Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Iglesia no puede tirar sus casas protegidas de Las Rozas

Es la quinta vez que la Iglesia intenta obtener el permiso, que le permitiría edificar un edificio de tres alturas, cinco viviendas y una capilla.

Las casas parroquiales de Las Rozas.
Las casas parroquiales de Las Rozas.

Las Rozas ha denegado al Arzobispado la licencia para demoler las casas parroquiales que posee en el centro del municipio. Un informe de la Dirección General de Patrimonio ha ratificado que los edificios están protegidos. Es la quinta vez que la Iglesia intenta obtener el permiso, que le permitiría edificar un edificio de tres alturas, cinco viviendas y una capilla. El portavoz de Contigo por Las Rozas sostiene que el Ayuntamiento ha negado la protección legal a estos edificios y ha dado cobertura al proyecto inmobiliario durante estos años.

La amenaza de la desaparición de las casas parroquiales ha perseguido al pueblo durante cinco años.

Las casas parroquiales de Las Rozas, propiedad del Arzobispado de Madrid, forman parte del conjunto arquitectónico más emblemático del municipio, situado alrededor del templo de San Miguel Arcángel. Desde hace años, la Iglesia persigue la aprobación de un proyecto que supondría el derribo del inmueble, de una planta, y su sustitución por un bloque de tres alturas en el que se ubicarían cinco viviendas, otras dependencias y una capilla para uso del clero. La iglesia del siglo XVI y su entorno fueron reconstruidos por la Dirección General de Regiones Devastadas a partir de 1940, al quedar la mayor parte destruida por la Guerra Civil.

Las pretensiones eclesiásticas se han topado, también desde hace años, con una fuerte oposición vecinal, que finalmente parece haber conseguido su objetivo. Un último informe de la Dirección General de Patrimonio Histórico ha ratificado la protección de los inmuebles.

“El dictamen indica que es un elemento a salvaguardar, por lo que no se les ha concedido la licencia que habían solicitado”, indican fuentes municipales. En todo caso, advierten desde el Ayuntamiento, si se presentara un proyecto diferente habría que volverlo a estudiar. El municipio inició los trámites para elaborar el catálogo de bienes protegidos de la ciudad en julio pasado.

Gonzalo Sánchez Toscano, portavoz del partido Contigo por Las Rozas, recuerda al gobierno municipal (PP) que la amenaza de la desaparición de las casas parroquiales ha perseguido al pueblo durante cinco años. “En este tiempo, los sucesivos gobiernos del PP han negado públicamente la protección legal de estos edificios, dando cobertura así al proyecto inmobiliario pretendido por la Iglesia”, denuncia.

El Gobierno regional ya había señalado en cinco ocasiones anteriores (2010, 2012 y 2014) la necesidad de conservar este patrimonio arquitectónico. Recuerdan los vecinos que es el conjunto de mayor valor histórico y patrimonial del municipio, que ha conseguido sobrevivir al crecimiento urbanístico y a la destrucción de gran parte del patrimonio preexistente.