómetros después. Los tres policías tirotearon al coche, dejando mal herido al conductor, Roberto García Castillo, y con un balazo en la cabeza de David Prieto. Este murió un día después en el hospital Doce de Octubre.

La Audiencia Provincial falló el 22 de abril que los tres policías Antonio Miguel González Montero, Ismael García-Morato y Óscar Daniel Castro Usón eran culpables de la muerte de Prieto Fandiño y de la tentativa de homicidio sobre Roberto García. También fijó una indemnización de 108.846 euros para la madre del fallecido y de 17.994 para el herido grave.

Los agentes recurrieron ante el Tribunal Supremo, que falló la reducción de la condena a tres años y nueve meses, además de la exculpación de Óscar Daniel Castro. El ponente de la sentencia, el magistrado José Manuel Maza, descartó que se hubiera producido un delito por imprudencia, como pedían los condenados.

Los dos agentes condenados han continuado con la recogida de firmas para solicitar el indulto. Hasta ayer habían firmado 18.137 personas en la plataforma digital. “A la vista de la sentencia del Tribunal Supremo, entiendo que sí hay base legal para que se lo concedan a los otros condenados”, señaló José Luis Fuertes, el abogado de Antonio Miguel González. Este fue el autor del disparo que acabó con la vida de David Prieto, según los análisis balísticos de la Policía Científica.

La petición del indulto suele paralizar por parte de la Audiencia Provincial de Madrid la ejecución de la sentencia y, por tanto, el ingreso en prisión de los policías, según el abogado. Esto ocurre sobre todo con las penas de corta duración, como la de los policías. En otros tribunales no siempre ocurre lo mismo. El indulto también podría evitar que los dos funcionarios fueran expulsados de la carrera profesional, como marca la sentencia de la Audiencia y ratificó el Supremo. Ambas recogen “la inhabilitación especial para el ejercicio de la función pública de policía”. El PP tiene previsto presentar una solicitud en el pleno para que el Ayuntamiento apoye la petición de indulto.

“Auténtico despropósito”

La madre de David Prieto quiere recurrir el fallo del Tribunal Supremo ante el Tribunal Constitucional, porque lo considera “un auténtico despropósito”. “Tengo la obligacion y el deber de defender el honor de mi hijo. Le han puesto como un ladrón, cuando se ha demostrado que no había cometido ningún delito y que no había secuestrado a nadie”, se quejaba ayer la madre, que está en tratamiento psicológico y psiquiátrico.

“Voy a buscar una sentencia justa y voy a acudir a dónde haga falta. Si es necesario llegaré al Tribunal de La Haya para defender el honor de mi hijo y que no haya más muertes como la que sufrió mi hijo por parte de unos policías que, supuestamente, no están para matar a nadie”, añadió. “Lo que hicieron con mi hijo fue un homicidio y solo pido que cumplan una condena íntegra. Desde 2011 sigo enferma y a base de pastillas. Nadie sabe lo difícil que es pasar por la pérdida de un hijo y más de la forma en que lo mataron”, concluyó María José Fandiño.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información