Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Colau extiende las actividades de Navidad por los barrios de Barcelona

El programa en la plaza de Catalunya, con actividades y un mercado, se retrasa tres semanas

Las actividades relacionadas con la Navidad en Barcelona tendrán como epicentro la plaza de Catalunya, pero este año se ampliarán en los distritos, con casi mil actos, un 10% más. La alcaldesa, Ada Colau, ha presentado este miércoles la primera campaña de Navidad que organiza el actual ejecutivo. Un programa que llega precedido de varias polémicas: primero el anuncio de la retirada de la pista de hielo de la plaza de Catalunya que promovían los ejes comerciales de la ciudad y luego el retraso en el encendido del alumbrado navideño, en el que Colau tuvo que dar marcha atrás.

Este año, el acto simbólico de encendido, el próximo viernes coincidiendo con el Black Friday, no se hará en una calle céntrica sino en el Eix Maragall, a caballo entre los distritos de Nou Barris, Horta-Guinardó y Sant Andreu. Habrá los mismos kilómetros de luces: 100. En total, sin contar con la fiesta de fin de año y la Cabalgata, la campaña costará 1,5 millones de euros.

Los comerciantes lamentan la retirada de la pista de hielo

Los comerciantes se mostraron ayer relativamente conciliadores y afirmaron que esperarán a que pase la campaña de Navidad para valorar cómo han influido los cambios en el programa. El presidente de la Fundación Barcelona Comerç, que representa a los ejes de barrio, Vicenç Gasca, ha lamentado la retirada de la pista de hielo y ha aplaudido la descentralización de los actos, aunque ha recordado "que los ejes ya hacen siempre muchos actos de dinamización del comercio". "Habrá que ver cómo va la plaza de Catalunya, pasado Reyes haremos balance", concluyó. Miquel Àngel Fraile, de la Confederación de Comercio ha apuntado que le hubiera gustado que hubiera más calles decoradas y sobre las innovaciones en la plaza de Catalunya ha afirmado: "Hay que ver si son capaces de atraer a tanta gente, es diferente y sugerente, habrá que verlo".

Colau, que en verano pasado defendió la retirada de la pista por ser "poco sostenible en términos ambientales", y el concejal de Comercio y Turismo, Agustí Colom, han presentado una campaña "que mantendrá los espacios centrales, pero quiere estar arraigada al territorio" y "fomentar valores como el consumo responsable o la sostenibilidad".

El programa también mantiene otros clásicos de estas fechas: el pesebre en la plaza de Sant Jaume, la fiesta de fin de año en Maria Cristina (que cambia de formato, prescindiendo del Ser del Milenio de la Fura dels Baus), la fábrica de juguetes de la Fabra i Coats o la multitudinaria y esperada Cabalgata la tarde del 5 de enero.

Las actividades en la plaza de Catalunya se retrasan unas semanas y en vez de arrancar este viernes con el encendido de las luces, no comenzarán hasta el 19 de diciembre. Habrá un árbol central que recogerá deseos de los visitantes y actividades, talleres y espectáculos hasta el día 4 de enero centrados en la magia, los títeres, la música o el deporte.

También habrá una feria de Economía Solidaria con 40 casetas y 60 empresas. Y pasado fin de año, los pajes reales relevarán al árbol de los deseos, una obra ideada por el artista Josep Guinovart. Entre el 19 de diciembre y el 4 de enero también las fuentes estarán de fiesta y ofrecerán un espectáculo al anochecer.

Colau y Colom han insistido en otros aspectos de la campaña. Como que incidirá en el consumo de juguetes no bélicas ni sexistas; o en el lema "Hola Navidad". "Una palabra sencilla y poderosa que quiere dar la bienvenida a los vecinos, visitantes, turistas, vecinos llegados de fuera y que resume el espíritu de bienvenida, convivencia y acogida", ha afirmado la alcaldesa. La campaña, ha explicado, la ha diseñado el estudio de diseño La casa de la Carlota en el que trabajan personas con discapacidad.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >